Escolares han perdido al menos el 40% de las clases presenciales del semestre

Según el Mineduc, el regreso a clases presenciales se realizará “cuando las condiciones sanitarias lo permitan”. Foto: Sebastián Brogca / Agencia Uno.

Los alumnos ya llevan 42 jornadas en sus casas y de momento no hay una fecha clara de retorno. Algunos piensan que es imposible volver antes de agosto. Otros esperan indicaciones del Mineduc.




“El plan de vuelta a clases será pronto dado a conocer y se empezará a aplicar, en forma gradual, a partir del mes de mayo”. A mediados de abril, el Presidente Sebastián Piñera anunció así la creación de un protocolo para la reapertura de los colegios, cuando el coronavirus sumaba 10 mil contagiados, 133 muertos y el Mandatario hablaba del retorno a una “nueva normalidad”.

Pero la realidad fue distinta. Mayo terminó, hay casi cien mil contagiados y un millar de fallecidos por el coronavirus, pero ninguna luz de un retorno a los colegios. De hecho, eso se ve cada vez más lejano.

Los 3,6 millones de escolares tuvieron ocho días de clases en marzo, antes de que las suspendieran. Desde ahí, han pasado 42 jornadas de clases en sus casas, sin contar feriados ni vacaciones de invierno, en que han tratado de estudiar con diversos métodos, pero ninguno de los cuales reemplaza a las clases presenciales.

Según el nuevo calendario escolar, las clases del primer semestre se pueden extender, cuando máximo, hasta el 14 de agosto, porque el 17 de ese mes comienza el segundo semestre. Eso quiere decir que quedan no más de 53 jornadas hábiles, y que los escolares ya han pasado el 40% de su semestre sin clases formales.

¿Volverán a las aulas antes de agosto? El ministro de Educación, Raúl Figueroa, prefiere no comprometer una fecha: “El regreso a clases presenciales se realizará cuando las condiciones sanitarias lo permitan, todo para poner como primera prioridad la salud de nuestros niños y niñas”, dice.

Pero algunos ya descartan que se pueda volver al colegio antes de agosto. El alcalde de Lo Prado y miembro de la Comisión de Educación de la Asociación Chilena de Municipalidades, Maximiliano Ríos, cree que “se terminará este semestre y ahí recién esto se va a evaluar, porque los contagios siguen aumentando”.

Agrega que “la decisión de dejar a los niños en la casa fue positiva, de lo contrario habría más virus circulando, por lo que claramente tiene que terminar el semestre (con los niños en las casas), no hay otra alternativa. Si hay una definición nueva, hay que hacerla a partir del segundo semestre”.

El presidente de la Confederación Nacional de Colegios Particulares Subvencionados (Conapas), José Valdivieso, dice que “aunque agosto suena un mes alejado del presente, no podemos predecir una fecha de retorno seguro a clases presenciales. Anticipar una fecha sería muy irresponsable, dada la incertidumbre que ocasionaría al interior de las familias”.

Sostiene que las comunidades deben seguir trabajando comprometidas con los aprendizajes, ya que, de lo contrario, “el retorno a clases presenciales será más complejo”.

Orientaciones

Lo mismo piensa el presidente de la Corporación Nacional de Colegios Particulares (Conacep), Hernán Herrera, quien dice que hay que esperar las orientaciones del Mineduc antes de reabrir los establecimientos.

“Habrá que hacer un trabajo espacial, para mantener el distanciamiento social. Hay entre 40 y 45 alumnos por curso, por lo que, si se requiere un distanciamiento de dos metros, no cabrán más de 15 o 17 alumnos, lo que implica que un curso tendrá que ser dividido en tres salas o en tres jornadas, para que no confluyan todos al mismo tiempo”, plantea.

Herrera sostiene que le solicitaron al Mineduc que el protocolo sea lo más estricto posible. “Lo que no puede pasar es que los sostenedores decidan si los alumnos seguirán con actividades a distancia o si volverán a la forma presencial, porque si todos los colegios deciden algo distinto, ¿cómo homologaremos al final de año las calificaciones? No estaríamos todos bajo el mismo esquema”.

¿Y los aprendizajes?

El Ministerio de Educación realizó una priorización curricular, para que los colegios sepan qué objetivos de aprendizaje son los más relevantes para este año y cuáles se pueden posponer. José Valdivieso explica que, como esos objetivos son anuales, los que no se cumplan en el primer semestre, se pueden completar en el segundo.

“Dada la profunda crisis sanitaria, tendremos el año 2021 para reforzar y dar continuidad a este año académico. Con todo, debemos garantizar la seguridad de los estudiantes y flexibilizar la entrega de estos contenidos, con equidad para quienes más lo necesitan”, dice.

El ministro Figueroa enumera las iniciativas que han levantado, “para que nuestros alumnos puedan seguir estudiando mientras las clases presenciales están suspendidas, tal como la web www.aprendoenlinea.mineduc.cl, que tiene material de estudio y se puede navegar sin descontar gigas”.

También recuerda que se están entregando guías de estudio a alumnos de 1° básico a 4° medio de zonas alejadas o con problemas de conectividad, y que está funcionando el canal TV Educa a Chile, además de existir publicaciones en diarios de circulación nacional y espacios radiales.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.