Noticias desde Alfa Centauri: en el desierto de Atacama astrónomos descubren la presencia de un posible nuevo planeta

El descubrimiento fue realizado en Alfa Centauri, el sistema estelar más cercano al Sol, que se encuentra a unos 4,37 años luz de distancia. ESO/P. Horálek

El Very Large Telescope (VLT), operado por el Observatorio Europeo Austral desde Cerro Paranal, obtuvo en este sistema estelar las que serían las primeras imágenes directas de un exoplaneta alrededor de una estrella cercana.




Alfa Centauri es el sistema estelar más cercano al Sol, se encuentra a unos 4,37 años luz de distancia, lo que representa una constante posibilidad para realizar descubrimiento astronómicos desde la Tierra.

En esta oportunidad, un grupo de astrónomos, como parte del proyecto “Nuevas Tierras en la Región Alpha Centauri” (Cerca) respaldado por Breakthrough Watch, habría encontrado lo que sería un nuevo planeta en el registro planetario, justamente en Alfa Centauri.

El hallazgo, realizado en el Very Large Telescope, o VLT, operado por el Observatorio Europeo Austral desde Cerro Paranal en el desierto de Atacama en Chile, fue publicado en Nature Communications, donde describe que el equipo de trabajo hizo observaciones infrarrojas durante 100 horas, encontrando este punto de luz.

“Detectamos algo”, dijo Pete Klupar, el ingeniero jefe de Breakthrough Initiatives.

“Hay que tomar más tiempo en el telescopio para observar esta estrella y tratar de confirmar que este punto de luz todavía está y es algo real”, añade Jenkins. Crédito: ESO

¿Por qué es tan importante? Si se confirma que es efectivamente un planeta, se trataría de la primera vez que hay imágenes directas de un exoplaneta alrededor de una estrella cercana.

James Jenkins, astrónomo FCFM Universidad de Chile, investigador del Centro de Astrofísica CATA y responsable de decenas de descubrimientos con la instrumentación de ESO, como el exoplaneta Próxima Centauri b, explica que los astrónomos creen “que puede ser un planeta, un disco de polvo alrededor de las estrellas o también un artefacto que aún no entienden”.

“Hay que tomar más tiempo en el telescopio para observar esta estrella y tratar de confirmar que este punto de luz todavía está y es algo real”, añade Jenkins.

Justamente el grupo de astrónomos responsables del descubrimiento, pretende continuar con las observaciones durante este año, pero según señalaron, el escenario es complejo debido al Covid-19.

Nuevo método: infrarrojo

Jenkins señala que de confirmarse la existencia de un planeta, “probablemente sería similar a Neptuno, pero está en una zona habitable. La distancia de una estrella desde un planeta como la Tierra, y donde podría haber agua en forma líquida en su superficie, podría ser algo súper interesante, pero hay que confirmar que la detección es algo real”.

El astrónomo de CATA argumenta que en esta oportunidad utilizaron una fórmula poco habitual, “usaron un instrumento que busca planetas por su calor, con infrarrojo. Este un método que no usamos mucho porque aquí en la Tierra hay mucha radiación que tiene una longitud de onda similar, entonces esta fue una nueva forma, con mucho tiempo, 80 horas de imágenes para intentar encontrar un planeta (100 horas en total)”.

En el cielo sobre el Observatorio La Silla de ESO, la Cruz del Sur es claramente visible justo a la derecha de la cúpula del telescopio danés de 1,54 metros, y en la parte inferior derecha de la imagen, dos estrellas brillan en el cielo increíblemente oscuro. De derecha a izquierda, estos son Alpha y Beta Centauri. Alpha Centauri es una estrella múltiple, el sistema estelar más cercano a la Tierra. Y. Beletsky (LCO)/ESO

Este descubrimiento, considera Jenkins, es la primera prueba de lo que se va a poder realizar con los telescopios gigantes, como el ELT, con este sistema de búsqueda infrarroja, “y además, podemos buscar planetas similares a la Tierra”.

“Si logramos confirmar en el futuro este punto de luz, si conseguimos confirmar que hay un planeta, es súper importante, porque podemos observarlo directamente, podemos entender y aprender muchísimas cosas, y existe la posibilidad de que tenga lunas grandes, que podrían tener agua en forma líquida. Las estrellas más jóvenes son buenas para buscar planetas”, añade Jenkins.

Alfa Centauri es un sistema de tres estrellas, dos de ellas muy cercanas, en una órbita pequeña, “hay muchos modelos que dicen que no podemos tener planetas ahí. Si hay una detección alrededor de ellos, es algo que tenemos que trabajar. Es súper interesante”, señala Jenkins.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.