La vida después de una vida en el Congreso: los planes de algunos que se van (pero no de la política)

Carlos Montes, Carolina Goic, Guido Girardi, María José Hoffmann y Jorge Pizarro.

Sesenta y cuatro diputados y diez senadores no se repostulan a su mismo cargo en estas elecciones. Si bien algunos quieren saltar a la Cámara Alta (también hay un senador que ahora postula a diputado), hay otros como Jorge Pizarro, Carolina Goic, Carlos Montes, Guido Girardi y María José Hoffmann, que dejarán la actividad parlamentaria.




“Uno de la política nunca se retira”, comenta Jorge Pizarro (DC), quien desde 1990 ha sido parlamentario, primero como diputado y luego como senador desde 1998.

Pizarro, quien es el representante más veterano del Senado, será uno de 41 legisladores (32 diputados y nueve senadores) que dejarán el Congreso al no repostularse a ningún cargo parlamentario en las próximas elecciones.

A ellos se suman otros 32 diputados que van por un escaño en la Cámara Alta, mientras que el senador Carlos Bianchi (independiente) busca permanecer en el Parlamento y postula a un escaño en la Cámara Baja, apostando a un enroque con su hijo, Karim Bianchi.

Esta mezcla de recambio y migración masiva es uno de los efectos de la ley que puso límite a la reelección y que se traducirá en la mayor renovación del Congreso Nacional desde el retorno de la democracia.

Por lo general, en cada periodo un cuarto de los diputados y senadores se repostulaba. Con estos números, sin embargo, se estima que se renovará más de la mitad del elenco del Congreso,

Pizarro siempre DC

“Lo que pienso es volver a mi actividad en el sector privado en el rubro de logística y comercio exterior”, comenta Pizarro, quien a pesar de tener su militancia activa congelada, señala que no está en sus planes dejar la DC.

“Los principios y valores, uno los lleva siempre y puede aportar desde cualquier lugar, siempre ligado a la DC, a la visión humanista cristiana de la sociedad”, agrega el senador, quien relata que hace un par de año se había cambiado un departamento, como arrendatario, pero aún no tiene resuelto si seguirá viviendo en el mismo lugar.

Montes se jubila

Uno de los que sí se cambió de casa, pensando en su nueva etapa, es el senador socialista Carlos Montes, otro de los que ha sido parlamentario desde 1990. Partió como diputado y en 2014 llegó al Senado.

A meses de dejar el Congreso, Montes revela que ya inició el proceso para pensionarse. “Estoy haciendo los trámites para jubilarme, me cambié una casa más chica, ya vivo solo con mi señora. Me estoy preparando para una nueva etapa en la vida”, dice.

El parlamentario socialista también admite que no dejará la política. Seguirá ligado a su partido, pero su objetivo principal es trabajar en lo que define como la “sociopolítica”, es decir, ayudar a formar dirigentes de juntas de vecinos y de sindicatos en el Gran Santiago, donde ha construido sus principales redes como parlamentario.

Girardi y el tecnoprogresismo

Otro de los veteranos que se despide del Legislativo, pero en ningún caso de la política, es el senador PPD Guido Girardi. Llegó en 1994 como diputado y fue uno de los primero díscolos que tuvo la Concertación. En 2006, dio el salto al Senado y desde entonces se transformó en uno de los referentes de su partido y el Congreso.

Sin embargo, por su misma inquietud intelectual, Girardi desde hace un par de año viene desarrollando un suerte de transición a un vida fuera del Legislativo. Fue el creador del Congreso del Futuro, que partió como un encuentro anual para discutir temáticas científicas, tecnológicas, medioambientales y sociales, al alero del Congreso Nacional, pero ya adquirió vida y una orgánica propia de forma estable en la que participan políticos, académicos y profesionales.

Como autor de la Ley de Etiquetado de Alimentos y de la Ley de Neuroderechos (que protege la intimidad mental, anticipándose a tendencias como la inteligencia artificial y el desarrollo de neurodispositivos que pueden transmitir pensamientos y emociones), el senador se ha transformado en expositor internacional, tarea que hoy realiza ad honorem. “Quiero invertir mi tiempo en la ciencia y los proyectos estratégicos para Chile y la humanidad”, dice el PPD, quien agrega que obviamente seguirá colaborando con el Congreso del Futuro.

No descarta volver a la medicina, para trabajar en el ámbito infantil y de alimentación. De hecho, siendo parlamentario atendía pacientes en el Hospital Exequiel González Cortés.

En el plano político desecha presidir nuevamente el PPD, no obstante, dice que le interesa construir una nueva coalición política. “Quiero ver que va a pasar el domingo (...) sí voy a trabajar activamente para levantar un nuevo proyecto progresista, una izquierda que le discute la modernidad a la derecha. Yo le llamo el tecno progresismo del Siglo XXI o el nuevo humanismo digital que haga de alternativa al transhumanismo o el neoliberalismo digital”.

Hoffmann y las nuevas generaciones

Otra que está aún lejos de despedirse de la política es la diputada UDI, María José Hoffmann. Aunque es parte de la nueva generación de líderes gremialistas y solo alcanzó a estar 12 años en el Congreso (desde 2010), su retiro obedece en parte a la ley que puso límite de la reelección.

No obstante, a pesar de que se le ofreció competir por la Región Metropolitana, desechó buscar un escaño al Senado,

Sus planes pasan por seguir como secretaria general de la UDI y dedicarse a tareas internas del partido, siempre y cuando la actual directiva que encabeza el diputado Javier Macaya logre sortear con éxito las próximas elecciones.

Uno de los temas que la motivan es concentrarse en la formación de liderazgos jóvenes. “Cuando tienes vocación y la lógica no es solo en torno al poder tradicional, te das cuenta que hay muchos espacios. El mío será abrirle la puerta a nuevas generaciones desde la UDI”, relata.

En ese sentido no descarta volver. “Es bueno hacer una pausa, tomar aire, prepararse, es sano. No descarto volver a la senatorial en mi región (Valparaíso)”.

Del punto de vista laboral, el trabajo académico en alguna universidad es una posibilidad, aunque tampoco descarta volver a estudiar. Cientista política con dos magíster (uno en España y otro en la UDD), Hoffmann evalúa posibilidad de cursar un doctorado.

Goic y los liderazgos femeninos

Un rol activo en política también pretende mantener la senadora DC Carolina Goic, quien a pesar de no estar impedida por la ley de límite a la reelección decidió hacer un alto, a pesar de que su partido infructuosamente trató de convencerla de que compitiera otra vez en Magallanes o bien en la Metropolitana.

La senadora, quien se había trasladado a vivir a Santiago por razones familiares, ya está avanzada en la creación de la Fundación Todas, que buscar contribuir en la formación de liderazgos de mujeres en organizaciones sociales y políticas. Además su objetivo es seguir contribuyendo al Plan Nacional del Cáncer, ya sea con las entidades gubernamentales o de la sociedad civil.

“No me voy de la política, solo que ya no lo haré desde el Congreso, que para mí fue un espacio que se agotó. Quiero romper con la lógica binaria de izquierda-derecha y avanzar con conversaciones distintas que tiendan puentes, propuestas de futuro que den respuesta a los desafíos de estos tiempos, llenos de complejidades e incertidumbres donde la gente espera liderazgos que les hablen con la verdad, donde muchas veces lo responsable no sea lo más popular, pero sí lo mejor para el desarrollo de Chile”, relata Goic, quien llegó en 2006 como diputada y en 2014 asumió como senadora.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.