La “operación remontada” de la Roja incluye a lo menos el doble de hinchas en las graderías

Desde la Moneda anunciarán el próximo lunes, en el plan paso a paso, una serie de avances que le permitirán a la Selección aumentar su aforo desde el 25% actual a una cifra que se irá entre un 50 y un 70 por ciento, como tope. En ANFP evalúan llevar los partidos eliminatorios fuera de Santiago y con entradas más baratas.




La selección chilena prepara una final. O, más bien, tres finales que terminarán definiendo su futuro rumbo a Qatar 2022. La “operación remontada”, como la denonimó el propio director deportivo Francis Cagigao, está en marcha. Caer ya no está permitido. Una derrota podría empezar a despedir a la generación dorada. La paupérrima cosecha de puntos en la última triple jornada eliminatoria, en la que se consiguió un punto de nueve posibles, obligará al equipo de Martín Lasarte a sumar la mayor cantidad de unidades si quiere seguir en carrera por un cupo al Mundial.

El próximo 7 de octubre, la Roja iniciará su participación frente a Perú, en Lima. Tres días después jugará de local frente a Paraguay y, posteriormente, frente a Venezuela, el jueves 14. La meta será exigente: según el propio Pablo Milad, la selección debe obtener al menos siete puntos. Aunque por lo rezagada que está en la tabla, nueve de nueve parece la única cosecha exitosa.

Frente a tal panorama, en el Equipo de Todos apuntan a conseguir los seis puntos de local, como piso. Saben que no se pueden ceder más unidades en casa. La igualdad frente a Bolivia y Colombia durante el transcurso de las Eliminatorias hoy pesa en demasía. La calculadora del milagro lo confirma.

Es por esto, que en la Roja asumen la necesidad de hacer sentir la localía. Más cuando la delegación que viajó a Colombia, en el duelo que cayó la Selección por 3-1, se percató de un detalle no menor. Si bien en la liga local los cafeteros disputaban el duelo con un 25% de la capacidad del estadio, igual que en el torneo nacional chileno, el combinado de Reinaldo Rueda gestionó un permiso para que los duelos del Tri se jugaran con mayor aforo. ¿El resultado? Frente a la Roja hubo un 50% de la capacidad en el estadio Metropolitano Roberto Meléndez, de Barranquilla. Asistieron 23 mil espectadores. Hoy, incluso, los cafetaleros recibirán a Brasil y Ecuador con el 75% del aforo, según confirmó el alcalde de Barranquilla. “Habrá aforo del 75% en el estadio, más de 30 mil hinchas”, avisó Jaime Pumarejo.

Con estos antecedentes en mano, Pablo Milad, el presidente de la ANFP, inició una serie de gestiones con el gobierno para permitir aumentar el aforo para los próximos duelos de la Selección, según cuentan desde la Moneda. Y la respuesta fue positiva pues el número será elevado desde un 25%, con el que se jugó frente a Brasil, al estar Santiago en Fase 4, hasta un margen que hoy se estudia que va desde el 50% al 70% del aforo del próximo estadio que reciba a la Selección. En el caso de que sea el reciento de Macul, se pasará de 10.800 a 21.600 espectadores. Se asume que mientras más hinchas lleguen, con el carnet de vacunación al día, más se puede hacer sentir incómodo al rival.

En la Moneda, sin embargo, agregan que el aumento de aforo se está estudiando para ser aplicado también a toda la actividad. La baja cantidad de sumarios sanitarios que se han realizando en el fútbol ha ayudado a que la ANFP tenga una aprobación en cada una de sus peticiones. Este lunes, el Presidente Sebastián Piñera anunciará una serie de avances en el Plan Paso a Paso, que incluirá al deporte.

“Se ha demostrado que ha existido responsabilidad por parte del hincha, que se han adoptado los protocolos correspondientes. Esperamos, como Ministerio del Deporte, que en el nuevo plan Paso a Paso se permita el aumento de aforo. No sólo lo requiere la selección de fútbol masculino sino el resto de los clubes y los deportistas”, señaló Cecilia Pérez, a Radio ADN.

El reducto que recibirá a la Selección es otro tema que hoy está en evaluación. Martín Lasarte, el técnico de la Roja, evalúa las diferentes canchas que aparecen en el horizonte. Si bien está la posibilidad del Monumental, el Equipo de Todos no descarta viajar a jugar al estadio Sausalito. La Quinta Región ya fue visitada por Machete durante estos últimos días, para evaluar con su cuerpo técnico el estado del campo de juego y las instaciones del estadio que utiliza Everton.

“Nuestra obligación es valorar las posibilidades de jugar en todo Chile llámese Viña, La Serena, Puerto Montt, Antofagasta. No podemos descartar ninguna posibilidad, bien sea con la selección absoluta, la femenina o el fútbol formativo”, dijo Francis Cagigao.

Cabe recordar que los futbolistas de la Roja quedaron disconformes con el apoyo de la gente en el duelo entre la Roja y Brasil, en el Monumental. Eduardo Vargas hizo pública su molestia en sus redes sociales. “Orgulloso de todos”, partió escribiendo Turboman y luego añadió con emojis de risa: “A seguir que se vienen dos partidos más de visita”. El mensaje del atacante nacional dejó dudas entre sus seguidores y, ante las preguntas, Vargas le respondió a un hincha: “Si no entendiste, es porque ayer parecía que jugamos de visita”, manifestando su crítica al público que estuvo presente en el duelo.

Se evalúa rebajar las entradas

Otro de los puntos que hoy se evalúa en Quilín para motivar a la gente a alentar a la Selección es rebajar el precio de las entradas. Frente a Brasil, por ejemplo, muchos fanáticos cuestionaron el alto valor de los tickets, que fluctuó entre $16.500 hasta $275.000.

Hoy, ese costo busca ser rebajado para los enfrentamientos frente a Paraguay y Venezuela. La idea es alcanzar un precio similar al de los abonos que fueron adquiridos y mantenidos en el tiempo para cerca de dos mil hinchas.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.