¿17 de septiembre feriado irrenunciable permanente? proyecto entrará al parlamento y gremios del comercio ya advierten negativo impacto

Este viernes el diputado Gabriel Silber anunció que iniciará la tramitación legislativa del proyecto que busca declarar "feriado irrenunciable" el 17 de septiembre. Sin embargo, no todos están de acuerdo. Y los gremios ya advierten un efecto perjudicial en la reactivación económica del país.




Pese a que el próximo viernes 17 de septiembre es feriado, ya hay quienes buscan establecer ese día como una jornada de descanso para todos los trabajadores, sin excepciones, y además de forma permanente cuando dicho feriado caiga día viernes, como ocurre este año. Dicha situación se presentaría solo cada cinco años.

El presidente de la Comisión de Trabajo de la Cámara de Diputados, Gabriel Silber, afirmó que iniciará la tramitación en el Congreso de la iniciativa que busca fijar ese día como un feriado “irrenunciable y permanente”, solo cuando el 17 de septiembre sea viernes.

El diputado dijo que la iniciativa ideada por la CUT tendrá carácter de “urgente”.

La propuesta tiene como uno de los fundamentos ”la salud mental de los trabajadores y trabajadoras” que no tienen día de descanso”, explicó Juan Moreno, vicepresidente nacional de la CUT. El también presidente del sindicato de Walmart dijo que se busca brindar “un descanso real para quienes conviven con largas jornadas de trabajo en pandemia, como es el sector comercio, servicios y salud”.

Por su parte, Cecilia Valenzuela, Subsecretaria de la Vicepresidencia de la Mujer de la CUT, explicó “que el 80% de los trabajadores del comercio son mujeres, por lo cual el carácter de entregar un día de descanso real sería importante por la significancia que tomaría” tanto para ellas como para sus familias.

No tiene buena acogida entre los gremios

Sin embargo, no todos están de acuerdo con la idea.

La Cámara de Comercio de Santiago (CCS) expresó a través de un comunicado es una medida injustificada y desacertada, considerando que el comercio y particularmente el empleo en el sector se encuentran en una etapa de recuperación luego de los negativos efectos producidos por la pandemia”.

“Restringir libertades e impulsar prohibiciones no es el camino correcto, menos en tiempos de crisis”. Lo anterior debido a que “la pandemia fue un extenso período de cierre obligatorio para nosotros, en que se perdieron muchos puestos de trabajo, y ahora es imperioso poder recuperar todo el tiempo perdido”, dijo Carlos Soublette, gerente general de la CCS.

Cabe destacar que a mediados de junio y tras una gran polémica, el Congreso aprobó el proyecto de ley que establece el 21 de junio como feriado en marco del Día Nacional de los Pueblos Originarios. Una decisión que en esa ocasión le costó a la economía chilena unos US$150 millones, y que hoy los gremios temen que se repita.

Por otra parte, desde la Confederación Nacional de la Micro, Pequeña y Mediana Empresa de Chile (Conapyme), lamentaron “estas medidas que son muy populares” y pidieron “un poco de madurez al respecto, y no tener tantas innovaciones que perjudican a las pymes”.

“Ya es feriado, cual es la necesidad de transformarlo en irrenunciable, cuando las pymes y pequeños negocios a veces es necesario tener atención a público. Y si es irrenunciable el tema se pone más complejo”, dijo Héctor Sandoval, presidente del gremio.

Una opinión muy similar es la que sostiene Juan Pablo Swett, presidente de la Multigremial Nacional, quien sostuvo que “resulta inentendible la desconexión de la clase política con la calle y los emprendedores”. Y calificó la iniciativa no solo como “inconstitucional”, sino que además “atenta contra la reactivación de los rubros más golpeados”.

“Hoy se necesita mayor flexibilidad para volver a trabajar, luego de estar meses sin funcionamiento por la pandemia”, afirmó Swett.

Por su parte, desde la Cámara Nacional de Comercio (CNC) afirmaron que “no estamos en condiciones de tener más feriados irrenunciables, justo ahora que nuestro esfuerzo está puesto en continuar trabajando para recuperar el millón de empleos perdidos durante la pandemia”. Y apuntaron al costo económico que tendría una medida de este tipo para el país.

“El costo de un feriado de este tipo para el sector Comercio fluctúa entre un promedio de 2,8% y un 4,6% sobre la actividad económica mensual del sector, dependiendo del día y del escenario”, comentó Ricardo Mewes, presidente de la CNC.

La Presidenta de la Cámara de Centros Comerciales, Katia Trusich, dijo que “los centros comerciales han sido fuertemente afectados por la pandemia, con bajas en sus ingresos de más de 39% (de acuerdo a información pública) y un gran impacto en el empleo, pues se ha perdido casi un tercio de los trabajos del sector. Frente a este panorama sumar un feriado irrenunciable significa restringir aún más un sector que ya ha estado extensamente limitado y golpeado, primero por el estallido social y después por la pandemia”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.