La permanente pelea de los hermanos Fujimori

Kenji y Keiko, los hijos de Alberto Fujimori.

La tensa relación entre los hermanos Fujimori se mantiene en la política. Mientras el hijo menor de Alberto Fujimori renunciaba al partido político fundado por su hermana Keiko Fujimori, ella lo sancionaba por "sus inconductas reiteradas, permanentes y planificadas" por su "acercamiento" entre él y PPK.


El día de ayer se efectuó la detención de Keiko Fujimori por presunto financiamiento ilegal para su campaña presidencial en 2011. Las primeras imágenes de su captura comenzaron a aparecer en los diferentes medios peruanos e internacionales, en la que se veía a la mayor de los hermanos Fujimori siendo detenida en la Fiscalía.

Kenji, el hermano menor de Keiko, escribió poco después en su Twitter que lamentaba la detención de su hermana. Señaló que había sido una semana dura para la familia y que se trataba de “otro momento triste”, y pese que entre hermanos existe una enemistad, el menor de los Fujimori lamentó “profundamente la situación que atraviesa mi hermana y su familia”.

Esta noticia se da solo a días de que la Corte Suprema peruana rechazara el indulto al que se le había otorgado a Alberto Fujimori. Beneficio que le había entregado el expresidente Pedro Pablo Kuczynski en diciembre de 2017 por motivos de salud. Luego de dada la información, el padre de los Fujimori tuvo que ser ingresado de urgencia a la clínica de Lima por una descompensación donde se mantiene internado. En la oportunidad, los hermanos visitaron a su padre por separado.

Cuando se le concedió el indulto a Fujimori  Kenji advirtió en mayo que si su padre regresaba a la cárcel sería por culpa del partido Fuerza Popular, el partido político de su hermana Keiko. “Aquí no hay canje de votos, no ha habido votos por obras, lo que ocurre aquí es una pugna del poder dentro de Fuerza Popular, ese es el origen de esta turbulencia política”, dijo esa vez.

Los hermanos Fujimori llevan consigo una tensa relación y de profunda enemistad que inicia en 2011 cuando Keiko Fujimori, tras su derrota en las elecciones presidenciales de ese año, donde competía contra el presidente electo Pedro Pablo Kuczynski, decida dar un paso a un costado de la imagen de su padre.

Luego vendría la investigación en contra de Keiko por presunto financiamiento ilegal de su campaña presidencial, quien le habría pedido dinero a la ya cuestionada empresa brasileña Odebrecht.

Kenji aseguraba en marzo de este año que declararía ante la fiscalía peruana sobre los presuntos aportes que habría recibido su hermana mayo. Esto a días de que se separara de Fuerza Popular, partido político creado por Keiko en 2010.

En la oportunidad aseguraba que FP había perdido autoridad moral por la causa que estaba siendo investigada su hermana.

Sin embargo, Kenji ya había renunciado al grupo parlamentario con otros nueves legisladores que se abstuvieron de votar a favor de la destitución del entonces presidente PPK. A cambio de eso, convenció a estos nueve parlamentarios a votar en contra de la vacancia de Kuczynski. Con esto logró que se mantuviera otro tiempo más en el mandato y días después anunció el indulto a Alberto Fujimori, condenado a 25 años de prisión por violación a los Derechos Humanos.

Esto significó que en julio de 2017, Keiko, líder del FP sancionara a su hermano por “sus inconductas reiteradas, permanentes y planificadas” por su “acercamiento” entre él y el entonces presidente.

Pero nada hacía presagiar que en marzo, mientras Kenji anunciaba la creación de su propio partido político Cambio 21, de cara a las elecciones presidenciales del año 2021, saldrían a la luz unos supuestos videos en los que muestra a congresistas que aseguraban responder al liderazgo de Kenji, intentaban sobornar a legisladores leales keikistas para que votaran contra la destitución del entonces mandatario.

Los videos habían sido revelados por Fuerza Popular, el partido político de su hermana.

A todos estos episodios se suman los dimes y diretes entre ambos. Durante la campaña presidencial de Keiko en 2016, Kenji había asegurado que se presentaría en los siguientes comicios si su hermana no triunfaba, y en el día de la votación no acudió a votar por ella.

Además, el menor de los Fujimori, acusó a Fuerza Popular de archivar un proyecto de ley que concedía arresto domiciliarios para los presos mayores de 75 años, lo que hubiese permitido excarcelar a su padre.

Seguir leyendo