El 80% de los peruanos prefiere celebración de nuevas elecciones si Castillo es destituido

El Congreso votará el lunes la moción de vacancia contra el Presidente, que fue presentada por el partido de extrema derecha Renovación Popular. Se necesitan 87 votos para que se apruebe la destitución.


El 80% de los peruanos cree más conveniente que se convoque a elecciones generales para elegir a un nuevo mandatario y otros 130 congresistas si el Presidente Pedro Castillo es destituido. Así lo dio a conocer una encuesta del Instituto de Estudios Peruanos (IEP) divulgada por el diario La República, que indica que un poco más de la mitad de los peruanos (50,5%) aprueba que el Congreso haya pedido la vacancia y un 47% lo desaprueba. Si fueran congresistas, un 50% de los peruanos votaría para deponerlo y un 47% estaría en contra.

La solicitud de destitución -que fue presentada por el partido de extrema derecha Renovación Popular y en la que el fujimorismo juega un rol clave- se sustenta en 20 denuncias de supuestas faltas constitucionales del mandatario, incluyendo la reciente acusación de una empresaria que lo vincula con presuntos actos de corrupción.

En este sentido, la oposición en el Congreso dijo que el Presidente Castillo habría incurrido en los presuntos delitos de fraude procesal y falsedad genérica, luego de que el programa de televisión Panorama revelara -el 20 de febrero- que el profesor cambió su versión respecto de las visitas que realizó la lobbista Karelim López al palacio de gobierno.

El Presidente de Perú, Pedro Castillo, saluda la bandera nacional de Perú antes de dirigirse a los legisladores un día después de que votaron para iniciar un proceso de juicio político en su contra, en Lima. Foto: Reuters

López ha señalado que Castillo integra una supuesta mafia en el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC) dedicada al direccionamiento de obras públicas. Es decir, lo acusa de recibir dinero a cambio de obras públicas. La lobbista ha entregado más información sobre las comunicaciones que ha sostenido con Castillo, según dio cuenta el diario El Comercio.

Castillo ha rechazado las acusaciones en su contra -”yo no he venido a robarle un centavo al pueblo”, ha repetido- y ha acusado a un sector de la oposición parlamentaria de querer destituirlo desde el primer día de su gobierno.

Apenas el 9% de la población, según la encuesta de IEP, cree conveniente que la actual vicepresidenta, Dina Boluarte, asuma la presidencia en caso de que Castillo sea destituido y solo el 5% pide que se mantenga el mismo Congreso en caso de que logren la destitución del mandatario.

Por otro lado, solo un 24% aprueba el gobierno de Pedro Castillo y, en cambio, un 68% la desaprueba. El 71% de la población cree que Castillo no terminará su gobierno y solo un 22% piensa que sí durará los cinco años de gestión.

El Presidente, aunque también puede ser su abogado, deberá acudir el lunes a las 3 de la tarde (5 horas de Chile) al Congreso para defenderse ante la moción de vacancia presidencial en su contra. Luego de ello, los parlamentarios debatirán y votarán si el mandatario debe ser destituido del cargo o no.

En principio, a la oposición le hacen falta 11 votos de los 87 necesarios para la vacancia. Al ser 130 congresistas, el Ejecutivo debe contar con 44 para defenderse. Así, Castillo podría evitar ser destituido con el apoyo de las bancadas de Perú Libre, Perú Democrático y Juntos Por el Perú, que suman 43 votos.

Solo tres de los nueve partidos parlamentarias tienen definida su postura. Se trata de los bloques también promotores de la moción: Avanza País, Fuerza Popular y Renovación Popular, que suman 43 votos. A ellos se añadirían respaldos de carácter individual y no colectivo.

El Presidente de Perú, Pedro Castillo, se dirige a la audiencia un día después de que los legisladores votaron para iniciar un proceso de juicio político en su contra, en Lima, Perú, el 15 de marzo de 2022. Foto: Reuters

En colectividades como la de Alianza para el Progreso han señalado que prefieren esperar la presentación de Castillo ante el pleno. Su vocero, Eduardo Salhuana, dijo al diario Perú21 que escucharán y luego tomarán una decisión, y en Acción Popular también seguirían la misma línea.

El congresista de Acción Popular Darwin Espinoza, sin embargo, anticipó a Perú21 que a la luz de las causales de vacancia esgrimidas hasta ahora, “no votaría por la vacancia”, pero agregó que “como militante disciplinado, acataré lo que decida la mayoría”.

“Hemos votado a favor de la moción para que el presidente pueda dar sus descargos, pero esta se ha presentado sin mayor sustento; necesitamos algo más que acusaciones o chismes para tomar una determinación tan extrema”, indicó Espinoza, a quien se le sindica de ser uno de los cuatro congresistas de AP vinculados a una mafia que opera en el Ministerio de Transportes y dirigida desde Palacio de Gobierno, indicó Perú21.

Por otro lado, el gobierno peruano pidió al Congreso que permita la presencia de funcionarios de la Organización de Estados Americanos (OEA) durante el debate previo a la votación de vacancia.

El canciller César Landa comunicó al Parlamento que el gobierno invitó a tres representantes del organismo y solicitó que se les permita el ingreso al hemiciclo para observar un debate que debe realizarse con “la mayor transparencia”.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), órgano de la OEA, manifestó el viernes su preocupación por el “uso reiterado y discrecional” del pedido de vacancia presidencial usando la figura jurídica llamada “incapacidad moral permanente”, la cual “carece de definición objetiva”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Revisa en nuestro video de la semana, cuál es su origen, cuáles son sus características y cuál es el posible futuro de la pandemia debido a su masificación.