Review | Sword Art Online: Alicization Lycoris, un juego al que hay que dedicarle tiempo

La última entrega de la popular franquicia presenta un mundo semi-abierto bastante atractivo, una jugabilidad llamativa, pero varios problemas.


Sword Art Online es una gran franquicia del mundo del anime, y es que la historia basadas en las novelas Reki Kawahara e ilustradas por Abec, han tenido una gran popularidad inspirando varias series y por supuesto videojuegos. Estos hasta la fecha han tenido bastante éxito en parte por la fama del anime y por otro su temática de “estar dentro de un videojuego”. Sword Art Online: Alicization Lycoris, es la última entrega de esta franquicia, la cual cuenta con un mundo semi-abierto bastante atractivo, una jugabilidad llamativa, pero que presenta varios problemas.

SAO: Alicization Lycoris, sin duda era un título ambicioso, sobretodo si tenemos en cuenta que la mayoría de las entregas han tenido versiones para consolas portátiles o de menor potencia como lo son la PS Vita, PSP o Nintendo Switch, limitante técnica que no existe en esta entrega dado que sólo tiene versiones para PC, PS4 y Xbox One. A pesar de esto, el juego se queda un tanto más atrás, en su desempeño con constantes caídas de frames, una historia que no logra atrapar del todo pero tienen sus momentos, y un tutorial insuficiente.

Pero vamos por partes...

La historia, se basa en el arco de Alicization, el cual cabe mencionar continúa con la emisión del anime, y nos presenta una historia que aunque tiene algunos elementos cercanos a la serie, no tarda en tomar una distancia tremenda. Esto no es algo extraño en la saga que por lo general sigue sus propias tramas separadas del anime.

Aquí una vez más tomamos el control de Kirito, quien llega a un nuevo mundo virtual del cual no puede salir, y que desconoce, es aquí donde conoce a una serie de personajes que no son NPC’s, pero que tampoco saben que se encuentran dentro de un videojuego. Es así como comienza esta nueva aventura, que aunque tiene elementos que sin duda llaman la atención y lo mantienen a uno queriendo saber más, tiene un desarrollo que dista bastante de ser algo notable.

Uno de los personajes que conoceremos de inmediato es Eugeo, quien nos acompañará en nuestro viaje y nos irá explicando como funciona este mundo, quienes lo controlan, como funciona la nobleza, los trabajos, y un largo etc, que nos mantendrá hablando constantemente con él y por largos minutos.

Para esto el juego toma elementos de novela visual, es decir imágenes fijas de ambos personajes y texto, mucho texto, demasiado texto, y no crean que exagero, porque tras salir del poblado inicial y de poder explorar un poco el mundo, es que viene esta eternidad de historia, con algunos momentos bien relevantes y otros que sinceramente no valen la pena y merecen un ‘skip'.

Este tiempo leyendo sobre la historia de este lugar y hablando con los diferentes personajes personajes, se extiende por varios minutos y por varios no nos referimos a 10 o 20, sino que a varias horas con pequeñas misiones que duran bastante poco para luego volver a lo mismo. No es hasta que ya has invertido una gran cantidad de tiempo, por sobre las 10 horas aproximado, que ya tiene más libertad en el juego. Sin duda si jugarás una novela visual esto no resulta problema, sabes a lo que vas, pero con un Action/RPG, se siente un abuso del recurso.

Ya una vez que salgas de todo esto, es que podrás personalizar a tu personaje, centrarte en mejorar su equipo y habilidades, lo que se siente bastante bien, pero tras todo el tiempo invertido pocas son las ganas que quedan de jugar.

Pero vamos al mundo que presenta Sword Art Online: Alicization Lycoris, este es un mundo semi abierto, el cual cuenta con bastantes elementos y luce bastante atractivo a la vista, puedes recoger objetos, pelear contra monstruos o realizar side-quest, todo en un mundo que está lleno de actividades, bueno luego de pasar horas leyendo.

Al ser un mundo semi-abierto es que puedes encontrar enemigos débiles o algunos que exceden considerablemente tu nivel, para esto el juego cuenta con una alerta cada vez que estás entrando en una zona con enemigos de alto nivel, por lo que puedes evitar este lugar mientras continúas tu exploración y luego regresar cuando tengas el nivel necesario para acabarlos.

Pero este mundo, también cuenta con problemas, una serie de problemas de texturas que cargan tarde, es así como no resulta extraño que al avanzar aparezcan a veces objetos frente a ti de la nada, o monstruos al casi ya estar chocando con ellos. Esto molesta bastante, y hace que se sienta un poco desaprovechado este mundo abierto. Sumado a esto, cuenta con algunas caídas de frame, sobretodo en los combates, lo que hace que pierda fluidez y nos haga concentrarnos más en los problemas que en lo que presenta el título.

Ahora vamos al combate, este cuenta con un sistema clásico de Action-RPG, con comandos para atacar, saltar, y utilizar diferentes habilidades; esto es como lo más básico, ya que el juego cuenta con una gran complejidad al momento de combatir la cual se nota a medida que vas avanzando en el título. Un problema en este ámbito es que no te explican de buena forma la profundidad de los combates, por lo que en ocasiones estarás atacando constantemente a tu rival sin hacerle casi daño, luego cuando ya descubres la mecánica ss que ya puedes combatir de buena forma y el juego se vuelve realmente atractivo.

Los personajes, como es habitual en el género pueden variar su equipo, y obtienen puntos que podemos gastar como más nos acomode en el árbol de habilidades. Hasta ahí todo bien, y no dista bastante de lo que son otros juegos del género como la saga ‘Tales of'. En los combates se puede cambiar entre personajes, dando más dinamismo a la batalla y permitiendo realizar diferentes tipos de combinaciones, sin embargo, este cambio tiene un delay que resulta un tanto incómodo al momento de utilizarlo.

Lo que resulta más incómodo resulta de las batallas es la cámara, la cual aunque uno la tenga fijada en el enemigo hace unos movimientos bastante extraños, quedando en posiciones incómodas que no permite ver bien a todos los enemigos y que provocan que el combate pierda atractivo.

Sword Art Online: Alicization Lycoris cuenta con un sistema de auto-guardado, pero que a diferencia de otros títulos es bastante espaciado entre un guardado y otro por lo que si lo vas a a jugar te recomendamos guardar siempre de forma manual o no pasará mucho antes de que seas derrotado y pierdas bastante tiempo de progreso. Quizás uno de los elementos del desarrollo del juego que más molesta es que se siente que gran parte de las primeras horas son una introducción, lo que hace que uno se pregunte cuando se comienza a jugar realmente, esta sensación se mantiene por lo menos por gran parte del primer capítulo, que se extiende por casi una decena de horas.

En conclusión...

Sword Art Online: Alicization Lycoris es un juego con problemas, caídas de frames en los combates, una cámara incómoda, y en ocasiones parece más novela visual que RPG, sin embargo no resulta un mal juego, la historia atrapa en ciertos momentos, -porque uno se siente que prácticamente está leyendo un libro-, y la jugabilidad es bastante atractiva, simple de comprender y con una complejidad llamativa que nos obliga a estar pendientes de todos los personajes en combate, aliados y enemigos. Lo que si, Sword Art Online: Alicization Lycoris, es un juego para los fanáticos de SAO, no creo que sea un buen título de entrada a la saga, quizás si has visto el anime, de otra forma, es mejor pasar por los de PS Vita antes de llegar a Alicization Lycoris.

Comenta