Tras polémica por modificación: convencionales de derecha emplazan a la mesa para entregar “a la brevedad” versión final del borrador

La solicitud surge a raíz de la molestia que generó una reformulación realizada por la testera del órgano a una norma que había sido discutida y visada previamente por el pleno. "No hay certeza que el texto aprobado por el pleno es el que se le entregue al Presidente Gabriel Boric”, manifestó el convencional de la UDI, Pablo Toloza.




Tres días restan para la entrega oficial de la propuesta de nueva Constitución, que se realizará el lunes 4 de julio en el ex Congreso Nacional, ubicado en Santiago.

Sin embargo, en medio de la polémica por una modificación que realizó la mesa directiva de la Convención Constitucional al borrador, durante las últimas horas constituyentes de Vamos por Chile emplazaron a la testera del órgano para que el texto se entregue antes de lo previsto.

Una de ellas fue la representante del distrito 20, Rocío Cantuarias (independiente-Evópoli), quien solicitó directamente a la testera del órgano, liderada por la presidenta, María Elisa Quinteros, y el vicepresidente, Gaspar Domínguez, que se publique “a la brevedad” la versión final.

“1- Ocho personas cambian el borrador de la Convención, porque es incoherente. 2- Solicito, por favor, a María Elisa Quinteros y Gaspar Domínguez que publiquen la ‘versión final’ a la brevedad. 3- Esto, para saber si velaron poco o mucho por dejar un texto coherente. (Tal vez su esfuerzo fue en vano…)”, aseveró la convencional.

Una solicitud que también expresó su par de la UDI, Pablo Toloza, quien además aseguró que la modificación corresponde a un “atentado a la fe pública”.

“Le exijo a Gaspar Domínguez y María Elisa Quinteros que nos envíe el texto a todos los convencionales antes del 4 de julio. No hay certeza que el texto aprobado por el pleno es el que se le entregue al Presidente Gabriel Boric”, recalcó el exintendente de la región de Antofagasta.

La convencional Bárbara Rebolledo (independiente-Evópoli), en tanto, hizo lo mismo: “Esta denuncia es lamentable y propia del abuso de poder de una mayoría circunstancial. La cocina de hoy fue para tratar de maquillar, entre 4 paredes, la mala propuesta constitucional. ¿Cuántos cambios más le harán al borrador?, ¿por qué no nos dejan ver el texto antes?”.

Por su parte, la constituyente por el distrito 26, Katherine Montealegre (UDI), calificó la acción de la testera del órgano como un “acto abusivo y tramposo”.

“La mesa directiva de la CC anoche, en un acto abusivo y tramposo como es su costumbre, decidió modificar artículos ya aprobados. Esto es de una gravedad inaceptable. ¿Qué certeza tenemos de que el texto que se entregue el lunes es el aprobado por el pleno? Hasta ahora, ninguna”, sentenció.

Sin embargo, durante un punto de prensa en el ex Congreso, esta tarde Domínguez rechazó el emplazamiento de la derecha y solicitó respetar el trabajo de la Secretaría Técnica.

“Es una falta de respeto gravísima e inaceptable sugerir o deslizar la sola posibilidad de que este texto pueda ser modificado, dado que cada letra y cada punto que se cambia es bajo la estricta supervisión de la Secretaría, dado que, incluso, no somos la mesa directiva la que hace los cambio, es la secretaría a solicitud de la mesa directiva”, expresó el vicepresidente.

Y agregó que la Secretaría “informa en sus propias actas, que son públicas y están en los correos de todos los convencionales, todos y cada uno de los cambios y adecuaciones que se realizan”.

Además, el miércoles de esta semana desde la mesa directiva emitieron un comunicado señalando que la versión final aún está siendo revisada por la Secretaría Técnica, por lo que estará disponible solo a partir del 4 de julio.

La polémica

El emplazamiento de los convencionales de derecha surge luego de que el vicepresidente adjunto de la Convención, Hernán Larraín Matte (Evópoli), denunciara a la mesa directiva -que además integra- de modificar parte de un artículo de la propuesta de nueva Constitución, alterando así el texto aprobado en su momento por el pleno.

En concreto, tras una votación que se realizó el jueves y que resultó con ocho votos a favor y uno en contra -el de Larraín Matte-, la testera acordó modificar el inciso segundo del artículo 191 del texto definitivo, para reemplazar la expresión “los pueblos y naciones preexistentes al Estado” por “los pueblos y naciones indígenas”.

En detalle, el inciso visado anteriormente por el hemiciclo señalaba que “los pueblos y naciones preexistentes al Estado deberán ser consultados y otorgarán el consentimiento libre, previo e informado en aquellas materias o asuntos que les afecten en sus derechos reconocidos en esta Constitución”.

Mientras que el texto modificado por la mesa indica que “los pueblos y naciones indígenas deberán ser consultados y otorgarán el consentimiento libre, previo e informado en aquellas materias o asuntos que les afecten en sus derechos reconocidos en esta Constitución”.

La reformulación generó molestia en el convencional de Evópoli, ya que el 28 de junio -en el marco de la última votación en el hemiciclo- el pleno de la Convención rechazó la indicación proveniente del informe de la Comisión de Armonización que, entre otras cosas, realizaba aquella modificación.

Es así que, ante la acusación del convencional, la mesa directiva emitió un comunicado asegurando que aquella acción es parte de las facultades que poseen -respaldadas en el artículo 39 del Reglamento General- y que no altera el sentido de la norma.

“La mesa directiva tiene atribuciones para introducir correcciones en el texto constitucional, con el objeto de dar cumplimiento al principio de coherencia consagrado en el artículo 3, letra a), del mismo reglamento”, precisaron en el escrito firmado por la presidenta, María Elisa Quinteros, el vicepresidente Gaspar Domínguez, y las vicepresidencias adjuntas Bárbara Sepúlveda, Natividad Llanquileo, Yarela Gómez, Francisco Caamaño, Luis Jiménez y Tomás Laibe.

Así también, señalaron que la expresión “pueblos y naciones indígenas” se repite “en más de 30 oportunidades” en el documento armonizado, y que “el sinónimo utilizado obedece a las reglas de lenguaje claro que esta Convención ha adoptado para todo el texto”.

Pero que, como resultado de la aprobación de algunas indicaciones de armonización, así como el rechazo de otras, “persistió una referencia distinta en el artículo 191.2, utilizando la expresión ‘pueblos y naciones preexistentes’”, frase que, aseguraron, también fue sustituida por el pleno en otros artículos.

“Frente a este evidente problema formal de referencia, sin cambiar el sentido de la norma, la mesa directiva, por mayoría de sus miembros, adoptó el acuerdo de corregir la referencia y dotar de coherencia al textode acuerdo con las atribuciones anteriormente señaladas”, concluyeron, e hicieron un llamado a la ciudadanía a “informarse por los canales oficiales”.

Lee más en La Tercera

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Investigadores crearon un parche que se adhiere a la piel y que está compuesto por una bacteria que produce energía a partir de la evaporación del sudor, pudiendo obtener más de 18 horas de electricidad continua.