Economistas estiman nuevas alzas de tasas tras sorpresivo IPC de abril

alimentos-para-chile.jpg

El IPC de abril subió un 1,4% y en doce meses superó la barrera de los dos dígitos, su mayor nivel en casi 30 años.




El IPC de abril fue una verdadera sorpresa para el mercado. La inflación subió más de lo que esperaban los analistas, y han aumentado las expectativas inflacionarias para este año. No solo eso, porque los expertos no descartan que el Banco Central nuevamente suba las tasas de interés en sus próximas reuniones.

“Es un dato que sorprende al mercado. Las expectativas estaban más cerca del 1% y son dos registros con sorpresa significativa al alza, que va a contribuir a redefinir la expectativa de inflación a más corto plazo, y sobre la tendencia que vamos a ver en los próximos meses, donde este fenómeno podría tener a repetirse. Esto se suma con la decisión del Central de subir la tasa más allá de lo que el mercado estaba previendo”, dijo Antonio Moncado de Bci.

El IPC de abril subió un 1,4% y en doce meses superó la barrera de los dos dígitos, su mayor nivel en casi 30 años.

“Es una mala noticia. Este reporte inflacionario probablemente es equivalente a tres o cuatro veces lo que es habitual para un mes de abril normal. Con esto tenemos una alta probabilidad de que la inflación anualizada para el mes de junio probablemente supere el 11%. Ello evidentemente va a llevar a que el Banco Central tenga que cambiar su trayectoria de alza de tasas de interés”, dijo Tomás Flores, economista de LyD.

Por su parte, el economista jefe de Fynsa, Nathan Pincheira indicó que es “súper sorpresivo la verdad. Si bien los elementos que más influyeron fueron los que ya esperábamos, no deja de sorprender que haya otras divisiones que también están teniendo incidencia significativa. Abril es un mes que es inflacionario, pero extremadamente inflacionario estamos hablando un promedio de 0,4%-0,5% y esto más que duplica esa cifra”.

Las expectativas inflacionarias para el año en curso se han elevado tras este dato.

“Luego de dos sorpresas consecutivas de inflación mensual debemos revisar nuestro escenario inflacionario para el 2022 y 2023, ubicando la inflación anual 2022 en 8,4% y la del 2023 en 3,7% (previamente de 6,6% y 3,5%, respectivamente)”, sostuvo Scotiabank en su reporte.

En el detalle, de lo informado este viernes por el Instituto Nacional de Estadísticas se muestra que la división de alimentos y bebidas no alcohólicas es la principal causante de los mayores precios.

Por otro lado, Bank of America elaboró un informe en el cual destacó que dada la sorpresa del dato de IPC “y las presiones inflacionarias adicionales, elevamos nuestro pronóstico de inflación para 2022 a 8,5 % (desde 7,5 %) y para 2023 a 5 % desde 4,5 %. Asumimos que la inflación de alimentos y energía importados se desacelerará después de fuertes aumentos hasta la fecha”.

Tasas de interés

Este jueves el Banco Central sorprendió con un alza de tasas de 125 puntos base para contener la inflación. Así la TPM se ubicó en 8,25% su mayor nivel en 14 años. La decisión del consejo fue unánime. Ahora los expertos no descartan nuevas subidas en las próximas reuniones del ente rector.

“Las expectativas inflacionarias para lo que resta del año siguen siendo elevadas. Vamos a ver una inflación que va a situarse en variación interanual en torno al 11% por ahí por inicios del segundo semestre. Esperamos que conforme la economía muestre señales de mayor debilidad, ya sea por condiciones de bases de comparación que son bastante exigentes, junto con menores condiciones de liquidez de la economía, lleve a que la demanda interna presione a la baja estos precios que se hoy se mantienen tan elevados... Esperamos nuevas alzas (de tasas) hasta niveles en torno a 9%”, agregó Moncado.

Desde Bice, en tanto, señalaron que “estimamos que la inflación superará el nivel de 11,0% durante los próximos meses, para luego finalizar este año en niveles de 8,5%. Así, consideramos que el Banco Central de Chile continuaría subiendo su tasa de política monetaria en sus próximas reuniones, donde estimamos se elevaría hasta el nivel de 9,5%”.

Entre los mensajes que entregó el Banco Central, para subir la TPM destacó que la evolución reciente de la inflación y sus perspectivas de corto plazo se ubican por sobre lo previsto en el IpoM de marzo.

“Hubo un cambio respecto a lo que habíamos visto en el IPoM de marzo, y era esa mirada de que el ciclo de alza de tasas estaba pronto a terminar. Ayer el comunicado deja una sensación distinta. Hubo evidencia explícita. El sesgo cambió, el penúltimo párrafo cambio. Creo que hay ciertos elementos que el Central quizás sospechaba lo que podía salir hoy día. En ese contexto nos cambia un proceso que pensábamos que podría estar terminando en la próxima reunión a uno que queda completamente abierto. Creo que las próximas reuniones van a seguir marcando alzas importantes”, indicó Pincheira.

Mientras que, el documento de Bofa proyectó “una subida más de 100 pb en junio hasta el 9,25 % y luego las tasas se mantendrán estables hasta fin de año . Esto está por encima de la cumbre de 8,25% alcanzado en 2008 y conduciría a tasas reales de alrededor de 2% dentro de un año”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.