“Me detuvieron acá en Colina...”: las explicaciones de Huaiquipán en el caso por el que hoy arriesga 10 años de cárcel

El detalle de la audiencia que enfrentó al exfutbolista de Colo Colo luego de ser sorprendido ingresando 38 celulares y droga en sacos de cemento. Su abogado se encargó de presentar una defensa para que no quede en prisión preventiva. Incluso ofreció una garantía $ 2,5 millones, que fue rechazada por el tribunal.




Su nombre completo, por favor...

-Francisco Anderson Huaiquipán Castillo.

¿Dónde lo detuvieron?

-Me detuvieron acá en Colina...

¿Quién lo detuvo?

-Carabineros. Lo que pasa es que...

No le estoy preguntando bajo qué condición. Solo le pregunto quién lo detuvo.

-Sí, Carabineros.

¿Le dieron a conocer sus derechos?

Sí, guardar silencio y todo eso.

Domingo. 11.07 horas. Francisco Huaiquipán, el otrora futbolista de Magallanes, Colo Colo y Everton (entre otros clubes), luce una chaqueta negra y una mascarilla. Su rostro evidencia cansancio. Ya lleva varias horas, incluida una noche, detenido. Escucha atentamente a la magistrada Lilian Sáez, del Juzgado de Garantía de Colina. El exdeportista fue detenido el sábado cuando fue sorprendido ingresando 38 teléfonos celulares, además de cocaína y pasta base al penal de Colina I, en el que se encuentra recluido su hijo, detenido en el marco de la investigación por el homicidio del exjugador Leopoldo Osores, acontecido en 2016. La operación fue desbaratada por personal de Gendarmería.

La audiencia tuvo una duración de 28 minutos. Su presentación ante la magistrada fue la única vez en la que el nacido en La Legua sacó la voz. Su abogado, Francisco Salinas, pocos minutos antes, había solicitado que la audiencia no se transmitiera por los canales del Poder Judicial. “Esta noticia apareció en todas partes, en todos lados. Por la imagen de mi representado, por el daño que se le ha causado, pido que se le prohíba el ingreso a la prensa”, exigió Salinas. Su petición fue denegada.

La magistrada Sáez continuó con su relato. Y resumió: “Los hechos son que el día 4 de septiembre de 2021, cerca de las 13 horas, el imputado Francisco Huaiquipán Castillo se presentó al sector de encomiendas y revisión de Colina I a bordo del camión patente BBGf31 con el objeto de ingresar 19 sacos de cemento y diferentes materiales de construcción a la torre 3 B. Al momento que el personal de Gendarmería revisó el cargamento del camión, se percataron que en el interior de los sacos de cemento se encontraban ocultos ocho envoltorios contenedores de 281,5 gramos de cannabis, un envoltorio contenedor de 8,94 gramos de clorhidrato de cocaína, un envoltorio contenedor de 2,83 gramos de ketamina, además de 38 teléfonos celulares. Estos hechos son constitutivos del delito de trafico de drogas. Se le atribuye al imputado como autor”, revela.

¿Entendió lo que se dijo? No si es es verdad o mentira. Solo le pregunto si lo entendió...

-Sí, sí entendí- responde el ex Cacique.

Luego, la fiscalía tomó la palabra. A través de la funcionaria Marcela Adasme se describieron los hechos. Y se solicitó la prisión preventiva, pues aseguró que su fuga se hacía latente frente a la pena que puede recaer sobre el futbolista: 10 años y un día de prisión.

“(...) La detención del imputado fue cerca de las 13 horas, cuando el funcionario Cristián Salvado Garrido, quien se encontraba realizando funciones en el registro de encomienda, y en el momento en que registra una encomienda, se le incauta al momento de realizar los rayos X la cantidad de 12 teléfonos celulares en papel aluminio y un envoltorio de nylon transparente que en su interior tenía una sustancia de color verde. Posteriormente, frente a este hallazgo, se procede a revisar la totalidad de los materiales que se dirigían a la torre 3 b para un proyecto de internos, encontrando de igual manera en otros sacos de cemento 26 celulares envueltos en papel de aluminio, ocho envoltorios de nylon transparente que en su interior contenían una sustancia de color verde, un envoltorio de nylon transparente que en su interior contiene polvo de color rosado y un envoltorio de nylon transparente que en su interior contiene polvo de color verde. También un envoltorio de nylon transparente que en su interior contiene polvo de color blanco”, comienza diciendo Adasme. “Se toma un saco de cemento al azar para ser revisado por la máquina de rayos X. Al ser revisado arroja en la pantalla que iban unos envoltorios. Ahí salen cinco envoltorios con papel alusa. Después se revisa la totalidad de los sacos”, agrega la funcionaria del Estado.

