Ultiman detalles para llevar humanos a la fosa más profunda del mundo

fosa

Será el primero en llevar humanos a 10 mil metros bajo el agua para realizar misiones científicas, algo inédito hasta ahora para anteriores embarcaciones.


Ingenieros chinos ultiman el primer sumergible tripulado del mundo capaz de realizar investigaciones complejas en el fondo del abismo más profundo de los océanos, la Fosa de las Marianas.

Los ingenieros del Centro de Investigación Científica de Buques de China en Wuxi, provincia de Jiangsu, una subsidiaria del conglomerado estatal de construcción naval China State Shipbuilding Corp, han ensamblado la estructura del sumergible de inmersión profunda y actualmente están instalando equipos en su interior, explicó Liu Jiarui, gerente de proyecto en la sección de ciencia y tecnología del centro, citado por Diario del Pueblo Online.

Su objetivo es completar el sumergible eléctrico, que aún no se ha nombrado, antes de fin de año y luego comenzar a realizar pruebas en un lago en Wuxi antes de que la nave comience las pruebas en el mar, dijo en el Marintec China 2019, una exhibición de tecnología marina que abrió en Shanghai el martes.

En 2021, el sumergible será entregado a la Academia de Ciencias de China y se utilizará para llevar a cabo expediciones tripuladas en la Fosa de las Marianas, dijo.

Primero en llevar humanos a 10 mil metros de profundidad

Liu dijo que el sumergible sería el "primero capaz de llevar humanos a 10 mil metros bajo el agua para realizar misiones científicas", y agregó que casi todos los aparatos y tecnologías de la nave fueron desarrollados por investigadores chinos por su cuenta.

Los científicos dijeron que los viajes sumergibles anteriores al fondo de la Fosa de las Marianas fueron realizados por embarcaciones más simples incapaces de realizar investigaciones complejas.

Investigadores de unos 30 institutos nacionales de China State Shipbuilding Corp y la Academia de Ciencias de China han participado en el proyecto, dijo.

El gerente del proyecto dijo que los diseñadores e ingenieros superaron una gran cantidad de dificultades para construir el sofisticado equipo del sumergible, como la esfera de presión basada en aleación de titanio que sujeta a la tripulación y los dispositivos de comunicación ultraprofunda.

"Muchos dispositivos en el sumergible se han sometido a pruebas exhaustivas para verificar que pueden soportar la presión ultra alta a 10.000 metros debajo de la superficie", dijo Liu.

Una vez que la nave entre en operaciones formales, llevará a tres miembros de la tripulación en cada operación de buceo profundo, que puede durar hasta 10 horas. Al permitir el ascenso y el descenso, la tripulación podrá realizar alrededor de dos horas de tareas científicas a una profundidad de más de 10.000 metros, dijo.

Comenta