¿Pacto de no agresión? Desbordes y Allamand se reúnen y buscan alinear a RN

Los nuevos ministros de Defensa y Relaciones Exteriores sostuvieron esta mañana un encuentro con miras a dejar sus diferencias atrás, luego de varios enfrentamientos. Ambos, más allá que en su entorno dicen que mantendrán prescindencia, abordaron las elecciones internas que vienen en el partido y no descartan la idea de una mesa de consenso.




Hasta el Ministerio de Relaciones Exteriores llegó esta mañana el titular de Defensa, Mario Desbordes, para reunirse con su par de esa cartera, Andrés Allamand. Ambos arribaron esta semana al gabinete, cuyo objetivo principal del cambio que realizó el Presidente Sebastián Piñera es superar la crisis en el oficialismo.

En ese ámbito, ambos secretarios de Estado jugarán un rol clave: los dos son expresidentes de RN, que se encontraban en veredas opuestas respecto a la conducción del partido y que durante estas semanas habían tenido duros enfrentamientos a raíz de la aprobación del proyecto de ley que permite el retiro del 10% del fondo de pensiones.

“No quiero interpelar a nadie, pero el presidente de Renovación Nacional abrió una puerta que no podrá cerrar, aunque paradójicamente se haya abstenido, es decir, pronunciado en contra en la votación correspondiente”, manifestó Allamand en el Senado, el pasado 22 de julio, durante la tramitación de esa iniciativa.

El ahora exsenador apuntaba a la postura de Desbordes, quien fue el que le pidió al gobierno que se abriera a considerar el retiro de fondo de pensiones como una alternativa. El ahora titular de Defensa, además, recibió varias críticas del Ejecutivo por impulsar esa idea, pero finalmente terminó arribando al gabinete, lo que fue leído en RN como una manera de “neutralizar” su liderazgo. Esto, debido a que Desbordes iba a ir a la reelección como timonel de ese partido, mientras que Allamand, desde la vereda opuesta, no descartaba competirle y había asegurado que “me la voy a jugar a fondo por esa lista, que es un recambio que el partido necesita”. Por lo tanto, La Moneda logró fichar en el gobierno a las dos facciones de RN e intentar apaciguar la tensión.

Como sea, la llegada de Desbordes a Defensa generó una proliferación de candidaturas en RN y una especie, según afirman en el partido, de ingobernabilidad y de temor de algunos que sienten que se puso en riesgo la continuidad de la “derecha social” que representaba Desbordes.

En este escenario es que Allamand y Desbordes se reunieron esta mañana para “limar asperezas”, una especie de “pacto de no agresión” para dejar atrás los conflictos entre ambos e internar ordenar a RN de cara a las elecciones internas de la colectividad.

En el encuentro -difundido por las redes sociales del Ministerio de Defensa y que duró poco más de una hora-, ambos secretarios de Estado intercambiaron ideas sobre el futuro de RN. Y, según fuentes del oficialismo, coincidieron en que es fundamental la cohesión interna del partido. Esto, en un escenario en que el senador Rafael Prohens se encuentra de presidente interino de la colectividad tras la llegada de Desbordes al gabinete.

El mandato de Prohens debe ser ratificado o no en el consejo general del partido, fijado para el 15 de agosto, instancia en la que también podría asumir otro timonel hasta que se fijen las elecciones definitivas, que, en principio, están estipuladas para diciembre.

Entre los que se mencionan como cartas para asumir la presidencia están el propio Prohens, el senador Francisco Chahuán, quien manifestó su interés, y los diputados Paulina Núñez, Diego Paulsen -como posible representante del bando que lideraba Allamand- y Jorge Durán.

Como sea, Desbordes y Allamand, según fuentes de RN, tienen a sus favoritos para asumir en ese puesto. Por ejemplo, las mismas fuentes sostienen que Desbordes está impulsando que la conducción recaiga en Núñez, mientras que Allamand estaría inclinado por Paulsen y le gustaría que Andrea Balladares asumiera como secretaria general.

No obstante, debido a sus nuevos roles como ministros, durante la cita que tuvieron hoy ambos coincidieron -aseguran en el oficialismo- que deben mantener prescindencia respecto a los nombres, pero abogar para que el partido esté unido.

¿Mesa de consenso?

En este contexto, al interior de RN han comenzado a surgir voces para levantar la idea de una mesa de consenso que sea ratificada por el consejo general del 15 de agosto. Además, algunos apoyan la idea de que se prorroguen las elecciones internas hasta después de los comicios municipales, que están fijados para abril.

El ministro Allamand señaló a La Tercera PM que “en RN existe una valiosa tradición conforme a la cual las directivas son elegidas democráticamente por su militancia, y me parece razonable que ese sano principio se mantenga”.

En esa línea, sostuvo que “yo no veo ningún inconveniente en que existan varias listas compitiendo por la conducción o que los integrantes de todas ellas converjan en una lista de consenso”. Y agregó: “Estas posibilidades siempre han estado abiertas en RN. En cualquier caso, es una materia cuya definición corresponde a los dirigentes que legítimamente han planteado alternativas para la conducción futura”.

En el entorno de Desbordes, en tanto, señalan que el titular de Defensa también estaría inclinado por una mesa de consenso para mantener el partido ordenado y enfocarse en los procesos electorales que vienen: plebiscito y municipales.

Camilo Morán, quien asumirá como diputado en reemplazo de Desbordes, sostuvo que “el gobierno le dio espacio a los dos liderazgos más importantes de RN, que ahora son ministros. Eso significa que nos tenemos que poner todos detrás del gobierno y apoyar a estos liderazgos que representan a RN. Y, además, a Cristián Monckeberg que es otro de los líderes”.

En esa línea, afirmó que “tenemos que lograr una mesa de consenso, y el mejor nombre es la diputada Paulina Núñez, quien viene trabajando hace mucho tiempo”. A su juicio, “ojalá sea antes del consejo general y que éste la ratifique, y así podamos correr las elecciones internas para después de las municipales”.

En una línea similar se manifestó el jefe de comité de RN, Rodrigo Galilea, quien comentó que “hacer dos elecciones muy seguidas no tiene mayor sentido” y que “deberíamos analizar cómo resolver el período que va desde el 15 de agosto hasta después de las elecciones municipales”.

En RN, algunos dirigentes dicen que han conversado con Allamand y Desbordes para ver cómo resolver la interna de la mejor manera y evitar los conflictos, considerando la existencia de distintas facciones.

De ese objetivo, además, también está preocupado el titular de la Segpres, quien, al igual que sus pares, es expresidente de RN y ha sostenido algunos diálogos con dirigentes de la colectividad. De hecho, Monckeberg también se reunió esta mañana con Desbordes.

Como sea, en RN hay quienes ven con distancia la posibilidad de una mesa de consenso, porque, más allá de las intenciones, dudan que Allamand y Desbordes quieran ceder poder en la interna del partido.

Comenta