Chile consume más de 3.400 millones de bolsas al año y 51 comunas han regulado su uso

Se calcula que cada habitante ocupa unas 200 al año, cuya vida útil no supera los 30 minutos. Providencia también limitará su uso, tal como Las Condes, que tiene el mayor consumo del país.

En 2013 entró en vigencia la primera ordenanza municipal de “sustitución de bolsas plásticas” en Chile, pronunciada por la municipalidad de Pucón. Fueron los primeros en crear una estrategia de reemplazo gradual de estas bolsas y lograr que el comercio pasara a entregar, voluntariamente, de tres a cero bolsas a sus clientes.

Poco a poco se fueron sumando más municipios y, según el Ministerio del Medio Ambiente (MMA), hoy existen 43 comunas que han generado acciones para sustituir estas bolsas plásticas. Desde el ministerio aclaran que los que se adhieren a la iniciativa no siempre les notifican, por lo que La Tercera realizó una actualización de la lista llegando a contabilizar 51 comunas.

Entre estas están Antofagasta, Coquimbo, Vallenar, Vicuña, La Serena, Valparaíso, Santiago, Pirque, Concepción, Los Ángeles, Futrono, Lago Ranco, Puerto Varas y Ancud (ver recuadro con la lista completa).

También existe una lista de municipios, que aunque explícitamente no prohiben su uso, sí tienen campañas educativas que buscan el mismo objetivo. Entre estos municipios destacan Villa Alemana, Isla de Pascua, Requínoa, San Vicente de Tagua Tagua, Pichilemu, Victoria, Villarrica, Río Bueno, Machalí, La Unión, Purranque, Osorno y Valdivia.

Millones de bolsas

Los fundamentos, en estas ordenanzas, tienen que ver con las cifras que entrega el MMA. En Chile se consumen más de 3.400 millones de bolsas plásticas al año, 386 mil por hora. Se calcula que cada habitante usa unas 200 al año, cuya vida útil no supera los 30 minutos.

El problema es que estas bolsas demoran 400 años en eliminarse, provocando un impacto ambiental.

En febrero, el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (Pnud) lanzó la campaña Mares Limpios, que busca eliminar al 2022 las principales fuentes de basura en los océanos, representadas en 90% por el plástico. La campaña promueve, entre otras medidas, la prohibición de las bolsas plásticas.

La segunda Encuesta Nacional de Medio Ambiente reveló que el 88% de los consultados está “muy de acuerdo” con que los municipios restrinjan el uso de bolsas. Demandas que han sido escuchadas por las comunas de Providencia y Las Condes, prontas a poner en marcha la iniciativa de sustitución de bolsas plásticas.

Según Paloma Valenzuela, jefe del Departamento de Medio Ambiente de Providencia, en la comuna están “definiendo los detalles para una pronta regulación de bolsas plásticas, que se implementará en el segundo semestre”.

Agrega que el programa se basa en el rechazo de los consumidores, y a la disminución de bolsas, por el comercio.

El alcalde de Las Condes, Joaquín Lavín, afirma que “por el tamaño de la población y la gran concentración de centros comerciales, supermercados y farmacias que tenemos, Las Condes es la comuna que más consume bolsas plásticas”.

Agrega que “si el chileno consume 200 bolsas plásticas al año, un vecino en Las Condes consume alrededor de 700”.

En un principio, la ordenanza de Las Condes -que comenzará a regir el 17 de mayo- prohibía las bolsas plásticas, pero tuvo que ser adecuada por un dictamen que emitió la Contraloría en noviembre de 2014, que señala que los municipios no tienen la facultad legal para “prohibir” el uso o entrega de bolsas plásticas.

Además señala que al prohibir, el municipio estaría infringiendo el derecho a desarrollar una actividad económica, consignado en el artículo 19 N° 21 de la Constitución Política.
Tras el dictamen, las municipalidades de Punta Arenas, Puerto Natales, Cabo de Hornos, Torres del Paine y Pucón, debieron adecuar sus ordenanzas.

Nuevo proyecto

En enero, la Comisión de Gobierno Interior, Nacionalidad, Ciudadanía y Regionalización de la Cámara de Diputados promulgó un proyecto que modifica la Ley Orgánica Constitucional de Municipalidades. El proyecto tiene como idea central permitir a las municipalidades dictar ordenanzas que contengan planes para regular o eliminar la entrega de bolsas plásticas. Dicho proyecto fue aprobado y pasó al segundo trámite constitucional del Senado, en donde se encuentra estancado desde mayo de 2015.

Es por esto que las ordenanzas municipales que buscan sustituir las bolsas plásticas por bolsas reutilizables o biodegradables, queda bajo compromiso de los consumidores y de la voluntad del comercio.

Desde los supermercados Jumbo, indican que apoyan a siete municipalidades, mientras que Santa Isabel a cinco. Esto les ha permitido reducir en 11 toneladas el plástico que solían poner en circulación.

Afirman que lanzarán “una nueva campaña que comprenderá a todos los supermercados de Chile con el fin de desincentivar el uso de bolsas y que así en cada compra, los clientes no olviden llevar la bolsa reutilizable”.

#Tags


Seguir leyendo