Colo Colo se alista para una semana de reuniones con la Dirección del Trabajo

Aníbal Mosa y Alejandro Paul, en la última junta de accionistas de ByN. Foto: Sebastián Órdenes/Colo Colo

El viernes la autoridad regional tuvo un encuentro con las autoridades de Blanco y Negro para buscar fórmulas de mediación y en los próximas días deberá citarse con los jugadores albos.




Mañana comienza la segunda mitad del año y con ello una semana de reuniones para Colo Colo, en la que se buscará poner fin a dos meses de pugna por la rebaja salarial que propone la dirigencia de Blanco y Negro para los jugadores del Cacique.

El miércoles pasado, el directorio de la concesionaria acordó reanudar las conversaciones con el plantel, luego de que Aníbal Mosa anunciara hace un par de semanas la ruptura de la mesa de negociación, acusando la intransigencia del plantel. No obstante, con el paso de los días y las opiniones de los directores, se decidió darle una nueva oportunidad al diálogo.

Una vez manifestada la intención de ByN de sentarse nuevamente, la Dirección del Trabajo fijó inmediatamente una cita, la que se llevó el viernes último vía Zoom y en la que participaron Harold Mayne-Nicholls, Alejandro Paul y el abogado Francisco Moya. En ella, Valentina Morales, directora regional, le insistió a la administración del club que se conversara a partir del último ofrecimiento presentado en la mediación anterior. Es decir, la devolución de un 83% de lo recortado en un plazo de tres años. Sin embargo, la respuesta fue negativa, pues desde el Monumental argumentaron que esa fórmula ya no existe y que solo está en pie la inicial, que contempla una devolución de un 50%.

El plantel, que tras fracasar la primera mediación bajó sus pretensiones a un 88%, todavía no es notificado por la autoridad laboral para presentarse a una nueva reunión. Sin embargo, se espera que esta citación llegue mañana para que dicho en encuentro se realice el martes y se pueda explorar una nueva fórmula.

En la reunión de directorio del miércoles pasado no se descartó la opción de sumar algún bono a la oferta, a modo de gesto y sin salir de la austeridad financiera que las autoridades buscan poner en práctica. No obstante, todavía la opción de cerrar un acuerdo se encuentra lejana.

Comenta