Científicos graban por primera vez un calamar gigante en EE.UU.

jibiafinal-900x600

Imagen referencial.

Un equipo de investigadores financiados por la Noaa logró el histórico registro en las costas del Golfo de México.




En un trabajo que demandó más de 15 días, un grupo de científicos captó un calamar gigante en el Golfo de México. Es la primera vez que se logra el registro de uno de estos cefalópodos en aguas de Estados Unidos.

Hasta ahora, la esquiva criatura solo había sido registradas en aguas del Pacífico, en Asia.

Los investigadores, una expedición financiada por la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (Noaa, sus siglas en inglés), estaba estudiando los impactos de la privación de la luz en las criaturas de aguas profundas que viven en la llamada "zona de medianoche", es decir, la zona ubicada bajo los 1.000 metros debajo de la superficie, donde la luz solar ya no penetra.

Para lograr esta histórica imagen, el equipo de 23 personas tuvo que usar una sonda especializada, a la que bautizaron Medusa, para así no ahuyentar al asustadizo animal.

El calamar medía más de tres metros de longitud y fue captado a una profundidad de 759 metros, un registro que ofrecerá pistas sobre el hábitat de este cefalópodo y sus métodos de caza.

"La gente comenzó a aglomerarse, gritando, pero tratando de no emocionarse, porque teníamos que estar seguros de que realmente era lo que pensábamos que era", afirmó a The New York Times la oceanógrafa Edith Widder, una de los científicos que participó del proyecto, al recrear el momento en que lograron el impresionante registro.

Widder describió el momento como "uno de los días más increíbles que he tenido en el mar".

[caption id="attachment_713422" align="alignnone" width="600"]

Los escasos registros de calamares gigantes desarrollaron la imaginación de los marineros en el pasado, como lo ilustra este dibujo de Henry Lee de 1861.[/caption]

Hablando el domingo desde el muelle donde el barco de investigación Point Sur, desde donde se realizo el histórico registro, Widder, fundadora de la Asociación de Investigación y Conservación del Océano, relató los dramáticos eventos que rodearon el descubrimiento, que incluyeron un desperfecto en la cámara y un rayo que cayó sobre el barco y que hizo temer que el video pudiera haberse perdido.

Este es el asombroso video que la Noaa publicó en su cuenta de Twitter.

https://twitter.com/i/status/1142186362654863365

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.