Chile será el país que más rápido se recuperará de la crisis dentro de la región

07 Agosto 2017 Vistas Panoramicas de la ciudad de Santiago, sector oriente, edificios, Costanera Center, sector financiero. Foto Andres Perez 07 Agosto 2017 Vistas Panoramicas de la ciudad de Santiago, sector oriente, edificios, Costanera Center, sector financiero. Foto Andres Perez

Con la última proyección que entregó el Banco Central de un rango entre 10,5% y 11,5%, el país será uno de los que más rápido volvió a niveles prepandemia. La razón detrás de este salto es principalmente el mayor impulso fiscal entregado por el gobierno y los retiros de los fondos de pensiones que apuntaron el consumo de los hogares en el corto plazo.




La economía chilena se recuperará con fuerza este año. Pero no es algo que vaya a pasar a futuro, sino que ya es una realidad: ya superó el nivel de actividad que exhibía previo al inicio de la crisis social. En el segundo trimestre del 2021, el PIB anotó un crecimiento anual de 18,1%, cifra donde se combinaron la capacidad de adaptación de las empresas y familias al contexto de la pandemia, el impacto de las políticas de apoyo a los ingresos de los hogares y una muy baja base de comparación.

Esta tendencia, de acuerdo a lo señalado por el ente rector, queda en evidencia con el Imacec de julio, que anotó un crecimiento anual de 18,1%, con una velocidad de expansión mensual desestacionalizada de 1,4%. Eso fue lo que transmitió el Banco Central en el último Informe de Política Monetaria (IPoM) conocido esta semana.

Estas buenas perspectivas hicieron que se elevara la proyección de crecimiento para este año pasando de un rango entre 8,5% y 9,5% a uno 10,5% y 11,5%, el cual se basa principalmente en el consumo privado que ha estado sustentado principalmente por las ayudas estatales y por los retiros de los 10% de los fondos de pensiones. “Los datos del segundo trimestre mostraron un aumento del gasto privado que superó lo previsto en junio, por lo que el punto de partida para las proyecciones es más elevado”, advirtió el Central en el documento.

Con esta proyección, Chile pasó a encabezar la lista de países de países de América Latina que más rápido se recuperó de la crisis y considerando los 193 países que analiza el Fondo Monetario internacional, queda en el lugar 23, antecedido mayoritariamente por economías más pequeñas o de menor PIB per cápita. Entre pares o países con economías más grandes queda en el quinto lugar superado sólo por China, Vietnam, Turquía e Irlanda.

Martina Ogaz, economista de Euroamerica, explica que un factor fundamental para mejorar las perspectivas de expansión del Producto Interno Bruto (PIB) “ha sido el apoyo que se ha dado a las familias este año y los retiros de fondos de pensiones, mayor liquidez que ha impulsado el consumo de forma extraordinaria y que ha sorprendido por la mantención de su dinamismo a medida que la economía comienza a abrirse y se han comenzado a relajar las medidas sanitarias”.

Además, la economista destaca el apoyo al crédito, medida que también contribuyó a que una mínima cantidad de empresas quebrara por el impacto de las cuarentenas y que hoy también se puede observar un efecto positivo. “Las medidas anteriormente descritas han impulsado la liquidez y han contribuido a esta rápida recuperación económica”, puntualiza.

Esta argumentación se sustenta en que el gasto público acumulado a julio tuvo un incremento de 32,3% real respecto del mismo período del año anterior, explicado por el crecimiento acumulado de los gastos que afectan el patrimonio neto, es decir, gasto Corriente de 35,1% anual real. Esto se explica principalmente al mayor gasto del gobierno por la extensión del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE). En julio, el gasto se elevó 59,7%.

Tomás Flores, economista de Libertad y Desarrollo (LyD) comenta que “las transferencias masivas de cuantiosos recursos supera largamente lo observaciones en el resto de la región”, lo que ha servido para que Chile sea líder en la recuperación. Sin embargo, el lado negativo es que “este impulso fiscal ha generado un creciente temor de inestabilidad fiscal en el mediano plazo”.

Flores entrega otro antecedente para la discusión: la reactivación del comercio mundial incidió también en las mejores perspectivas para el año. “Chile exporta cerca del 30% del PIB que es el doble de lo que exporta proporcionalmente Brasil. De esta manera Chile se ha visto más beneficiado que el resto por la reactivación del comercio exterior”, acota.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.