El Sifup respalda al wanderino Víctor Espinoza y le pedirá explicaciones a Castrilli

El wanderino Víctor Espinoza, de espaldas, en el partido ante la UC

El wanderino Víctor Espinoza, de espaldas, en el partido ante la UC (Foto: Agenciauno)

Gamadiel García, presidente de la entidad gremial, se resiste a la sanción por "exageración exitosa" que recibió el defensor porteño por la incidencia que, inicialmente, le había costado la expulsión por doble amarilla a Fernando Zampedri, en el choque entre los porteños y la UC.


La sanción que recibió Víctor Espinoza indigna al Sifup. El lateral de Santiago Wanderers fue suspendido por una fecha por “exageración exitosa” en la incidencia que, inicialmente, le había costado la expulsión por doble amonestación a Fernando Zampedri, en el duelo entre los porteños y Universidad Católica, en San Carlos de Apoquindo. La situación se transformó en una de las más historiadas del último tiempo en el fútbol chileno. El juez Roberto Tobar reconoció en su informe que se había equivocado, los cruzados pidieron una sesión extraordinaria de la Primera Sala del Tribunal de Disciplina para salvar de castigo al goleador y disponer de él en el partido ante Colo Colo y la corte del fútbol chileno atendió ambos argumentos y lo dejó sin sanción. Y, para mayor abundamiento, terminó sancionando al porteño.

En el intertanto, Javier Castrilli, el nuevo jefe de los árbitros del fútbol chileno, ya había criticado a Espinoza. “Respecto de la expulsión de Zampedri, tomamos contacto con el árbitro y nos manifestó que está en el informe de él en el Tribunal de Disciplina, que ante la duda acudieron a las imágenes del celular, porque no lo podían hacer por el VAR, cuando finalizó el partido, en vestuarios, y comprobaron que el culpable de todo es el señor Víctor Espinoza del equipo de Wanderers”, expresó a radio Cooperativa. Y agregó: “Con su simulación y sobreactuación hizo caer en su buena fe no solo a la investidura arbitral, esto hay que hablarlo así a calzón quitado y que quede a la opinión pública esto”. La declaración forma parte de una nueva doctrina en el referato nacional, a partir del arribo del transandino a la testera de la Comisión de Árbitros: tolerancia cero a las simulaciones.

La entidad que agrupa a los futbolistas no comparte ni el castigo a Espinoza ni la nueva política para aplicar el reglamento impulsada por el Sheriff. “Nosotros, lógicamente, lo primero que haremos será apoyar al jugador y pedir una reunión con Castrilli. Antes de empezar a sancionar o apuntar con el dedo lo fundamental es la educación. No podemos usar a los jugadores como conejillos de Indias cuando los árbitros son los que se están equivocando, sobre todo cuando se supone que tienen todas las herramientas para no hacerlo”, establece García. “Vamos a enviar un oficio al tribunal y pediremos una reunión con Castrilli por lo que está pasando”, precisa el líder gremial.

García se remite, luego, a la situación específica. “Siempre han ocurrido las exageraciones, pero ¿cómo las mides? Si vemos el video de la jugada de Zampedri, hay un roce. Y la amonestación es una decisión que toma el árbitro”, explica. “No vamos en contra de que ocurran este tipo de situaciones (en alusión a un mayor rigor referil con las simulaciones), pero no puede ser de un día para otro. Queremos que el reglamento se respete, pero no puede haber una cacería de brujas. No corresponde. El mal arbitraje que considera que se equivoca no puede pasar a culpar al jugador”, explica.

FOTO: AGENCIA UNO.
Gamadiel García, presidente del Sifup.

Decisión condicionada

El timonel del Sifup insiste en su postura. “Efectivamente hay un golpe. No hay una conducta de engaño de parte del jugador porque existe el roce. Hay una amarilla interpretada por un árbitro. Que después él se retracte es otra cosa. Eso es lo que hay que poner en la palestra. Si no, vamos a entrar en una dinámica que le hará mal al fútbol. Y si queremos entrar en esa dinámica tiene que haber educación. No puede ser que por errores gruesos de un árbitro, empecemos a cambiar las conductas”, dice.

Hay más casos que lo llevan a la reflexión. “Esto pasó con Francisco Arancibia. Hay un informe de árbitro que lo acusa de agresión. Le dieron cinco partidos, pero arriesgaba cuarenta”, expone. En este contexto, clama por un mejor criterio de los jueces. “Hay que hincar el diente en cómo el árbitro está interpretando las cosas. Que no sea el futbolista el conejillo de indias para tapar el sol con un dedo. Los árbitros están dirigiendo mal, tomando malas decisiones. Eso no es culpa del jugador”, subraya.

García también pone su atención en la presión que pudo haber ejercido Castrilli para que Espinoza fuera castigado. “¿Qué pasa si Castrilli no sale hablando de este tema? ¿Sancionan al jugador? ¿Condiciona al Tribunal? El tribunal cita a un jugador, pero previo a esto hay declaraciones del jefe de los árbitros”, reflexiona.

Y concluye: “Hay un problema futbolístico, de apreciación ¿Por qué el Sindicato propuso que en el VAR hubiera un futbolista? (Enrique) Osses estaba de acuerdo con eso. Si tienes todas las herramientas y tomas mal las decisiones, el problema no es de los jugadores”.

Sigue en El Deportivo

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.