Lenovo IdeaPad 5 (Intel Core i5 11ª): un aceptable laptop para público general

⭐⭐⭐★★

Si no se le exige demasiado, este podría ser un buen notebook casero para labores rutinarias, especialmente escolares, de navegación, entretención y, gracias a su generosa pantalla, ver también una buena película.



Desde que Lenovo adquiriera la división de computadores de IBM, el gigante tecnológico chino ha logrado posicionarse como una de las marcas más populares y confiables en lo que a computadores se refiere. De hecho, según un estudio de Gartner, Lenovo es el fabricante que se lleva por un buen margen la gran mayoría de la torta en lo que se refiere a ventas de computadores, seguido de atrás por HP, Dell y, más al fondo, Apple.

IdeaPad es su línea de computadores para consumo general, más bien pensada para usuarios promedio. Desarrollada desde el año 2008, busca ser un buen puntal para todo tipo de operaciones y usos generales, como el trabajo y la productividad, aunque principalmente enfocada en la navegación y el ocio (a diferencia de su línea ThinkPad, orientada a un uso más de oficina).

El IdeaPad 5, cuya nueva generación fue presentada hace algunos meses, se ubica justo al medio de los tres modelos que tiene actualmente la línea, definida por la marca como “laptops multimedia de nivel medio”. En términos de novedades, hay principalmente algunas actualizaciones internas, lo que hicieron que la experiencia de uso, en términos de velocidad y respuesta, por algunas semanas fuera correcta, aunque sin brillar más de la cuenta. Es un buen computador de gama media, para uso diario, con buen diseño y una generosa pantalla, que arranca su valor desde los 649.990 pesos.

Especificaciones

  • Pantalla: 15.6″FHD (Full HD) 1920 x 1080
  • Procesador: Intel Core i5 de 11ª generación 2.40 Ghz
  • RAM: 8 GB
  • Almacenamiento: 500 GB en SSD (disco de estado sólido)
  • Sistema operativo: Windows 10 Home Edition (64 bits)
  • Cámara: frontal, de hasta 720p a 30 cuadros por segundo
  • Conectividad: 2 puertos USB 3.0, 1 puerto USB-C (de carga rápida), salida HDMI, puerto VGA, lector de tarjetas 4-in-1 (SD, SDHC, SDXC, MMC), Entrada (jack) para audio, Wi-Fi 6 y Bluetooth 4.0
  • Peso: 1.66 kg

Buena conectividad y una cámara con gusto a poco

A pesar de su tamaño y sus más de 15″, al tomar el IdeaPad 5 en las manos resulta mucho más liviano —poco más de un kilo y medio— de lo que uno podría imaginar. Eso es agradable. El diseño es más bien tradicional, compacto y funcional, con materiales que combinan el aluminio y el plástico. Cerrado, salvo el logo de la marca al costado inferior derecho, estamos hablando de un discreto rectángulo gris plata que no destaca demasiado a la vista.

Pero al abrirlo —incluso con una mano—, su generosa pantalla full HD de 15.6 pulgadas sorprende de buena manera, con un encuadre cuyos bordes podrían haber sido incluso más delgados para aprovechar más el espacio. Pero la pantalla es agradable a la vista, gracias a un buen nivel estándar de brillo y un excelente contraste (1259:1).

Mientras, la base del laptop ofrece un teclado QWERTY completo, bien espaciado y distribuido, integrado con las clásicas teclas numéricas al costado derecho, en el que teclear es un agrado. Curiosamente, el trackpad (si es que no se ocupa mouse, claro) está ubicado hacia la mitad izquierda del laptop, lo que puede ser una pequeña incomodidad para usuarios zurdos, aunque su espacio y textura es, en general, agradable para los dedos.

Un tema siempre importante es la cantidad y ubicación de los puertos de entrada, en los costados de la máquina. En este caso, hay dos USB tradicionales a la derecha, junto a la entrada de micro tarjetas, y al otro se puede encontrar un puerto USB-C multifuncional, ya sea para conectar un dispositivo, hacer una carga rápida o incluso conectar otro monitor (vía DisplayPort). A su lado un puerto HDMI (en teoría se podrían conectar dos monitores más) y la entrada para audífonos. Todo ubicado de tal manera que los cables no se interpongan entre las manos la muñeca.

Pero la cámara frontal, hoy en día fundamental para participar en reuniones o clases a distancia, no logró dar con una buena resolución (apenas 1280 x 720 pixeles), ni tampoco una gran imagen, a pesar de los ajustes de luz y ubicación. Hoy, estas cámaras son demasiado importantes como para dejar que sean simplemente un complemento más del sistema.

Rápido y autónomo

En términos de procesamiento y velocidad, la unidad cuenta con la última generación Core de procesadores Intel, lo que garantiza un arranque veloz, estar al día en términos tecnológicos y, en general, un buen rendimiento operacional. Eso, sumado a las características de uso de Windows y a una interfaz dedicada de Lenovo, pueden extender el uso del aparato, batería incluida, por un buen rato.

Con ahorro de batería activado, el IdeaPad 5 es capaz de aguantar hasta 9 horas de uso continuo, aunque lo anterior puede ser algo relativo, dependiendo de la configuración y la cantidad de programas que se ejecuten durante la sesión. Ahora, sin el ahorro activado, la duración puede llegar a caer drásticamente. Afortunadamente, el laptop cuenta con un puerto USB-C para carga rápida. Fuera de eso, en la caja no hay cables de poder tradicionales ni accesorios extra.

De todos modos, para nadie es un misterio que las baterías poco a poco se van degradando por el uso, así que la duración es altamente probable que vaya decayendo con el tiempo. Si bien no es un laptop orientado a los videojuegos, logra tener un buen desempeño con la gran mayoría de ellos y podría funcionar bien para el entretenimiento interactivo, especialmente con juegos más casuales o de no tan alta demanda gráfica.

Veredicto

Lenovo tiene experiencia fabricando computadores para audiencias específicas. En ese sentido, este laptop podría resumirse como lo mejor en términos de tamaño, funcionalidad y especificaciones para un público general, sin que se le exija demasiado en cuanto a rendimiento, procesamiento o incluso diseño. De acuerdo a sus especificaciones y prestaciones, y comparado con la competencia, entrega una aceptable relación precio/calidad.

Si no se exige demasiado, este podría ser un buen notebook casero para labores rutinarias, especialmente escolares, de navegación, entretención y, gracias a su generosa pantalla, ver también una buena película.


Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.