Las gestiones de Provoste que instalaron a Rincón en la presidencia del Senado y dejaron a Goic en el camino

21 DE ABRIL DE 2021/VALPARAISO Las senadoras Yasna Provoste (i) y Ximena Rincon (d), durante la sesion de sala del Senado. FOTO: LEONARDO RUBILAR CHANDIA/AGENCIAUNO

Yasna Provoste inclinó la balanza en favor de la senadora por El Maule en desmedro de Carolina Goic. De esta forma, Rincón se podría transformar en su sucesora en la presidencia del Senado y así empezar a limar las asperezas que produjo su desbancamiento en su carrera a La Moneda en mayo.




Cuatro votos a favor de Ximena Rincón y uno a para Carolina Goic (el de ella misma). Ese fue el resultado de la votación del comité de senadores DC que ayer a la medianoche definió quién sería la sucesora de Yasna Provoste en la presidencia del hemiciclo, nombre que será votado hoy en la sesión de las 16 horas.

A mediados de la semana pasada ya estaba instalado en el equipo de la parlamentaria por Atacama que de resultar electa el sábado como la candidata del bloque Unidad Constituyente (hoy Nuevo Pacto Social) pondría a disposición su cargo en la testera del Senado, para anticiparse a las críticas que seguramente provendrían desde la derecha.

Una vez consolidado el resultado de la consulta, en la que obtuvo el 60% de los votos, comenzaron las tratativas para definir quién sucedería a la senadora por Atacama en la presidencia de la corporación. Tal como publicó La Tercera, apenas se evaluó el ingreso de Provoste a la carrera presidencial, estuvo sobre la mesa la posibilidad de que el puesto lo ocupara la senadora Rincón, cuya carrera presidencial se frustró tras el veto del PS y el PPD.

Pero con el correr de las semanas subieron las opciones de Carolina Goic. Tanto es así que los senadores Jorge Pizarro y Francisco Huenchumilla se acercaron el fin de semana a la senadora por Magallanes y le transmitieron que ella podría ser el reemplazo de Provoste. Aunque hace un mes la senadora se había mostrado reticente a esa posibilidad, en los últimos días consideró que sería un buen cierre para su período legislativo que inició como diputada en 2006.

Así, todo estaba encaminado a la opción de que Goic asumiera el cargo, aunque en ningún momento Provoste o su círculo habló con ella sobre el tema.

Las cosas dieron un vuelco después del domingo. Estaba claro que el puesto seguía siendo de la DC -aunque desde el PPD se instaló la duda-, pero ya no estaba despejado si la carta falangista sería Goic.

¿Qué pasó? El lunes se había empezado a gestar un nuevo entramado.

Rincón sostuvo una conversación con Huenchumilla, y en paralelo los senadores de los partidos aliados recibieron recados en torno a que a Provoste le acomodaría contar con libertad de acción para decidir su sucesión.

Eso quedó despejado. En el almuerzo los jefes de bancadas del PS y PPD, José Miguel Insulza y Guido Girardi, respectivamente, afirmaron que el cupo era DC y que respetarían cualquier acuerdo de esa bancada. Incluso, el segundo lo señaló públicamente en conferencia de prensa más tarde: “Entendemos que en la DC hay tres mujeres valiosas y no hacemos objeción de ninguna”.

Por su parte, Rincón hacía lo propio. A diferencia de otras ocasiones en que bajaba a la sala de sesiones y casi no conversaba con sus pares -había algunos a los que ni saludaba-, ayer compartió con varios de los senadores opositores, presenció desde el pasillo la conferencia en que Provoste explicaba su renuncia y participó del homenaje espontáneo en su favor: “Vienen tres meses arduos y rudos y sé, presidenta, que tienes la fuerza y coraje para enfrentarlos, y aquí vamos a estar nosotros para apoyarte”.

Más tarde, a las 22 horas, el comité DC se reunió por Zoom y determinó que la senadora de El Maule fuera la sucesora, siguiendo la línea que ya había trazado la candidata del Nuevo Pacto Social con el cerrado respaldo de Pizarro y Huenchumilla.

Fuentes parlamentarias comentan que había que “dejar en libertad de acción” a la abanderada para que resolviera políticamente lo mejor para su candidatura. No es un misterio para nadie que tras la obligada renuncia de Rincón a la candidatura presidencial y de Fuad Chahin a la presidencia del partido en mayo, hubo más que distanciamiento desde un sector de la DC, y que Rincón no se había hecho parte de la campaña e incluso había actuado impropiamente contra Provoste.

Por lo mismo, algunos creyeron que si la exabanderada DC llegaba a la presidencia podría generar un ruido a la candidatura de la senadora por Atacama.

“Pero finalmente Yasna tomó el riesgo de sumar a Rincón y así lograr la unidad de la DC. Es razonable”, comentan en las filas del pacto opositor.

Las mismas fuentes creen que la senadora de El Maule se convertirá en aliada de Provoste, porque ayer ya empezó a dar las primeras señales.

Remarcan que esta puede ser una apuesta riesgosa para Provoste, que no todos los congresistas son partidarios de que llegue Rincón pero que hoy todos están actuando en pos de la unidad y en no generarle problemas a la recientemente ungida candidata.

En unas horas más, el Senado debe dirimir el nombre de la nueva presidencia entre Rincón, que será propuesta por la oposición y apoyada por todos -de acuerdo a las fuentes consultadas-, y el nombre que la derecha presente.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.