Mirosevic y órgano redactor para una nueva Constitución: “Creo que sería mucho más legítima una convención cien por ciento electa”

El presidente de la Cámara de Diputados y Diputadas respaldó esta opción por sobre un sistema mixto. Además se refirió a hechos como el uso de tarjetas de combustible por familiares de parlamentarios y el arriendo de las respectivas sedes de los legisladores, asegurando que "lo que hacen es perjudicar a toda la institución".


El presidente de la Cámara de Diputados y Diputadas, Vlado Mirosevic, abordó los últimos hechos que han protagonizado algunos parlamentarios, como el uso de las tarjetas de carga de bencina que financia el Parlamento por parte de familiares o el arrendamiento de sus respectivas sedes. También, ahondó en el proceso constituyente y en cómo ha sido su labor en liderar la Cámara Baja.

Sobre las conversaciones que continúan entre todas las fuerzas políticas con representación parlamentaria en el Congreso Nacional, cuya próxima reunión será este lunes a las 9.00 horas, el congresista enfatizó en Tolerancia Cero que “yo creo que sería mucho más legítima una convención cien por ciento electa” en relación a la mixta, y afirmó que “yo apoyo la posición del Presidente de la República y de la alianza del gobierno, la posición oficial es que es una convención cien por ciento electa, con ayuda de los técnicos y expertos claves”.

Asimismo, el diputado del Partido Liberal (PL) reforzó la importancia de tener una nueva Constitución y que “esta segunda oportunidad es la última, no puede salir mal”. En relación a los actores que lideran las conversaciones para tener un nuevo proceso constituyente, Mirosevic agregó que “las fuerzas políticas de derecha e izquierda entienden que el país necesita una nueva Constitución y que el país necesitaba estabilidad, porque de esto dependen las futuras generaciones, la estabilidad económica del país, de esto dependen muchas cosas”.

“La Constitución no va a ser para nadie un manifiesto político de su sector. La Constitución tiene que ser el mínimo común”, enfatizó.

En otras materias, y sobre el uso de las a las cargas de combustible, una investigación de Ciper reveló que algunos familiares de diputados ocupaban las tarjetas de bencina, que se financian con fondos públicos y son de uso exclusivo de cada legislador, para fines personales y que no se relacionaban con los usos de traslación del diputado/a respectivo.

Sobre lo anterior y también con otras conductas que no son acordes, como el arrendamiento de las sedes de algunos parlamentarios, el presidente de la testera indicó que “cuando yo veo algún comportamiento de algunos parlamentarios, realmente me pregunto por qué están haciendo eso, porque esto no es solamente una actitud personal. Cuando un parlamentario comete un error, y más que un error a veces, lo que hacen es perjudicar a toda la institución, a todo el Congreso, a toda la democracia chilena y eso a mí me preocupa”.

Además agregó que “si nosotros no nos ponemos duros ahora, esto va a traer consecuencias terribles para Chile (...) Esto no partió hace tres semanas cuando llegué a la presidencia de la Cámara, esto viene de hace rato. Si es que no cuidamos las instituciones poniéndonos duros, y aunque sea difícil, porque claro que es difícil regular, interrumpir discursos, sancionar en la sala y llevar a la Comisión de Ética; efectivamente eso significa ganarse algunas enemistades o enemigos, pero de verdad yo creo que hay que hacerlo. Ojalá el presidente que venga haga lo mismo, hay que poner orden en el Congreso”.

Al ser consultado por su liderazgo en la Cámara Baja, la que no ha estado exenta de polémicas, dado que ha recibido amenazas de censura, Mirosevic aseguró que “a mí me ha tocado en un momento que no es fácil, un momento difícil, porque hay un ánimo de polarización producto del plebiscito (...) Primero, hay un clima que no es el mejor en la Cámara, pero además hay ciertas personalidades que ponen más complicaciones a ese clima, entonces hay que administrar ambas cosas”.

Además agregó que “la mayoría quiere hacer su trabajo de la manera más tranquila posible, pero hay un grupo bien trasversal conocido por todos. Es un puñado de parlamentarios que generan una animosidad en la Cámara, que yo creo que desprestigian al Congreso”.

En relación con lo anterior, el legislador aseguró que dichas actitudes de algunos parlamentarios “nos tienen abiertamente chatos, no queremos continuar con una actitud que desprestigia al Congreso y que le hace daño a la democracia”.

Lee más de Política

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

El estrés puede generar efectos negativos en el organismo como envejecimiento prematuro y enfermedades crónicas, fomentando una mala calidad de vida.