Patricio Melero (UDI) jura como nuevo ministro del Trabajo tras salida de María José Zaldívar

Patricio Melero. Foto: Agencia Uno.

Durante esta tarde el Presidente Sebastián Piñera concretó un nuevo ajuste ministerial. La ahora exsecretaria de Estado había manifestado hace meses su intención de dejar la cartera por "desgaste familiar". Melero -diputado gremialista desde los 90'-enfrentó cuestionamientos de algunos diputados de oposición.




En horas de esta tarde se concretó la salida de María José Zaldívar como ministra del Trabajo, asumiendo en su reemplazo el ahora exdiputado Patricio Melero.

Desde hace unos meses que la abogada quería dejar el cargo por razones familiares. De hecho, en enero de este año había manifestado internamente esa intención, pero en esa oportunidad el Presidente Sebastián Piñera logró persuadirla para que siguiera en sus funciones y así avanzar también en la reforma a las pensiones; clave para el gobierno. Pero el desgaste pudo más y hoy se concretó su partida desde las dependencias de Huérfanos 1273.

En su último día, y previo al ajuste ministerial, la aún ministra participó de una sesión de la comisión de Trabajo del Senado en donde, precisamente, se votaban algunos aspectos de la reforma de pensiones. Fue su despedida con algunos de los parlamentarios con los que trabajó más estrechamente, y miembros tanto de oficialismo como de oposición destacaron el rol que cumplió desde que asumió en octubre de 2019.

En su reemplazo, el Mandatario escogió a un hombre fuerte de la UDI: Patricio Melero, quien ejerce como diputado gremialista desde 1990, contando 8 periodos consecutivos. Este año iba a ser el último, debido a la imposibilidad de seguir en el cargo producto de la Ley que limita la reelección.

En su larga trayectoria en el Congreso, presidió la testera de la Cámara entre 2011 y 2012 y desde el 2014 que forma parte permanente de la Comisión de Trabajo. Ha tenido también un rol permanente en comisión de Hacienda.

Se le reconoce un diálogo frecuentemente con sus pares, incluso con algunos de la oposición. Redes parlamentarias que serán clave para sacar adelante desafíos como la reforma a las pensiones.

Previo a su confirmación como nuevo ministro, su hermano, Manuel Melero, presidente de la Cámara Nacional de Comercio había asegurado que no habría “incompatibilidad” si el diputado llegaba al gobierno. Sin embargo, La Tercera confirmó que el abogado adelantará su dimisión a la CNC, fijada para mayo.

Piñera: “Conozco su espíritu dialogante, republicano y constructivo”

Durante la ceremonia de ajuste de gabinete, Piñera destacó el trabajo desempeñado por Melero como diputado y fijó algunos de los desafíos que tendrá que liderar como nueva ministro del Trabajo.

Pero también hizo un público reconocimiento a su saliente secretaria de Estado: “Sé que durante en estos exigentes e intensos años de trabajo, María José Zaldivar tuvo que hacer muchos sacrificios personales, postergando en muchas ocasiones a su propia familia. Pero con un norte que vale la pena, cumplir con su vocación de servir a todos los chilenos”, dijo.

Sobre Melero destacó que “recuerdo que cuando él asumió el 2011 la presidencia de la Cámara dijo: ‘Los chilenos esperan que entre nosotros se privilegien más los acuerdos que las diferencias, el entendimiento más que el enfrentamiento’. Sabias palabras que tendrá que aplicar ahora como ministro del Trabajo”.

“Conozco su espíritu dialogante, republicano y constructivo, que no solo fue el sello de su gestión como presidente de la Cámara, sino que lo ha distinguido en su fecundo desempeño como diputado y servidor público”, agregó.

Mientras que sobre los desafíos que tendrá en su nueva cartera, el Mandatario aseguró que entre ellos destacan “además de la segunda etapa de la reforma previsional, además de la sala cuna universal, fortalecer nuestra capacidad de crear más y mejores empleos, con mejores salarios y condiciones de trabajo para poder reactivar nuestra economía”.

Llegada compleja al ministerio

A penas surgieron los primeros trascendidos del nombramiento de Melero en Trabajo, algunos parlamentarios de oposición cuestionaron que arribara a la cartera.

“Con Melero a la cabeza del ministerio, lo que este Gobierno nos dice es que no trabajarán por la seguridad de las y los trabajadores, se consolida el gobierno de los patrones y le dan un portazo al tercer retiro”, sostuvo la diputada del PC, Camila Vallejo.

