Banco de Chile al TDLC por cierre de cuentas a criptomonedas: "Las transacciones no eran explicadas razonablemente"

Imagen EDUARDO EBENSPERGER28380

Así lo afirmó el gerente general de la entidad ante el TDLC. Por su parte, el presidente del BC sostuvo que uno de los mayores riesgos de los criptoactivos es su volatilidad y estimó que tienen una capacidad limitada de competir como medios de pago.




Eduardo Ebensperger Orrego llegó a las oficinas del Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC) hace un par de semanas, estuvo cerca de una hora y luego volvió a sus actividades normales como gerente general del Banco de Chile.

Él fue el primer gerente general de uno de 10 bancos demandados por las plataformas de criptomonedas que absolvió posiciones ante el TDLC, donde fue requerido por las firmas CryptoMarket y Buda, representadas en el caso por el Estudio Bravo. Ambos exchanges, junto a Orionx, acusan que las entidades financieras atentaron contra la libre competencia y abusaron de su posición dominante cuando les cerraron de forma unilateral las cuentas corrientes.

Entre la batería de preguntas que formularon los abogados, consultaron a Ebensperger por los antecedentes que tuvo en cuenta el banco para cerrar las cuentas de las firmas.

"Entiendo que la información requerida para el comité de compliance de las transacciones que tenían los clientes en volumen no eran explicadas razonablemente y no cumplían, por lo tanto, con la política de lavado de activos y financiamiento del terrorismo que tiene el banco instaurada a requerimiento de los reguladores. Por lo tanto, debió haber procedido a cerrar las cuentas por esa razón", sostuvo el máximo ejecutivo de la entidad controlada por el grupo Luksic en alianza con Citi.

En el piso 19 del edificio ubicado en Huérfanos 670, en el centro de Santiago, Ebensperger añadió que ese tipo de requerimiento de información incluyen el conocimiento de los clientes, el detalle de las transacciones, el origen, los montos, los respaldos de las transacciones y que tengan relación con los movimientos de las cuentas corrientes de acuerdo a lo que vende o transa la compañía.

También descartó que el Chile haya contado con algún informe en derecho o de otro tipo que haya establecido que las plataformas realizaban actividades ilegales, pues, acotó, no le corresponde al banco determinar si una actividad es ilegal o no. Asimismo, desestimó que antes del cierre de las cuentas representantes del banco se haya reunido con la asociación gremial o con autoridades.

Riesgos y potencial

Unos días antes de la visita de Ebensperger al tribunal, otro personaje de alta connotación pública fue a declarar en el mismo caso. Se trata de Mario Marcel, presidente del Banco Central, quien respondió preguntas en calidad de testigo durante más de dos horas.

"Hoy día veía en la mañana en Bloomberg una noticia que decía que (el) Bitcoin había aumentado de precio en un 23% en la jornada de ayer y decía que los traders no tenían una explicación clara, que había algunos que especulaban con que había cláusulas de 'stop loss', que le habían puesto un piso al precio de la criptomoneda; otros hacían referencia a una noticia que había salido en un sitio de noticias relativamente informal respecto a que la SEC en Estados Unidos había aceptado el Bitcoin para ciertos tipos de operaciones, que no era una información efectiva. Entonces, hay una volatilidad que es importante", sostuvo el titular del instituto emisor.

El economista agregó que "el elemento mayor de la seguridad respecto de las monedas virtuales tiene que ver con esta volatilidad y la inexistencia de un actor que asegura la estabilidad del poder adquisitivo de esa actividad. Ahí sí me parece que eso no tiene mucho que ver con la existencia o no de una cuenta corriente".

Al ser consultado si Buda, CryptoMarket y Orionx son competidores de los bancos y de otros emisores de tarjetas en la industria de los medios de pago, Marcel afirmó que "por el hecho de tratarse de criptoactivos que no son representaciones directas de dinero, en mi opinión, la competencia con medios de pago que tienen como referente el dinero es relativamente es muy limitada. Es muy limitada, y está limitada a las personas que están dispuestas a aceptar específicamente, expresamente, el uso de ese medio de pago, o sea, de ese medio de intercambio. A diferencia de lo que ocurre con el dinero de aceptación general".

Si bien precisó que, si aumentara su aceptación y se dieran una serie de otras condiciones, su capacidad como medio de pago podría aumentar, estimó que por ahora se ve difícil.

Comenta