Rambo, Iggy Pop y Maradona: la cara más pop de la nueva edición de Cannes

THE DEAD DONT DIE 1

El certamen que parte este martes contará con Sylvester Stallone mostrando un adelanto de la quinta parte de Rambo. Se le suman un documental sobre al astro argentino y la biopic de Elton John, Rocketman, ambas con estrenos fuera de competencia.


Steven Spielberg estrenó su última Indiana Jones hace ya una década en el Festival de Cannes, con toda la fanfarria propia de la cita. Shrek 2, en 2004, incluso compitió por la Palma de Oro, al lado de cineastas como Wong Kar-wai y Lucrecia Martel. Hace un año, la apuesta de Star Wars de hacer una película centrada en Han Solo tuvo su debut mundial en Francia, y desde ahí salieron las tibias críticas. Por su lado, Pixar ha llegado con dos filmes, incluyendo la apertura al certamen en 2015 con Intensa-mente, la primera cinta animada en cumplir esa función.

Todos son elecciones que encarnan cómo en el siglo XXI el festival de cine más popular del mundo no ha tenido pudores en invitar a iconos y figuras poco familiarizadas con el cine de autor, para maquillar y ensalzar su cara más pop, parte de su sello histórico. Un intento que se esparce en múltiples direcciones en la 72° edición que arranca el próximo martes 14 de mayo y se extiende hasta el sábado 25. En ese sentido, el último nombre en sumarse a la fiesta vivirá un regreso luego de cinco años. Sylvester Stallone estuvo en 2014 presentando Los indestructibles 3 con Harrison Ford, Mel Gibson y Antonio Banderas, y volverá al certamen con uno de sus personajes más queridos.

El próximo viernes 24 será protagonista de un homenaje que le servirá para promocionar la quinta aventura de Rambo, que desde 2008 no tiene una película. Revelará en exclusiva un adelanto de Rambo V: Last blood, que trata sobre cómo el mítico personaje va a México a salvar de un secuestro a una niña que ha sido capturada por un cartel; además, se exhibirá una versión restaurada del primer filme de 1982, en la previa al estreno de septiembre en salas de EE.UU.

[caption id="attachment_82472" align="alignnone" width="960"]

Rambo V: Last blood.[/caption]

También Cannes ofrecerá la producción biográfica de corte musical más esperada del año, post euforia Bohemian Rhapsody. Rocketman, sobre Elton John, llegará precedida por la expectación de lo que promete ser el acercamiento aprobado por la estrella británica, pero también uno que no se mide para ser un producto todo espectador. Fue calificada R en cines estadounidenses –por lenguaje, drogas y contenido sexual–, a diferencia de la calificación inconveniente para menores de 13 años que recibió la cinta de Queen y promete una gran performance de Taron Egerton (Kingsman).

https://www.youtube.com/watch?v=Q7BEpxdkt2Q

Otro retrato que se mostrará fuera de competencia en Cannes es Diego Maradona, el documental de Asif Kapadia, el mismo director de Amy –filme sobre Amy Winehouse por el que ganó el Oscar– y Senna. Como es habitual en el realizador, echa mano a horas y horas de material inédito para dar forma a un relato sobre todo centrado en la gloriosa etapa del "10" de Argentina en Napoli. El mismo astro trasandino podría estar en el epicentro del cine, tal como ocurrió en 2008, cuando Emir Kusturica exhibió su propio documental, titulado simplemente Maradona.

https://www.youtube.com/watch?v=lhiQIe_wSfg

Mientras se espera que Brad Pitt, Leonardo DiCaprio y Margot Robbie asistan junto a Quentin Tarantino para el estreno mundial de Érase una vez en Hollywood, el singular acercamiento a Los Angeles en la época de los crímenes de Charles Manson (que aspira a la Palma de Oro), la apertura tendrá un condimento poco habitual para Cannes, con una película –en apariencia– de zombies.

[caption id="attachment_82475" align="alignnone" width="1525"]

Érase una vez en Hollywood.[/caption]

The dead don't die es la mirada en torno a los muertos vivientes del cineasta Jim Jarmusch, que en su elenco parte con Bill Murray y Adam Driver y sigue con nombres como Iggy Pop (como un zombie), Selena Gomez, Tom Waits y el rapero y actor RZA. La singular mirada del director ya puso su ojo en los vampiros en Only lovers left alive (2015) y el resultado fue todo menos un filme convencional.

https://www.youtube.com/watch?v=0rgifFJJ3NU

Pero el llamado cine de género tendrá otras encarnaciones, como el nuevo largometraje de Robert Rodriguez, Red 11. El realizador viene de estrenar la superproducción Battle Angel: La última guerrera y esta vez se decanta por una película pequeña y centrada en un laboratorio, que es parte de la Quincena de Realizadores. La misma sección paralela del certamen acogerá el debut de lo nuevo del director de La bruja (2015), titulado The lighthouse y con Robert Pattinson y Willem Dafoe en los roles centrales. Aunque el cineasta Rober Eggers no ha querido revelar mayores detalles de la trama –se sitúa en una isla de Nueva Inglaterra en 1890 y es sobre dos fareros–, algo debiera tener de la fresca mirada del terror de su primera cinta.

Comenta