El criptoinvierno de las monedas digitales tras el colapso de grandes actores: las repercusiones en Chile

FILE PHOTO: A representation of bitcoin is seen in front of a stock graph in this illustration taken May 19, 2021. REUTERS/Dado Ruvic/Illustration//File Photo

Hoy la capitalización del bitcoin es de US$316 mil millones, muy lejos de los US$876 mil millones que alcanzó al cierre del 2021. Además, en la reunión del jueves entre representantes del Banco Central y los exchanges, se abordaron los riesgos de los stablecoin a propósito de la caída de Terra-Luna, entre otras materias.


Prácticamente dos tercios de su valor, eso es lo que ha perdido el bitcoin en lo que va del año, luego de que cayera desde los US$46.211,74 que marcó el último día del 2021. Hoy, con un valor de US$16.471,61, muchos en el mercado se preguntan si las criptomonedas están en un punto de inflexión donde los escándalos ligados a distintas plataformas podrían sepultarlo.

El último fue la caída de FTX, la que fuera una de las mayores plataformas de transacciones del mundo – que llegó a estar valorizada en US$32.000 millones- y que dejó a cerca de un millón de acreedores enfrentando pérdidas.

La compañía solicitó su quiebra luego de que los inversionistas retirarán US$8.000 millones en criptoactivos, esto en medio de informaciones que llevaban a la utilización de fondos de clientes, por unos US$10.000 millones, para los negocios de intermediación del controlador de la firma.

Pero lo ocurrido con FTX sólo es muestra de una seguidilla de noticias que durante el 2022 han impactando al mercado de las criptomonedas.

Hoy la capitalización del bitcoin es de US$316 mil millones, muy lejos de los US$876 mil millones que alcanzó al cierre del 2021. En tanto, la segunda moneda por tamaño, Ethereum, pasó de US$438 mil millones a US$144 mil millones.

En mayo se produjo el desplome de la stablecoin Terra-Luna, las que eran consideradas más seguras pues estaban asociadas al dólar como moneda de soporte, a lo que se suma la caída de la plataforma de cobertura Celsius; es decir que durante todo el ejercicio el sector se ha visto presionado por una serie de escándalos que ha afectado el valor de los activos.

De hecho, en la reunión del jueves entre representantes del Banco Central y los exchanges para trabajar en la posible emisión de un Peso digital, se abordaron los riesgos de los stablecoin a propósito de la caída de Terra-Luna, entre otras materias.

¿Pero cuáles han sido los efectos de estos problemas en Chile? Rafael Meruane, uno de los fundadores y hoy gerente de productos de la plataforma chilena CryptoMKT, explica que “cierto tipo de transacciones se mantiene de forma estable porque hay gente que necesita hacer pagos recurrentes mediante criptomonedas, y muchas personas entran aprovechando estas bajas de precio. Pero si bien hubo una baja en el número de transacciones - aunque no sólo asociado a FTX sino que al ambiente general económico que marca 2022-, hemos logrado mantener una buena cantidad de transacciones y hemos registrado una pequeña alza en los clientes”.

Jazmín Jorquera, gerenta de Operaciones de Buda.com, comenta que “no hemos experimentado un volumen de retiros inusual, fuera de las variaciones normales del mercado. Tras lo ocurrido, la cantidad de criptomonedas que resguardamos disminuyó dentro de los parámetros comunes”, lo que a su juicio demuestra que “a pesar de la situación global del ecosistema, nuestros usuarios siguen confiando en la tecnología detrás de Bitcoin, especialmente en la apuesta disruptiva a largo plazo que plantea esta criptomoneda, visión que hemos impulsado constantemente, a través de la educación financiera.”.

Por su parte, Joel Vainstein, cofundador y Chief Growth Officer de OrionX, señala que en Chile “no ha pasado tanto, han bajado un poco los volúmenes y ha habido retiros de criptoactivos desde los exchange (hacia billeteras digitales, frías o calientes), pero no ha sido nada como una corrida ni nada que se asemeje, las personas están tratando de retener un poco más sus activos y algo menos de trading, pero ha sido menos de lo que habríamos esperado”.

En un informe, el banco suizo Julius Baer señaló que “la crisis de las criptomonedas no da señales de calmarse. Se ha intensificado la preocupación de que Genesis, una empresa de custodia, comercio y préstamos, pueda declararse en quiebra. Debido a sus afiliaciones con otras empresas de criptomonedas, Genesis es ilustrativa del capítulo actual de la crisis, que se caracteriza por la rápida propagación de los temores de contagio. La confianza en las criptomonedas está más destrozada que nunca, lo que hace mucho menos probable cualquier tipo de recuperación a corto y medio plazo”.

La compañía es miembro del Grupo de Moneda Digital (DCG), conglomerado de empresas criptográficas, que está filiado a Grayscale, el administrador de uno de los fideicomisos de Bitcoin más grandes con US$10 mil millones en activos bajo administración.

La regulación

Aprobada en octubre, la Ley Fintech contiene una serie de regulaciones para el mercado de los criptoactivos, que promete mejorar la información y correcto funcionamiento de la industria. Así, el texto legal primero define a los criptoactivos por primera vez, pero también regula a los exchanges - plataformas transaccionales-, cuyo funcionamiento deberá ser aprobado por la CMF y luego deberá fiscalizarlos.

Según Vainstein, “creo que efectivamente la Ley Fintech aporta y da certezas a los usuarios de que las empresas están reguladas. En FTX, por ejemplo ni siquiera tenían un directorio, o un nivel adecuado de contabilidad, cuando te regulas al menos cumples con esas cosas”.

Para Meruane, lo ocurrido en FTX provocó “un daño a la reputación de esta industria, pero principalmente es una señal de que debiese estar más regulada, y que las reservadas debieran estar reguladas porque es importante para la fe pública”.

Con todo, hacia adelante los actores de esta industria esperan que el ciclo cambie. “Bitcoin tiene un ciclo muy marcado de 4 años, así como se habla del ciclo de 7 años en el mundo inmobiliairo. Cada 10 minutos se arma un bloque y se emiten bitcoins, pero cada 4 años o 210 mil bloques la emisión se reduce a la mitad, eso ocurrió en 2020 y volverá a ocurrir en mayo de 2024, cuando ocurre se traduce en que la disminución de la oferta genera un alza en los precios, y luego, tras unos 12-18 meses se corrige, eso ocurrió en 2012, 2017 y 2022 y probablemente pase en 2025 y 2026, luego de una espectacular subida″, dice Vainstein.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

La empresa italiana 3D WASP, diseñó una casa experimental autosuficiente y sostenible que además incluye paneles solares y sistemas de recolección de lluvia para regar.