Su par de Convergencia Social, Gael Yeomans, señaló en tanto que “Patricio Melero ya ha agotado un ciclo en política. Lleva 30 años como parlamentario, y no me cabe dudas que su mirada y cercanía está del lado de la defensa de los súper ricos, y en contra de la clase media y de los trabajadores”.

Claudia Mix, de Comunes, sostuvo: “obvio que un gobierno que no ha sido favorable a las y los trabajadores pondría a Patricio Melero (UDI) como ministro del Trabajo, diputado pinochetista contrario al proyecto de 40 horas, postnatal de emergencia, etc, de un gabinete falsamente “técnico”, a uno 100% ideológico”, mientras que el PS Gastón Saavedra aseguró que “el gobierno insiste con la práctica de las sillitas musicales, con el cambio en el ministerio del Trabajo, pero lo más preocupante es que el señor Patricio Melero, viene a defender los intereses de los grandes empresarios y las AFP”.

En tanto, el diputado (AH) Tomás Hirsch, comentó que “el Gobierno nombrando a Patricio Melero como ministro del trabajo ya no se sabe si es una burla, un desprecio o una falta de respeto a las y los trabajadores de nuestro país. Espero que el Gobierno entienda que no puede seguir defendiendo los intereses de los grandes empresarios; que tienen que poner su esfuerzo y energía en resolver la angustiosa situación que están viviendo los trabajadores, y uno tiene serias dudas de que el señor Patricio Melero, que se ha caracterizado por defender al mundo empresarial, lo vaya a hacer”.

Chile Vamos: Molestia de RN

En Chile Vamos el ajuste ministerial también trajo repercusiones. Una de ellas desde RN, donde se mostraron tristes por no lograr que un hombre de sus filas se quedara con el cargo.

“Obviamente que a RN le duele no haber puesto a un hombre de sus filas teniendo a nombres como el subsecretario Pedro Pizarro para esa cartera. Sin embargo entendemos que esta es una facultad del Presidente y acatamos lo que él haya decidido. Vamos a seguir trabajando con disposición y voluntad junto a él y junto al ministro Melero”, sostuvo el timonel de RN, Rafael Prohens.

El diputado RN, Andrés Celis, también criticó la designación del Mandatario: “No me convence que sea adecuado el nombramiento del exdiputado Melero, yo hubiese colocado una cara más amable, más conciliadora de los nuevos tiempos. Lo más criterios hubiese sido designado al subsecretario de Previsión Social. Un ministro que llega, más allá que haya sido miembro de la Comisión de Trabajo, es imposible que esté al tanto al detalle de todos los proyectos que se discuten como si lo está el subsecretario de Previsión Social”.

Mientras que desde la UDI, el senador Iván Moreira, defendió a Melero: “El nuevo ministro es un hombre metódico, ha sido un gran legislador y no me cabe la menor duda que va buscar los consensos necesarios para avanzar en la reforma previsional”, indicó.

Y agregó que “me parecen muy injustas las críticas y apreciaciones de la oposición en orden que el nuevo ministro por sus posiciones sería un retroceso. Quiero señalarle a la oposición, que Patricio Melero, más allá de ser un hombre metódico, un gran legislador, es un hombre con la capacidad de llegar a acuerdos”.

Séptimo cupo en la Cámara en ocho meses

La salida del también expresidente de la UDI del Congreso se traducirá en que será el séptimo parlamentario que deja el cargo en la Cámara en menos de ocho meses, por lo que su partido deberá elegir a su reemplazante para lo que le queda de periodo.

Antes de él habían salido del Parlamento Jaime Bellolio (UDI) y Mario Desbordes (RN), quienes a finales de julio de 2020 dejaron su escaño para encabezar la Segegob y el ministerio de Defensa, respectivamente. Posteriormente Marcela Sabat (RN) asumió el cupo que dejó en la Cámara Alta el actual ministro de RR.EE., Andrés Allamand. A ellos se sumó recientemente Loreto Carvajal (PPD) quien también se fue al Senado para ocupar el escaño de Felipe Harboe, quien postulará a la Convención Constitucional. Por esa misma razón el PC Hugo Gutiérrez y el ind-exFA, Renato Garín salieron de la Cámara, siendo también reemplazados.

A ellos se sumaron tres senadores: los ya citados Harboe y Allamand, sumándose el UDI Víctor Pérez.

Todos los cupos de los salientes legisladores fueron definidos por los partidos por los cuales los exdiputados llegaron al Congreso.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.