Caracterizados como sus respectivos personajes, los actores de X-Men 2 confrontaron a Bryan Singer en el set

singer

Una publicación de THR, realizada a propósito de los 20 años de la franquicia, profundiza en la suma de problemas que tuvo el cuestionado director a lo largo de los años.


De acuerdo a una publicación de The Hollywood Reporter, que profundiza en los problemas que tuvo el director Bryan Singer, el éxito de la primera película de X-Men “creó a un monstruo”.

El reportaje, realizado a propósito de la conmemoración de los 20 años del estreno de los mutantes en la pantalla grande, da cuenta de sus problemas de comportamiento en los sets, trato con el elenco y las denuncias de abuso sexual en su contra, las que han empañado el legado de la franquicia que marcó el puntapié inicial para las adaptaciones de superhéroes contemporáneas.

Pero uno de los elementos más llamativos tiene relación con un incidente durante la filmación de X-Men 2, ya que hasta el día de hoy algunos participantes recuerdan que el comportamiento de Singer fue afectado por su uso de drogas.

Según THR:

El comportamiento de Singer se volvió errático y destructivo, culminando en una pelea entre el director y DeSanto que cerró la producción. Las fuentes que estuvieron presentes dicen que DeSanto intentó detener la filmación cuando se enteró de que Singer estaba incapacitado después de tomar un narcótico. Algunos miembros del equipo habían tomado la misma droga, y DeSanto tuvo miedo de que alguien en el set pudiera lesionarse.

Todo el elenco principal, con la excepción de McKellen, estuvo en la escena ese día, que tiene lugar en el X Jet y se acerca al final de la película. Pero Singer fue desafiante y continuó filmando, lo que provocó una falla que dejó a Jackman sangrando ante la cámara (no había un coordinador de especialistas porque se suponía que la escena debía ser filmada al día siguiente).

Winter, el productor de X-Men que tenía la autoridad para detener la producción, lo hizo. Pero al día siguiente, el estudio pareció ponerse del lado de Singer y le dijo a DeSanto que regresara a Los Ángeles.

Eso llevó a los principales miembros del reparto, menos McKellen y Romijn, todos vestidos con sus trajes completos de X-Men, a converger en el trailer de Singer y confrontarlo, amenazando con renunciar si DeSanto se iba. Fue entonces cuando Berry le dijo a Singer: “Puedes besar mi trasero negro”, una línea que se ha informado con frecuencia en los años posteriores, pero nunca con la historia de fondo correcta. DeSanto declinó hacer comentarios sobre la pelea. Un representante de Singer dice que “nunca sucedió algo así”.

The Hollywood Reporte

X- Men 2 fue un éxito y 20th Century Fox contempló el retorno de Singer, pero este último prefirió volcarse a la realización de Superman Returns. Varios años después volvió a escena con X-Men: Days of Future Past, que llegó a ser la que más dinero recaudó de toda la franquicia, y X-Men: Apocalypse, que fue un fracaso y se concretó en medio de una nueva denuncia de abuso sexual infantil en contra de Singer.

Comenta