“Turba Tol Hol-Hol Tol”: El pabellón chileno inspirado en las turberas patagónicas que se presenta en la 59 versión del Bienal de Venecia

Turba Tol Hol-Hol Tol”, el pabellón chileno que se presenta en la 59 versión del Bienal de Venecia Créditos imagen: Ugo Carmeni

Turba Tol Hol-Hol Tol”, el pabellón chileno que se presenta en la 59 versión del Bienal de Venecia Créditos imagen: Ugo Carmeni

El proyecto transdisciplinar, encargado de representar a nuestro país en la exposición internacional celebrada en Venecia, busca relevar la importancia de las turberas, uno de los ecosistemas naturales más eficientes en la acumulación de carbono de la atmósfera. Esto, mediante una instalación multisensorial que mezcla ciencia, arte, ficción y la cultura ancestral del pueblo Selknam.



El Festival Bienal de Venecia es uno de los más importantes del mundo. La instancia internacional celebra su edición número 59 este 2022, con una convocatoria que reúne a 213 artistas de 58 países del mundo, entre ellos, Chile.

Este año, nuestro país inauguró el pabellón Turba Tol Hol-Hol Tol, un proyecto que, a través de la combinación de arte, ciencia, ficción y los saberes ancestrales del pueblo selk’nam, expone la importancia de las turberas, uno de los ecosistemas más eficientes para acumular el carbono de la atmósfera (y que, sin embargo, es uno de los menos investigados).

Turba Tol Hol-Hol Tol, que se traduce del idioma selk’nam como “corazón de las turberas”, tiene como objetivo visibilizar las virtudes de estos humedales característicos de la zona sur de nuestro país, relevando la importancia de su rol en el contexto del cambio climático.

Turba Tol Hol-Hol Tol”, el pabellón chileno que se presenta en la 59 versión del Bienal de Venecia Créditos imagen: Ugo Carmeni
Turba Tol Hol-Hol Tol”, el pabellón chileno que se presenta en la 59 versión del Bienal de Venecia Créditos imagen: Ugo Carmeni

Esto, al mismo tiempo en que conectan la importancia de dichos ecosistemas con las culturas indígenas del mundo; en este caso, con la sabiduría ancestral del pueblo selk’nam, originario del extremo sur de nuestro país.

“Cuentan nuestros antiguos que nuestros hoowen o ancestros en el principio de los tiempos no morían, y que cuando se sentían cansados ellos se acomodaban y descansaban por largo tiempo, pero que algunos estaban tan confortables que no quisieron despertar, entonces se convirtieron en montes, cerros, ríos, árboles, turba, incluso animales, y así se fue formando Karokynká. Es por esta razón que para el Selk’nam todo elemento de la naturaleza animado o inanimado es sagrado, porque son los ancestros”, explica la Fundación Cultural Selk’nam Hach Saye a través del sitio web del proyecto, donde también hacen hincapié en la necesidad de avanzar hacia la preservación no sólo de las turberas, sino también de la cultura e historia de dicho pueblo.

Parte del equipo de Turba Tol Hol-Hol Tol”, el pabellón chileno que se presenta en la 59 versión del Bienal de Venecia Créditos imagen: Ugo Carmeni
Parte del equipo de Turba Tol Hol-Hol Tol”, el pabellón chileno que se presenta en la 59 versión del Bienal de Venecia Créditos imagen: Ugo Carmeni

A través de una instalación multisensorial, Turba Tol Hol-Hol Tol propone una experiencia inmersiva de 360 grados, donde los espectadores podrán entrar en los paisajes de la Patagonia chilena y Tierra del Fuego que rodean a las turberas.

El proyecto, cuya curatoría está a cargo de Camila Marambio, cuenta con la participación de creadores chilenos de diversos ámbitos de las artes, como la cineasta Dominga Sotomayor, el arquitecto Alfredo Thiermann, la historiadora del arte Carla Macchiavello y el arista sonoro Ariel Bustamente; además de la escritora selk’nam Hema’ny Molina. Surgió como resultado de un concurso organizado por el Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, del cual fue seleccionada como la propuesta ganadora.

Sobre su participación en el festival, la ministra de Cultura, Julieta Brodsky, señaló que “sin duda, para Chile y el mundo, la Bienal de Venecia es uno de los certámenes de mayor relevancia para la difusión internacional del arte contemporáneo. Es la instancia para que nuestros exponentes chilenos puedan compartir experiencias y mostrar su trabajo con los más destacados creadores, curadores, teóricos y especialistas del mundo del arte. Como Ministerio de las Culturas, estamos tremendamente orgullosos por estar representados este año por el trabajo colaborativo y transdisciplinar del equipo de Turba Tol”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.