Contradicciones con el gobierno y críticas desde la oposición: las alertas que dejó la reaparición de la exministra Vega

Foto: Mario Téllez.

La vocera Camila Vallejo salió a contradecir las palabras con que la exjefa de la cartera de Desarrollo Social justificó su renuncia. También, la entrevista generó reacciones entre los parlamentarios de La Araucanía.


La reaparición de la exministra de Desarrollo Social Jeanette Vega (PPD) -quien dejó su cargo el 25 de agosto, luego de que se filtrara una conversación de una asesora suya con el líder de la CAM, Héctor Llaitul- generó ruido inmediato en el gobierno.

En la primera entrevista después de su salida, en La Tercera Domingo, la doctora aseguró: “No me pegué en la cabeza: no había ninguna razón para no hablar con Llaitul”. Y no fue la única declaración que prendió las alertas en el oficialismo, porque también dio a entender que su salida fue por el contexto político -para no perjudicar al Apruebo a días del plebiscito del 4 de septiembre- y no solamente por lo que en La Moneda catalogaron como un error grave.

“En mi renuncia hubo una decisión que fue más bien política de mi parte. Estábamos a una semana del plebiscito en el cual habíamos luchado -incluyéndome- para cambiar la Constitución de Pinochet. Era el momento clave”, confesó Vega.

Pero a primera hora del domingo, la vocera Camila Vallejo (PC) contradijo las palabras de la exministra, en Mesa Central de Canal 13. “Esa renuncia se le aceptó porque hubo una evaluación crítica en el sentido de que la comunicación que ella trató de gestionar con Héctor Llaitul no fue ni instruida ni fue informada cuando se trató de hacer”, dijo Vallejo. Y agregó: “Para el gobierno, lo más relevante fue que el hecho de este intento de conversación no se informó, ni siquiera fue instruido”.

La exministra Vega dejó La Moneda el 25 de agosto. Foto: Mario Téllez.

Las críticas de la oposición

Pero las declaraciones de Vega no solo hicieron eco en el gobierno. También los parlamentarios de oposición, sobre todo quienes representan a la Macrozona Sur, hicieron ver su molestia por las confesiones de la exministra de Desarrollo Social.

“Los dichos de la exministra Vega confirman el diagnóstico equivocado que ha tenido el gobierno respecto de la violencia en la Macrozona Sur. Piensan que organizaciones armadas como la CAM son representativas de las demandas mapuches; nada más alejado de la realidad. Por ese error de diagnóstico es que Vega sostiene que no había ninguna razón para no dialogar con Llaitul”, dice el senador José García (RN).

Mientras que el diputado Jorge Rathgeb (RN) apunta sus críticas hacia La Moneda. “Llama la atención que ella dice que haya cierta libertad para poder hacer acciones dentro del gobierno. Con eso demuestra que hay un absoluto descontrol en el gobierno respecto de sus ministros”, plantea el congresista.

También la senadora de la zona Carmen Gloria Aravena (independiente-RN) cuestiona el diseño original del Ejecutivo. “Se agradece la sinceridad de la exministra, lo que permite comprender que el gobierno y sus asesores tienen una visión ideologizada y politizada del pueblo mapuche y que les falta vincularse con la inmensa mayoría que quiere desarrollo y paz. Centrarse solo en las tierras es el gran error. El gobierno debe de una vez por todas dejar su ambigüedad en la Macrozona Sur y proteger a las familias mapuches y no mapuches que son aterrorizadas y afectadas día a día”.

Por último, el diputado Andrés Jouanett (independiente) pide explicaciones a La Moneda. “Hay una tremenda nebulosa que nos deja más o menos claro que aquí se pretendía conversar con grupos radicalizados, grupos que ejercen la violencia, con grupos terroristas. Y lo cierto es que en la entrevista la exministra demuestra que hay cuestiones mucho más de fondo y el gobierno tiene que empezar a dar explicaciones”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Quay Quarter Tower, un edificio de 59 pisos, fue construido sobre otro edificio de la década de los 70, manteniendo el 90% del núcleo y un 65% de la estructura.