Ministro Grau sale a aclarar sus dichos sobre las Pymes y la inflación: “Tengo muy claro que lo han pasado muy mal”

El titular de Economía, Nicolás Grau, se refirió a la frase que emitió esta mañana aludiendo a que las pymes, con la inflación, además de costos también recibirían beneficios. Sobre ello, señaló tener claras las dificultades económicas que han atravesado las empresas de menor tamaño y recalcó la agenda del Ejecutivo que busca apoyarlas.




Esta mañana el ministro de Economía, Nicolás Grau, se refirió a la entrada en vigencia del nuevo salario mínimo de $400 mil, y cómo ha sido la implementación para las empresas de menor tamaño. En conversación con Radio Duna, Grau señaló que “las pymes, a diferencia de las personas, la inflación les trae costos y beneficios. En cambio, desde el punto de vista de los consumidores, son principalmente costos”. Dicha frase le costó diversas críticas por parte del mundo de las pymes e, incluso, un grupo de Diputados UDI solicitaron su renuncia.

Para aclarar la polémica frase, esta tarde en conversación con Radio BioBio, el titular de Economía señaló que “lo primero que a mí me gustaría decir al respecto es que, dada la interpretación que se ha generado a partir de esta frase, es que yo tengo muy claro que las pymes lo han pasado muy mal. Desde el estallido en adelante, han sido sumamente complejo en términos de reducción de ventas, en términos de dificultad para desarrollar su negocio, ha habido quiebras, en fin”.

A lo anterior, Grau agregó que “creo que más allá de una mala frase, porque estamos estamos de acuerdo que así fue, lo que importa más son los hechos y no solo las palabras, y nosotros en eso hemos tenido un trabajo, yo diría muy positivo, con las empresas de menor tamaño, con las MyPyme”. Sobre esto, el ministro ejemplificó con el acuerdo al que se llegó con respecto al subsidio al salario mínimo “justamente para que las empresas puedan cubrir esta alza salarial”.

Al ser consultado sobre lo que quiso decir con la frase que emitió esta mañana, el titular de Economía afirmó que “lo que quise decir es relativamente simple. Y es que cuando las empresas compran sus insumos, les afecta la la inflación y cuando cuando venden los productos parte de la inflación también les puede permitir vender un poco más alto, pero también en la misma entrevista dije de forma muy clara y eso es lo que creo que se malinterpretó, que las pymes están en una situación desmejorada”.

“Ahora, lo que creo, es que probablemente la palabra beneficio fue una muy mala utilización y eso probablemente generó la confusión”, agregó el secretario de Estado. En tanto, sobre las reacciones de las agrupaciones gremiales de Pymes, Grau afirmó que “uno tiene que aprender de las reacciones”, y que aquello demuestra que la frase “no fue bien elegida”.

Sumado a lo anterior, el ministro se refirió a las diversas iniciativas que está impulsando el Ejecutivo en apoyo a las pymes. Así, mencionó que el Gobierno ingresará prontamente un proyecto de alivio de deuda tributaria para las empresas de menor tamaño, y otra iniciativa que busca reformular la ley de pago a 30 días, entre otras.

“Nosotros tenemos hace mucho tiempo un trabajo cotidiano con ellas (pymes), distintas mesas de trabajo y ellas saben y sus distintas organizaciones también saben que cada una de las propuestas que estamos llevando al parlamento es en alianza con ellos (...)”, agregó Grau.

En tanto, en el Congreso, el diputado Cristián Labbé (UDI), acompañado de un grupo de parlamentarios de su partido, solicitó la renuncia del titular de Economía. “Que un ministro le diga a las Pymes que la inflación les favorece creo que es una falta de conexión con lo que esta pasando en Chile y en el mundo que no tiene nombre. Y es por esto que hemos venido a pedirle al presidente que le pida la renuncia a su ministro, tomando en cuenta que ese ministro no está entendiendo lo que pasa en la economía”.

Sigue también en Pulso

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Bautizado como CyberOne, el robot puede detectar emociones y caminar a 3,6 kilómetros por hora, y está dispuesto a competir con el Optimus de Tesla.