El clásico le deja lecciones a la UC

UC

Problemas defensivos, excesivo trabajo del arquero, falta de precisión en el medio y de claridad en la última línea son algunas de las tareas que Gustavo Quinteros tiene que trabajar.




La imagen que Universidad Católica dejó en el clásico ante Universidad de Chile no fue buena. Pese a todo, se llevó un valioso punto que la mantiene a 10 de Colo Colo, su escolta. Igual se llevó mucha tarea para la casa.

En los últimos partidos, la UC se vio frágil defensivamente. Solo en una de las cinco fechas jugadas en la segunda rueda ganó con comodidad: ante Universidad de Concepción (3-0). En el resto, siempre sufrió y tuvo al arquero Matías Dituro como una de las figuras.

Esta vez, cederle el protagonismo al rival, tras abrir la cuenta, no fue una buena apuesta. Quinteros debió empujar a su equipo a liquidar a un rival que quedó tocado. No hubo intensidad en momentos claves.

El funcionamiento de la zaga es otro factor a mejorar. Con pelotazos largos, el equipo de Hernán Caputto complicó mucho al campeón. Los laterales Stefano Magnasco y Alfonso Parot quedaron al debe, mientras que los centrales Germán Lanaro y, especialmente, Valber Huerta, fueron madrugados en el gol de Ángelo Henríquez. La lesión de Benjamín Kuscevic puede estar pesando más de la cuenta. El zaguero aún tiene para tres semanas.

Otro problema está en el mediocampo. La actuación de Francisco Silva fue decepcionante. El Gato está en período de adaptación al sistema y se notó. Perdió varios balones y uno de ellos casi terminó en gol. Resultó extraño que el DT no pensara en la opción de cambiarlo por Ignacio Saavedra, sobre todo porque además se veía cansado y tenía amarilla.

Quinteros tendrá que pensarlo bien antes de dejar a su equipo nuevamente sin referente de área. Haber sacado a Diego Valencia para el ingreso de César Fuentes no funcionó. Se dio cuenta y metió a Sebastián Sáez, pero el Sacha aún no se acomodaba cuando vino el tanto del empate. "Creo que los cambios no funcionaron muy bien", opinó Juan Tagle, presidente de Cruzados.

A la UC también le está faltando claridad en las últimas líneas. Solo sobre el final, cuando ingresó Diego Buonanotte, la UC volvió a acercarse al área azul. En pocos minutos, el Enano demostró que tiene ganas y talento para ser considerado.

Coicidentemente, la baja en el juego de los precordilleranos ha ido de la mano con el rendimiento de Luciano Aued. Luli, pese al gol de la victoria ante Everton, ha estado errático e impreciso.

Respuestas pendientes

Al menos, el argentino es consciente. "Tenemos que seguir trabajando para evolucionar como equipo y tener respuestas a estos planteos", señaló el domingo.

En todo caso, en el camarín de la UC hay tranquilidad, ya que el año pasado, al mando de Beñat San José, también tuvieron un bajón futbolístico. Pese a que la ventaja era menor que la actual, igual alzaron la copa. Deportes Antofagasta, este domingo, será la primera prueba para ver si Quinteros y sus jugadores aprendieron las lecciones que dejó el clásico.

Comenta