De Michael Jordan al fiscal Nisman: Netflix revela que los documentales triplicaron sus reproducciones desde 2015

Jeffrey Epstein

Jeffrey Epstein: Asquerosamente rico debutó en mayo.

Luego de estrenar títulos como The last dance, Jeffrey Epstein: Asquerosamente rico y Carmel: ¿Quién mató a María Marta?, el servicio da a conocer que el 96% de los usuarios latinoamericanos ha visto alguna producción documental durante 2020. Ahora la plataforma anuncia Rompan todo: La historia del rock en América Latina, un recorrido por grandes nombres de la región producido por Gustavo Santaolalla.



La socióloga María Marta García Belsunce falleció en octubre de 2002. La cobertura de su caso penetró en cada dimensión de la vida en Argentina, por los torcidos detalles de su deceso: primero fue encontrada muerta tras un aparente accidente doméstico, en la casa que habitaba junto a su marido en un exclusivo barrio de Buenos Aires; luego una nueva autopsia halló cinco disparos en su cabeza, y en medio de la investigación incluso su esposo apareció seriamente involucrado.

Hasta 2016 el caso siguió teniendo giros en el plano judicial, pero sólo durante este año los detalles en torno al homicidio de Belsunce volvieron a la esfera pública y a obsesionar a quienes estaban al tanto y a quienes nunca habían escuchado de Carmel, la residencia de clase alta en que vivía, o de las particularidades del sistema de justicia argentino.

El responsable es Carmel: ¿Quién mató a María Marta?, la serie documental que se estrenó a inicios de mes y que, dividida en cuatro capítulos, profundiza en el crimen de la socióloga y entrevista tanto a su círculo cercano como a los mayores expertos del caso.

The last dance. Foto: Andrew D. Bernstein/NBAE via Getty Images

Un true crime salido de Latinoamérica que marca uno de los últimos aciertos de Netflix en la esfera de los documentales, un área donde ha crecido consistentemente durante el último tiempo, con títulos como The last dance (realizado junto a ESPN), Jeffrey Epstein: Asquerosamente rico y Al filo de la democracia, nominado a Mejor documental en los Oscar de este año. Tiger King, uno de los primeros hitos del streaming en pandemia, fue vista por 64 millones de cuentas durante su primer mes, afirmó en su momento la plataforma.

Frente a este fenómeno, la compañía despliega nuevas cifras que ayudan a aterrizar el éxito de las producciones de este perfil: en un informe al que tuvo acceso Culto, Netflix revela que entre enero y octubre de este año un 96% de los usuarios en Latinoamérica vieron -al menos- un documental en el servicio de streaming. Y, en una órbita más amplia, las horas promedio que los suscriptores destinan al visionado de documentales se han triplicado durante los últimos cinco años.

Parte de ese ascenso justamente se ve reflejado en el número de proyectos latinoamericanos que la compañía ha lanzado. A Carmel se añaden otros estrenos de 2020 con raíz argentina, como el filme Vilas: Serás lo que debas ser o no serás nada, acerca de la eterna disputa del extenista Guillermo Vilas por acreditar que llegó al número uno del ranking ATP, y Fangio: El hombre que domaba las máquinas, un viaje por la historia de la leyenda del automovilismo.

Vilas: Serás lo que debas ser o no serás nada: Foto: Netflix

En torno a ese tipo de títulos, la plataforma agrega otro dato: la mitad de los usuarios en la región han visto un documental latinoamericano en 2020. Parte de esa medición es Nisman: El fiscal, la presidenta y el espía, la historia que en seis capítulos se adentra en el misterioso fallecimiento del fiscal argentino. También el documental mexicano Las tres muertes de Marisela Escobedo, el retrato de una madre por encontrar justicia a la muerte de su hija, un caso de femicidio que consternó al país en 2008.

El servicio despedirá el año con dos estrenos de alto voltaje y acorde al perfil de su catálogo. El primero es Habitación 2806: Recuento de una acusación, una docuserie que lanzará el próximo lunes y que reconstruye el escándalo protagonizado por el político francés Dominique Strauss-Kahn, quien en 2011 fue denunciado de haber cometido una agresión sexual en un hotel en Nueva York, mientras encabezaba el Fondo Monetario Internacional y era un temprano favorito para ganar las elecciones presidenciales de Francia de 2012.

Conocido como un imitador de Jack el Destripador, un hombre sembró el terror a fines de los 70 en el norte de Inglaterra con una decena de crímenes brutales en contra de mujeres. Ahora es el centro de la miniserie El destripador de Yorkshire (The ripper), que llega el 16 diciembre y reúne a investigadores y testigos que siguen su modus operandi y a sus víctimas.

En un ámbito diferente, Netflix anuncia para los próximos meses una de sus producciones musicales más ambiciosas en la región: Rompan todo: La historia del rock en América Latina, un recorrido por grandes nombres de la música que es producido por el histórico Gustavo Santaolalla. Dirigida por Picky Talarico (que ha realizado videoclips para Juanes y Bajofondo), la docuserie abarcará nombres como Soda Stereo, Mon Laferte, Café Tacvba y Aterciopelados.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.