Giorgio Armani diseña para cantante pop

El diseñador italiano creó los galácticos atuendos que usó Lady Gaga en los premios Grammy el domingo.




Todas las miradas en la alfombra roja de los premios Grammy se posaron directamente sobre Lady Gaga, que con su vestido estilo sistema solar lució completamente fuera de este mundo el domingo.

Lady Gaga se ha convertido en un camaleón de la moda favorito y no decepcionó con su brillante número platinado, tridimensional, que creó en colaboración con Giorgio Armani. Y prometió otros trajes a lo largo del espectáculo.

"Me siento honrada de llevar un Armani esta tarde. La serie de piezas que el Sr. Armani creó para mí es realmente icónica; representa no sólo una moda hermosa, sino mi espíritu y esencia como artista", expresó en un comunicado.

Y es que aunque parezca poco probable esta alianza creativa, el clásico diseñador creó un modelo único para este fenómeno pop.

"Ella es un fenómeno de la moda moderna", cuya música es como una banda sonora de nuestros tiempos", dijo el modisto italiano sobre Lady Gaga, quien diseñó una serie de trajes especialmente para ella.

En tanto, cuando Lady Gaga recogió su primer premio de la noche, lució un mini-vestido plateado, el cual combinó con un brillante adorno en forma de rayos para su cabeza.

Siguiendo con la lista de invitadas a este evento celebrado en Los Angeles, Estados Unidos, Fergie optó por un vestido sin tirantes azul eléctrico con una franja plateada desde el hombro hasta el dobladillo, y junto con sus compañeros de Black Eyed Peas, continuó la vibra galáctica de Lady Gaga.

La supermodelo alemana Heidi Klum también tuvo un toque futurista con un micro-vestidito salpicado de plateado, y Jennifer Hudson capturó ese espíritu con pulseras de plástico transparente de cortes geométricos que lució con un vestido corto negro abierto al cuello.

Otros vestidos dignos de destacar fueron los de Jennifer Nettles de Sugarland, un elegante vestido negro y coral creado por Victoria Beckham que le encajó a la perfección.

Katy Perry, por su parte, combinó unos labios rosa con su traje color champaña con adornos florales de oro y perlas.

Toni Braxton llevó un vestido gris de un solo hombro de David Meister mientras que Melanie Fiona, también en un vestido asimétrico, usó uno negro de Christian Siriano.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Quay Quarter Tower, un edificio de 59 pisos, fue construido sobre otro edificio de la década de los 70, manteniendo el 90% del núcleo y un 65% de la estructura.