Felipe Kast, coordinador de campaña de Briones: “No es primera vez que Lavín corría favorito y no salió electo”

FOTO : PABLO OVALLE ISASMENDI/AGENCIAUNO

"El peso de la prueba del tercer retiro de pensiones va a recaer sobre Lavín y Desbordes cuando les pregunten si van a volver a apoyar esa iniciativa", acusa el senador Evópoli ante el factor retiro del 10% en la contienda. Asegura que a Briones -el último en subirse a una lucha a cinco bandas- "justamente lo elegimos porque no estará preocupado de las encuestas". Y que puede que se aleje del gobierno si algo no le gusta.




“Al final hemos optado por privilegiar aquellas en que no existe cuarentena, donde podamos hacer el trabajo de buena manera”, sincera el recién nombrado coordinador político del comando de Ignacio Briones ante el problema en que ha derivado para varias y varios candidatos presidenciales el retroceso a Fase 1 en varias comunas. El de Evópoli fue el último en entrar a una contienda a cinco bandas, en la que no corre como favorito y en la que luce como el más oficialista con eso de “voy a defender lo que hemos hecho; nunca me va a ver ser desleal con el gobierno”. Pero acá el senador Felipe Kast, que esta vez decidió no competir de nuevo en la primaria, asegura que el exministro de Hacienda sí tendrá margen para desmarcarse de Palacio.

-¿Cuál es el piso para que el desenlace de la candidatura de Briones no sea malo? ¿Que llegue tercero, cuarto, entre cinco?

-A diferencia del 2017, donde era muy difícil ganar porque había un candidato que llevaba una ventaja de 5 a 1 ante cualquier otro, la elección está líquida. El 2017 recién logramos aparecer por junio, y mi última encuesta antes de sacar 15% me marcaba unos 3%. En los últimos dos o tres meses la gente sintoniza y evalúa debates y otras herramientas para saber cuál es su candidato.

-¿Debiese haber debates entre el 4 de mayo y el 4 de julio?

-Espero que tengamos ojalá unos cinco debates en distintos lugares de Chile.

-¡Cinco!

-Ojalá debates radiales, televisados y que la gente pueda elegir de buena manera. Como el 2017: que más allá de los resultados tengamos una primaria con una participación que entonces fue mucho mayor que el Frente Amplio.

-¿Es obligación para Briones superar los aproximadamente 218 mil votos (15%) que alcanzó usted en la primaria 2017?

-No, lo que buscamos es que Ignacio Briones gane la primaria. Por eso lo elegimos entre las opciones que teníamos, incluyéndome, porque estábamos convencidos de que era el mejor.

-¿Por qué no fue usted esta vez? Se dijo mucho en su partido que temían que si usted perdía de nuevo quedara como el “Marco Enríquez-Ominami” de la derecha.

-Porque había uno mejor que yo, que se llama Ignacio Briones.

-El 2017 eran tres candidatos. Hoy son cinco. ¿Cómo revierte Briones el haber sido el último en entrar? ¿Y considerando que Joaquín Lavín es el favorito del sector?

-Bueno, no es la primera vez que Joaquín Lavín corría favorito y finalmente no salió electo. Las campañas son para eso. Hay personas que llevan cuatro años en campañas, otros uno, otros seis meses. Nosotros apenas llevamos un mes desde que lo anunciamos. Nuestro desafío no es solo ganar, sino ganar con buenas razones, enfrentando el populismo y con propuestas ambiciosas.

-Lavín, ¿es ganable?

-Totalmente. Si no, no estaríamos compitiendo.

-Si Lavín no logra sacar electa a Daniela Peñaloza en Las Condes, ¿se le genera una dificultad, como dijo la senadora UDI Jacqueline van Rysselberghe?

-Daniela Peñaloza va a ganar y todo Evópoli va a trabajar para eso. No es solo una responsabilidad de Lavín, sino que de todos nosotros. El 11 de abril Evópoli tendrá un resultado superior a la elección pasada. Ignacio Briones está apoyando a los candidatos, y es el jefe de campaña, el rostro visible, y el resultado del partido influirá muy fuerte en su campaña presidencial.

-Ya. No me diga que la misma respuesta respecto de qué pasa con Briones si Camila Merino pierde en Vitacura.

-Se aplica el mismo principio.

“Briones no se va a acercar o alejar del gobierno por las encuestas”

-Lavín y Mario Desbordes quedaron para su sector como algunos de los retiros anticipados de pensiones. Con Briones en contra del tercer retiro, ¿cómo influye ese debate en la campaña?

-El tercer retiro ratifica que no era por una vez, y el peso de la prueba del tercer retiro va a recaer sobre Lavín y Desbordes cuando les pregunten si van a volver a apoyar esa iniciativa. Espero que no lo hagan.

-¿Qué consecuencias tiene eso para Briones? ¿Cuánto costo le puede acarrear en la campaña el asunto del tercer retiro?

-A diferencia de otros candidatos, Briones no está mirando las encuestas para definir qué piensa, ni menos se está cambiando la chaqueta de una semana a otra. Uno de los sellos de su campaña es decir que él defenderá convicciones y que no será una veleta al viento, como desgraciadamente muchos otros sí lo son. Han existido visiones cambiantes y falta de convicciones en varios candidatos. Eso no lo vamos a ver en Ignacio Briones.

-Aclare ese punto. ¿Se refiere a Desbordes, Lavín o Sebastián Sichel?

-Desgraciadamente, es una práctica bastante generalizada. Más allá de apuntar con el dedo, lo denuncio.

-Más allá de las convicciones, ¿cuán lejos puede volar una candidatura como la de Briones si no va a darle la espalda el Presidente?

-Muchos candidatos se alejan del gobierno porque miran las encuestas. Ignacio Briones no va a estar influenciado por las encuestas. Él no se va a acercar ni a alejar del gobierno por las encuestas. Si el gobierno plantea algo que Briones no comparte, se va a alejar del gobierno; si plantea algo que sí comparte, estará cerca del gobierno. Su actuar no estará determinado por la popularidad del gobierno, sino que por las convicciones de Ignacio. Y del gobierno.

-¿Aunque le cueste votos?

-Justamente lo elegimos porque no estará preocupado de las encuestas.

-¿A cuál de las otras candidaturas le va a morder votos Briones? ¿A Sichel? ¿A Lavín?

-El que más, tiene 10 puntos y el resto no tiene decidido su voto. Hay un gran espectro de independientes y cercanos a las ideas de Chile Vamos, más que ir a golpear a otros.

-A propósito de Sichel, llevamos semanas con el asunto de si lo invitan o no a la primaria.

-No hay duda de que va a ser invitado. No entiendo por qué es tema. Debiéramos dedicarnos a hacer propuestas. Nadie ha puesto en duda que lo vamos a invitar.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.