Lautaro de Buin vuelve a la carga y exige la expulsión de Fernández Vial por dobles contratos

El festejo de los jugadores de Fernández Vial, luego del 1-0 de Fabián Espinoza. FOTO: Agencia Uno.

El festejo de los jugadores de Fernández Vial, luego del 1-0 de Fabián Espinoza. FOTO: Agencia Uno.

El Toqui, condenado a devolverse a la Segunda División, persiste en la idea de recuperar el lugar que deportivamente obtuvo en Primera B. Ahora, apunta a vínculos irregulares entre los penquistas y sus jugadores, los que pone en evidencia ante el Tribunal de Disciplina. El duelo que se iba a jugar en la Región de O'Higgins fue suspendido.



Lautaro de Buin se mantiene en pie de guerra. El Toqui, que se salvó de la desafiliación, aunque fue condenado a volver a la Segunda División, después de que se le restaran seis puntos por irregularidades adminisitrativas y económicas, pasa ahora a la ofensiva. Su objetivo no es otro que Fernández Vial, el equipo que ocupará la plaza que, al menos en el plano deportivo, habían obtenido en Primera B. El cuadro de la zona sur de la región Metropolitana solicitó la expulsión de los ferroviarios por la suscripción de dobles contratos con algunos de sus jugadores, una práctica que está prohibida por la reglamentación del fútbol chileno. Y hoy, la denuncia, obliga a suspender el encuentro entre Fernández Vial y Santa Cruz, en el retorno del equipo de la Región del Bío Bío a la B.

Que vengo en interponer denuncia por infracción del artículo 85 letra f) y subsidiaramente infracción al artículo 62 del Reglamento de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional, en contra del club FERNÁNDEZ VIAL S.A.D.P., RUT N° 76.834.934-7 (indistintamente FERNANDEZ VIAL o Club denunciado) representado por ANGELO CASTIGLIONE VILLASEÑOR”, consigna la introducción del recurso que los buinenses ingresaron en la Primera Sala del Tribunal de Disciplina, que deberá resolver la forma y el fondo de la causa.

Lautaro de Buin frente a Deportes Concepción, en 2020. (Foto: Agenciauno)

Dobles contratos

“Es del caso señalar que, las remuneraciones de jugadores de Fernández Vial durante el año 2020, han sido falseadas y ocultadas a la ANFP, en diversos contratos o pactos privados no inscritos con los jugadores. En virtud de dichos acuerdos, en que parte o todas sus remuneraciones o estipendios, no han sido inscritos y transparentados en la sede administrativa de la ANFP. Implica ello entonces, y así lo ha resuelto recientemente la Primera Sala, que se trataría de la presentación ante la ANFP, de documentación falsa o adulterada a su realidad, incurriendo precisamente en la conducta sancionada en la letra f) del artículo 85 del Reglamento ya citado”, consigna el escrito que Patricio Zúñiga, presidente de Lautaro, remite a la corte de primera instancia del fútbol chileno.

“Los antecedentes allegados, se refieren a jugadores que jugaron en el club Fernández Vial el año 2020, entre los que podemos mencionar, por ejemplo, a los señores Andrés Segovia Hernández, Jonathan Soto Da Luz, Pablo Andrés Vranjican y Luis Riveros Valenzuela. Los dos primeros obtenían 2 tipos de remuneraciones y emolumentos de parte de Fernández Vial, unos declarados e informados en los contratos debidamente inscritos en la ANFP, y los otros, correspondían a ingresos que no estaban declarados, inscritos e informados en la ANFP, ocultándolos dolosamente de la ANFP. En lo que respecta al señor Riveros, existía de igual forma una falsedad en la información entregada a la ANFP, en lo que respecta al monto y a cómo enterar sus remuneraciones, lo que explicaré más adelante en detalle”, añade, literalmente, la presentación.

En todos los casos, Lautaro de Buin acompaña documentos que, según considera, acreditan la existencia de pagos distintos a los que están considerados en los contratos federativos registrados en la ANFP, los que configurarían la infracción.

Acusación categórica

Lautaro de Buin es categórico. “De los hechos descritos y de los antecedentes acompañados, sin lugar a dudas se concluye que Fernández Vial, no sólo presentó información falsa a la ANFP, sino que, además, ideó una maquinación para defraudar a la industria deportiva, llegando a utilizar incluso, documentos contables tributarios, para ocultar información de remuneraciones de al menos uno de sus jugadores, como es el caso del señor Riveros”, plantea el club denunciante.

Incluso considera un veredicto en su contra como causal para adoptar la decisión más drástica que contempla el ordenamiento jurídico del fútbol chileno. “Los antecedentes concluyentes presentados en contra de Fernández Vial, serán de base para una sentencia condenatoria de expulsión de la ANFP. Lo anterior en atención al mismo criterio y razonamiento jurídico de la Primera Sala, que ha sentado un importante precedente, el que ha quedado evidenciado en sentencia reciente de fecha 29 de abril de 2021, autos ANFP/ LAUTARO DE BUIN, en que describe este tipo de conductas como las del tipo infraccional de aquellas que sanciona el artículo 85 letra f) del Reglamento”, manifiesta.

Sigue en El Deportivo

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.