“Ley de cruceros” quedó lista para ser promulgada

La ley permite a los cruceros extranjeros recalar en distintos puntos del litoral.
La ley permite a los cruceros extranjeros recalar en distintos puntos del litoral.

La norma permite a los buques turísticos con capacidad igual o superior a 400 pasajeros hacer escala en todos los puertos de Chile, excepto en Juan Fernández e Isla de Pascua.


La probable expansión de las actividades turísticas relacionadas con la llegada de cruceros a Chile. Esa será,  prbablemente, una de las consecuencias de la aprobación en el Legislativo de una norma que permite el cabotaje de pasajeros en aguas nacionales a buques de alto bordo de bandera extranjera.

La iniciativa fue despachada por el Congreso durante la jornada de hoy. Así, quedó en condiciones de convertirse e ley. De acuerdo a su texto, las naves turísticas con capacidad igual o superior a 400 pasajeros podrán hacer escala en todos los puertos de Chile.

I. de Pascua y Juan Fernández no

La normativa regula el transporte marítima con fines turísticos. También permite la pernoctación a bordo. No obstante, el proyecto deja fuera al archipiélago Juan Fernández y a Isla de Pascua.

Uno de los puntos de debate durante la tramitación de la iniciativa fue el tema de las exigencias internacionales relacionadas con el peligro de accidentes.

“Se discutió sobre la normativa internacional que los barcos deben cumplir para ingresar a aguas jurisdiccionales chilenas. Ello en relación con los riesgos de accidentes. Esto fue completamente despejado. Las exigencias internacionales para este tipo de transatlánticos de lujo superan ampliamente toda la normativa que pudiéramos generar en Chile”, explicó el senador Alejandro Navarro, quien promovió el proyecto.

“También establece los resguardos para los trabajadores y las medidas de seguridad que deben cumplir los puertos chilenos”, agregó.

Exigencias para Chile

La futura ley, en tanto, supone el cumplimiento de exigencias para el país. Ellas incluyen la necesidad de contar con una autoridad nacional de puertos, inexistente hoy en Chile. Dicha autoridad deberá tener competencia tanto para cabotaje de carga como de pasajeros.

Otra condición se relaciona con la construcción de puertos turísticos para recibir grandes cruceros . Y un tercer impacto es la exigencia de las ciudades portuarias en cuanto a seguridad para los turistas, así como mayor prestación de servicios como hotelería, transporte y gastronomía, entre otros.

Según cifras planteadas durante la tramitación, la industria de cruceros crece en el mundo a un ritmo promedio de 7% anual. El año pasado transportó 26,7 millones de pasajeros.

Seguir leyendo