Dentro de las pruebas de la fiscalía destaca la declaración del funcionario de Gendarmería Cristián Salgado Garrido, jefe de la sala de seguridad, quien se encontraba en apoyo en el sector de encomienda. Es quien efectúa el registro en la máquina de rayos X. También se complementa con la versión del funcionario de Gendarmería Carlos Neira Neira, quien revisó el saco de cemento que contenía los objetos ilícitos.

También se presentó la declaración de Francisco Huaiquipán ante el funcionario Diego Pesa. El exfutbolista aseguró que no estaba en conocimiento de los elementos que había dentro de los sacos de cemento. Además, se entregó un set con nueve fotografías relacionadas con el caso.

Otro de los puntos importantes de la investigación fue la copia de la carta enviada al jefe de la cárcel de Colina I en la que Francisco Huaiquipán Bustos, hijo de Huaiquipán Castillo, solicita el ingreso de los materiales de construcción para la reparación del baño de un dormitorio. Ahí se especifican los elementos que solicitaba el interno y que trató de ingresar su padre. Se agrega una copia de la boleta de la compra, proporcionada por el imputado.

La defensa de Huaiqui

Francisco Salinas, el abogado del hoy acusado por tráfico de drogas, entregó sus descargos. “Hay un tema objetivo que es la cantidad de la droga encontrada. Estamos hablando de 280 gramos de marihuana... Ya es conocido que es una droga blanda, que no deja de ser un delito, pero no afecta como otras drogas la salud pública o el daño que puede conllevar la pasta base”, comienza diciendo.

Además, puso sobre la mesa la hoja de vida del exfutbolista. “Mi representando tiene irreprochable conducta, en nuestro país él fue un deportista. A sus 43 años no tiene nada en el sistema. No tiene un prontuario para decir que es un peligro para la sociedad. Solo se asocia eso por un peligro de fuga, por una pena que arriesga”.

“Él tiene una panadería en este momento. Él trabaja. El apellido Huaiquipán se asocia a estos delitos que cometieron sus hijos y que se le quieren asociar al padre. Él es conocido por ser una figura pública, deportiva y después participó en realities. Nunca estuvo asociado a delitos. No por su nombre, sí por sus hijos, que lamentablemente están asociados a estos ilícitos. Él, a sus 43 años, jamás ha estado asociado a un delito”, afirma.

La defensa del Huaiquipán intentó reversar la prisión preventiva. Ofreció $ 2.500.000 a modo de garantía, asegurando que no existiría una fuga.

“Entendiendo que mi representando no tiene procesos pendientes, no ha sido condenado anteriormente, la droga incautada no es una tonelada, ni medio kilo… Son 280 gramos, su señoría. Si su señoría lo entiende de esta manera los alegatos de la defensa, y no estima que es un peligro para la sociedad, y solo es un peligro de fuga, esta defensa ha conversado con la familia..., ellos tienen un trabajo estable hace mucho tiempo y podemos ofrecer una caución de $ 2.500.000, una suma bastante alta para la cantidad de droga incautada. Es un esfuerzo bastante grande que está haciendo la familia. Debe saber que su suegro ha trabajado toda la vida en la feria. Su señora, también. Él también, basta decir que ha sido un trabajador. Tiene ese dinero para ofrecer y que no se entienda como un peligro de fuga. Es muy difícil entender que una persona de 43 años se quiera fugar, cuando en un procedimiento abreviado mi representado obtendrá su libertad”, comenta el jurista.

Pese a la defensa, la magistrada no cambió su opinión. A las 11.37, específicamente, la magistrada Lilian Sáez determinó fijar la prisión preventiva durante los 90 días que dure la investigación. Huaiquipán, como nunca, hoy espera definir su suerte encerrado en la cárcel de Colina.

Más en El Deportivo

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.