La carrera de los cielos vuela a Chile

carrera

La Red Bull Air Race, el certamen aeronáutico que combina velocidad, pulcritud, adrenalina y acrobacia, podría arribar a nuestro país a finales de año, extendiendo así una temporada de eventos deportivos de nivel mundial en territorio nacional. Cristián Bolton, el único piloto chileno -y latinoamericano- que participa en el campeonato, es uno de los responsables y reconoce avanzadas conversaciones.


Una temporada de eventos deportivos mundiales vivirá Chile en 2019. A fines de enero, la Fórmula E regresará a la capital con el Santiago e-Prix; en mayo será el Campeonato Mundial de Rally, el que arriba a la Región del Biobío, y para finales de año otro certamen global podría instalarse en territorio nacional.

Se trata nada menos que del Red Bull Air Race, un campeonato aeronáutico que combina la velocidad con la acrobacia entre aviones deportivos. Se inició en 2003, donde se coronó como primer monarca el húngaro Péter Besenyei. En estos 15 años, la competencia ha cautivado a fanáticos en Abu Dhabi (Emiratos Árabes Unidos), San Diego (Estados Unidos), Ontario (Canadá), Oporto (Portugal), Budapest (Hungría) y Barcelona (España). En Latinoamérica, solo Río de Janeiro (Brasil) ha logrado acercarlo a sus habitantes.

carrera

Esa exclusividad carioca podría quedar en el pasado gracias a las gestiones de Cristián Bolton, piloto nacional que compite en la categoría Master Class del Red Bull Air Race y que los primeros días de febrero disputará la primera fecha de la nueva temporada en Emiratos Árabes Unidos.

Bolton fue instructor jefe en la Escuela de Aviación Capitán Manuel Ávalos Prado y es líder de la escuadrilla de Alta Acrobacia “Halcones”. Su carrera militar finalizó como comandante de escuadrón y líder del equipo. Además, debido a sus logros, fue reconocido por la Fédération Aéronautique Internationale como el mejor piloto acrobático chileno y uno de los principales acróbatas ilimitados de América Latina.

carrera
Cristián Bolton

La experiencia de Bolton en la competencia no es menor. Sus primeras victorias las obtuvo en Abu Dhabi (2015) y en Chiba (2016) en la categoría Challenger Class, resultados que le permitieron convertirse en el primer piloto latinoamericano en conseguir un podio en la competencia. En esta serie, sumó en total ocho podios y el tercer lugar del ranking. En 2017 pasó a ser parte de la categoría Master Class, la más prestigiosa de la competencia.

¿Existen posibilidades de que se dispute una fecha del Red Bull Air Race en Chile?

Sí, hay opciones. Hay una productora que está a cargo y lleva conversaciones avanzadas.

¿Cómo surge la posibilidad de traer la carrera a Chile?

Tengo la suerte de correr en lugares y ciudades maravillosas en el mundo y, obviamente, yo también quiero estar en mi país, quiero correr en Chile, porque es maravilloso

¿Qué fechas se evalúan y en qué lugar sería ideal realizarlo?

Sería a finales del 2019 y el sector de Viña del Mar-Valparaíso estaría en las primeras opciones.

carrera

¿Qué condiciones ofrece esa zona?

Van muchas personas a ver la carrera y todo ese sector cuenta con capacidad. Valparaíso tiene un tema histórico, Viña también es una ciudad linda de mostrar al mundo. Además, las puertas, que se llaman pilones, podrían estar en barcazas. Es un muy buen lugar.

¿Qué significaría para Chile recibir una fecha Red Bull Air Race? ¿Qué beneficios podría traer (visitantes, hotelería, exposición del país, etc.)?

Tener una fecha de Red Bull Air Race en Chile es, sin duda, un impacto muy positivo para la imagen-país en el exterior, además de los beneficios económicos. Con esto, Chile se enmarca en el centro de los deportes de alta performance, igualándolo a países que llevan muchos años produciendo este tipo de actividades deportivas. En estos momentos, Chile es el único país sudamericano que cuenta con la estabilidad económica para recibir este tipo de eventos, a mi juicio, y creo que todos mis compatriotas disfrutarán de la adrenalina, velocidad y emoción de este fascinante deporte.

Ahora, analizando su carrera y lo que se viene, ¿cuál es la evaluación de su temporada 2018?

El año pasado, en términos globales, fue muy positivo, ya que el team aumentó su nivel en términos de condición y preparación. Aunque no logramos uno de los objetivos, que era finalizar el calendario de competencia en la mitad de la tabla, conseguimos mejorar nuestro rendimiento en las últimas fechas de la competencia por las modificaciones que logramos hacer a fin de año.

carrera

¿Fue complejo acostumbrarse en la categoría mayor?

Creo que hemos cumplido una etapa de aprendizaje inicial y ahora comenzamos una etapa de maduración con una mayor proyección para mejorar los resultados. Además, en cada una de las fechas logramos ser más competitivos, por lo que contamos con una buena proyección para el 2019.

A nivel físico, ¿cómo se prepara un piloto de vuelos acrobáticos?

En mi caso, sigo un programa de vuelo para entrenar de la mejor forma las maniobras para 2019, además de mantener mi capacidad física para soportar las altas G’s (fuerza G), un programa de acondicionamiento físico y mental, entre otros.

¿Qué detalles se mejoran en un avión de este tipo?

El 27 de enero podemos comenzar en el proceso de armado e inspecciones antes de volar. Seguimos con proyectos de modificaciones estructurales para mejorar la performance del avión en el circuito, en especial para rebajar el peso de carrera y que el avión pueda volar más rápido.

Por último, ¿cuáles son los objetivos para la nueva temporada?

El objetivo es llegar con el mejor enfoque al que será un largo año de competencias. Espero que 2019 sea una etapa de consolidación en la Red Bull Air Race, obteniendo mejores resultados con un team maduro, con experiencia de competencia de dos años y un avión mucho más competitivo. De esta manera, proyecto ganar carreras y estar lo más alto en el podium y ranking general. MT

Seguir leyendo