BofA: emisión de bonos ESG en Latinoamérica cayó 82% en el segundo trimestre

En el periodo, sólo tres empresas acudieron a este mercado: Fondo Mivivienda, Arcos Dorados y Aegea Saneamento.




“Las condiciones adversas del mercado global han perjudicado la emisión de bonos etiquetados de Latinoamérica”. Esa es la conclusión de un reciente informe de Bank of America (BofA) respecto de los papeles ESG o temáticos de la región, donde en el segundo trimestre las colocaciones de estos instrumentos cayeron 82% en 12 meses, hasta los US$1.500 millones.

Los bonos temáticos o ESG (Environmental, Social and Governance, o comprometidos en aspectos ambientales, sociales y de gobernanza) de la región representaron el 24% de la oferta total de bonos en Latinoamérica en el segundo trimestre de 2022 y el 34% de la emisión total en el primer semestre de 2022.

Esto, en un contexto donde la emisión total de bonos de América Latina llegó a US$ 6.000 millones en el segundo trimestre, lo que implicó una baja de 72% interanual.

En el período, sólo tres emisores acudieron a este mercado ESG: Fondo Mivivienda, Arcos Dorados y Aegea Saneamento. Los tres colocaron este tipo de bonos por primera vez.

Aegea (saneamiento de agua de Brasil) recaudó US$500 millones a través de bonos vinculados a la sostenibilidad con vencimiento en 2029, mientras que Fondo Mivivienda (finanzas peruanas) recaudó US$600 millones con la colocación de un bono de sostenibilidad con vencimiento en 2027. Por su parte, Arcos Dorados (alimentos y bebidas) emitió un bono vinculado a la sustentabilidad de US$350 millones con vencimiento en 2029.

En el primer trimestre de 2022, siete emisores concretaron colocaciones de bonos ESG o temáticos.

Brasil y México son los mayores países emisores, recaudando US$2.250 millones cada uno en el primer semestre (34% de la emisión total cada uno), seguidos por Guatemala (17%), Perú (9%) y Chile (6%).

Según BofA, este tipo de bonos representa el 9,4% o US$37.800 millones del total de los US$397.700 millones de bonos en circulación en el mercado latinoamericano. Brasil es el mayor emisor, con el 47% de los bonos etiquetados en circulación, seguido de México (24%) y Chile (16%). Los principales sectores son utilities (20%), P&P (20%) y financials (12%), mientras que los principales emisores incluyen a Suzano (11%), JBS (5%), CFE (5%) y Klabin (4%).

El reporte apunta además que los precios de estos papeles está por debajo de aquellos corporativos que no se asocian a políticas ESG. Así, mientras que el índice amplio de bonos latinoamericanos (EMRL) con una duración de 6 años cotiza actualmente a 528 puntos básicos, los títulos etiquetados transan en 422 puntos básicos.

El boom de los bonos ESG o temáticos es algo que las empresas chilenas y el propio Estado han aprovechado. SQM y Entel fueron algunas de las compañías que durante el 2021 aprovecharon las bajas tasas y salieron al mercado internacional a emitir papeles con la denominación de sustentabilidad, sumándose a las colocaciones que ya habían realizado Celulosa Arauco, BCI y CMPC.

En cuanto al Estado, según una presentación de mayo de este año realizada por la Oficina de Manejo de la Deuda Pública del Ministerio de Hacienda, el 29% del total de la deuda del Fisco corresponde a bonos verdes, sostenibles o sociales.

Según el reporte, esto se da en un contexto en el que todas las geografías vieron una merma en estas emisiones: en el primer semestre de 2022, la emisión de bonos etiquetados fuera de la región disminuyó un 50% interanual, a US$6.600 millones en el período, mientras que la emisión general del mercado se desplomó un 57%.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Bautizado como CyberOne, el robot puede detectar emociones y caminar a 3,6 kilómetros por hora, y está dispuesto a competir con el Optimus de Tesla.