Turismo de montaña: una oportunidad de desarrollo inclusivo

cine-en-la-montana-1-900x599



En Chile gran parte del territorio está compuesto por cadenas montañosas. La cordillera de Los Andes y de la Costa recorre todo nuestro país, sumando casi 8 mil kilómetros de extensión y destacando las características geográficas de nuestro territorio. Desde el extremo norte, hasta la zona austral, nuestras montañas albergan ecosistemas únicos, variados e incomparables.

Sin duda, somos un país privilegiado donde nuestra geografía nos entrega grandes posibilidades para el desarrollo del turismo. Hoy, son millones los viajeros, nivel global, que buscan vivir experiencias de contacto directo con la naturaleza, y en este contexto las actividades de montaña como: senderismo, trekking, observación de flora y fauna, cabalgatas, rafting y deportes de nieve generan gran atracción a los viajeros nacionales e internacionales.

El último año casi un 27% de los turistas extranjeros, que visitaron nuestro país, declararon haber realizado alguna actividad en la montaña. Este porcentaje es liderado ampliamente por los visitantes europeos, seguido por los visitantes provenientes de Estados Unidos, Australia y China.

En este contexto, el turismo de montaña representa una gran oportunidad para la consolidación de Chile como un destino turístico de clase mundial y, sobre todo, para contribuir a un desarrollo económico y social inclusivo para el país y para las comunidades locales aledañas, que ven incrementadas sus posibilidades de acceder a puestos de trabajo en su propio territorio, lo que, sin duda, mejora la calidad de vida de miles de chilenos y chilenas.

Como Gobierno estamos comprometidos con el desarrollo sustentable y respetuoso de nuestras montañas. Las experiencias de turismo aventura y de naturaleza, nos han llevado a obtener importantes reconocimientos internacionales y posicionar a Chile desde hace varios años en el podio mundial de los World Travel Awards.

Estamos trabajando en distintos frentes, con eje en la planificación territorial estratégica y en la profesionalización de nuestro capital humano. En el primer ámbito podemos destacar dos iniciativas, ambas con una activa labor asociativa del mundo público y privado: una es la generación de un Programa Estratégico Regional en la RM para impulsar el desarrollo del territorio de montaña de Santiago como un destino turístico internacional; la otra es el Plan Maestro de Desarrollo Turístico del Volcán Ojos del Salado, que busca transformarlo en un referente internacional de turismo aventura asociado a la montaña.

En el plano del capital humano, estamos avanzando en el diseño de un plan formativo para guías generales de turismo, con especialización en montaña, que proporciones conocimientos, destrezas y habilidades asociadas a la entrega de servicios de guiaje.

Todo este trabajo ha contado con el compromiso y la participación del sector privado, quienes promueven también el desarrollo de una industria turística competitiva y sostenible, lo que se ve reflejado en distintas instancias. Un ejemplo de ello es la feria Expo Andes, que reúne a distintos actores del sector, con el objetivo de compartir conocimientos, experiencias, innovación y buenas prácticas que permitan a nuestro turismo de montaña ser un referente de calidad mundial.

Comenta

Imperdibles