Senado aprueba aumentar sanciones por incumplimiento de cuarentenas

Foto: Andrés Pérez

Iniciativa agrava penas de quienes “pongan en peligro a la salud pública” y a empleadores que obliguen a trabajadores a romper aislamiento preventivo. Norma pasa ahora a la Cámara de Diputados.




Por 32 votos a favor, cinco en contra y cuatro abstenciones, la sala de la Cámara Alta despachó el proyecto que busca aumentar las sanciones ante el incumplimiento de las cuarentenas sanitarias y que este miércoles volverá a su tercer trámite a la Cámara de Diputados.

La iniciativa modifica el Código Penal para, entre otras cosas, elevar las multas y las penas de quienes “pongan en peligro a la salud pública” e infrinjan las normas sanitarias dictadas por la autoridad en contexto de epidemia o pandemia. En ese sentido, el proyecto aprobado por el Senado aumenta dicha sanción a penas que van desde 61 días hasta tres años de presidio, además de incrementar multas alternativas entre 10 y 200 UTM (desde los 500 mil a los 10 millones de pesos). Mientras que, en caso de que se compruebe dolo, las penas llegan hasta los 5 años y van aparejadas de multas de máximo 250 UTM.

La votación se da luego de que el ministro de Salud, Enrique Paris, y su par de Interior, Gonzalo Blumel, llamaran a que se acelerara la tramitación el proyecto. Todo esto, luego de que el gobierno decretara la prorrogación del Estado de excepción constitucional este lunes por otros 90 días y que Carabineros revelara que han realizado cerca de 100 mil detenciones en el país por delitos contra la salud pública.

Así, pese a que el proyecto contó un amplio apoyo por parte de la centroizquierda, algunos parlamentarios del sector calificaron la iniciativa como “populismo penal” y llamaron al Ejecutivo a ampliar las protecciones sociales.

“El tema de fondo es más profundo y no se soluciona con la elevación de multas”, sostuvo la senadora PS, Isabel Allende, quien terminó absteniéndose de la iniciativa en general, en conjunto con los DC Ximena Rincón y Jorge Pizarro. Mientras que su par Carlos Montes (PS) señaló que “esto de poner penas no lo creo muy eficaz”.

En ese sentido, desde el sector reconocieron que la iniciativa les “complicaba” debido a que, según ellos, las nuevas sanciones se aplicarían a los sectores más vulnerables de la población. “El problema que se va a producir va a ser doble, porque van a tener una situación de vulnerabilidad extrema y tampoco van a poder pagar las multas”, señaló Pizarro.

Además, desde la centroizquierda apuntaron a que parte de la responsabilidad del número actual de contagios en el país se debía a los distintos mensajes de “normalidad” que transmitió el gobierno durante la administración del exministro de Salud, Jaime Mañalich.

Por su parte, desde Chile Vamos cuestionaron los argumentos esgrimidos por la oposición y apuntaron a que este proyecto enviaría una “señal potente” a la ciudadanía para que se respeten las cuarentenas.

Sin embargo, los parlamentarios oficialistas advirtieron que se debía aumentar la fiscalización por parte de las autoridades. “Aquí es un tema mucho más profundo y es el respeto a lo que dice la autoridad (…). El llamado que hago es que se aumente la vigilancia para que se cumpla este tipo de medidas”, señaló la senadora UDI, Ena von Baer.

A su vez, previo a que terminara la votación, el ministro Blumel tomó la palabra y se refirió a los cuestionamientos lanzados por la centroizquierda. “Esta no es la solución a la pandemia, este es un instrumento que contribuye a enfrentar las dificultades que estamos teniendo por el Covid”, dijo.

Y agregó: “Si estas medidas no se respetan adecuadamente, tenemos que tomar medidas para que la gente entienda que lo que está en juego no es baladí”.

Gobierno evaluará “Hibernación”

En tanto, el ministro Paris, se mostró abierto a estudiar la propuesta de Espacio Público de extremar el confinamiento preventivo ante el aumento sostenido en la tasa de contagios de Covid-19 y establecer una especie de “hibernación” para el gran Santiago.

"Estamos llanos a escuchar todas las posibilidades", dijo el secretario de Estado.

En la práctica, Espacio Público plantea la ampliación en el horario del actual toque de queda, restringir al máximo el acceso al transporte público, una reducción de los permisos para circular y una fiscalización mucho más estricta. Con todo, Paris advirtió en todas las propuestas se debe sopesar bien “cuál es el impacto en salud, pero también el impacto social de esas medidas”.

El ministro también adelantó que lo más probable es que en la sesión de este miércoles del consejo de asesores se tome alguna resolución respecto a la estrategia de confinamiento.

Comenta