El informe sobre el pago de intereses de Evergrande genera incertidumbre

El logo de China Evergrande Group visto en el Evergrande Center en Shanghai, China, el 22 de septiembre.

La unidad inmobiliaria onshore de Evergrande dijo en una presentación bursátil que un pago de intereses que vence el 23 de septiembre sobre uno de sus bonos denominados en yuanes “se ha resuelto a través de negociaciones fuera de la cámara de compensación”




China Evergrande Group inyectó una nueva dosis de incertidumbre en los mercados financieros el miércoles, tras emitir un comunicado vagamente redactado sobre el pago de intereses de un bono que dejó a los analistas a la espera de detalles.

La unidad inmobiliaria onshore de Evergrande dijo en una presentación bursátil que un pago de intereses que vence el 23 de septiembre sobre uno de sus bonos denominados en yuanes “se ha resuelto a través de negociaciones fuera de la cámara de compensación”. Aunque el comentario contribuyó a desencadenar ganancias repentinas en algunos activos de riesgo, Evergrande no especificó cuánto interés se pagaría ni cuándo.

Eso alimentó las especulaciones de algunos analistas de que el desarrollador llegó a un acuerdo con los tenedores de bonos locales para posponer el pago sin tener que calificar la medida de incumplimiento.

Ggente pasa junto al logo de China Evergrande Group visto en el Evergrande Center en Shanghai.

Las empresas chinas suelen pagar los intereses de los bonos locales a través de una cámara de compensación; cuando acuerdan pagar directamente a los tenedores de los valores, en general es porque las empresas no pueden cumplir sus obligaciones a tiempo, dijo Li Kai, socio fundador del fondo de bonos Shengao Investment, con sede en Pekín.

“Normalmente se trata de una prórroga, un pago a plazos o una reducción del cupón”, explicó Li. “Esta es una de las formas de evitar incumplimientos por parte de las empresas en dificultades”.

El acuerdo puede ayudar a Evergrande a evitar otra ronda de titulares negativos, pero es poco probable que calme las preocupaciones sobre la salud financiera de la empresa a largo plazo. Los inversionistas de todo el mundo están analizando todos los movimientos de Evergrande para ver si su falta de liquidez puede provocar un contagio financiero y económico.

Las llamadas a Evergrande en busca de comentarios sobre el pago de intereses no fueron respondidas. Las acciones de la empresa que se cotizan en Hong Kong no se negociaron el miércoles debido a un día feriado local, mientras que sus bonos en dólares al 8,25% con vencimiento en marzo de 2022 cayeron 0,7 centavos a 24,5 centavos, según los precios compilados por Bloomberg.

Se considera que el desarrollador del multimillonario Hui Ka Yan se encamina a una de las mayores reestructuraciones de deuda de la historia de China, aunque la empresa y los dirigentes del Partido Comunista han dado hasta ahora pocos indicios sobre cómo piensan resolver una crisis de liquidez que ha afectado los mercados desde Hong Kong hasta Nueva York.

La Bolsa de Hong Kong sufrió una severa caída de más de 3% en lunes, debido a la incertidumbre en torno a Evergrande.

Evergrande no pagó los intereses del préstamo que vencía el lunes a al menos dos de sus mayores acreedores bancarios, según personas familiarizadas con el asunto. El desarrollador, el mayor emisor de bonos basura de Asia, también tiene un pago de intereses que vence el jueves sobre el bono en dólares de marzo de 2022.

Las autoridades chinas han comenzado a sentar las bases de una posible reestructuración, reuniendo a expertos contables y jurídicos para que examinen las finanzas de Evergrande, según dijeron a principios de este mes personas familiarizadas con el asunto. También han tomado algunas medidas para limitar las posibles repercusiones, la más reciente de las cuales ha sido inyectar 120.000 millones de yuanes (US$18.600 millones) en el sistema bancario el miércoles.

Las deudas

Evergrande tiene más de US$300.000 millones de pasivo total, incluidos US$19.200 millones en bonos pendientes en el extranjero y 53.500 millones de yuanes en valores locales. El monto que vence el jueves por el cupón de su bono local al 5,8% en 2025 era de 232 millones de yuanes, según datos compilados por Bloomberg.

“Evergrande podría haber llegado a algún tipo de punto muerto con los tenedores onshore”, dijo Daniel Fan, analista de crédito de Bloomberg Intelligence. “Puede que les hayan pedido que no actúen, a la espera de negociar una reprogramación o algo por el estilo”.

El desarrollador debía US$669 millones en intereses hasta finales de este año, incluyendo US$83,5 millones por el pago del cupón que vence el 23 de septiembre sobre el bono en dólares. Hay un periodo de gracia de 30 días antes de que el impago de ese bono se convierta en un incumplimiento, según los pactos de los bonos.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.