De México al Cono Sur: diez cuentos de autoras latinoamericanas que puedes leer en la web

Mariana Enriquez (Argentina), Fernanda Melchor (México) y Liliana Colanzi (Bolivia).

Navegando por la internet, se pueden encontrar relatos breves de un variopinto de autoras, como Fernanda Melchor, Mariana Enriquez, Pilar Quintana, o incluso clásicas como María Luisa Bombal. En Culto, te dejamos una selección.



Mariana Enriquez - La casa de Adela

Es uno de los clásicos de la autora argentina, incluido en su volumen de cuentos Las cosas que perdimos en el fuego (Anagrama, 2016). Pone en la juguera acaso su tópico favorito: el horror, aunque con un sabor bastante cercano a series como Stranger things o Twin peaks. Puedes leerlo acá.

Pilar Quintana- Lo mismo que con el sol

La destacada escritora colombiana, Premio Alfaguara de novela 2020 por Los abismos, no solo ha incursionado en la novela, también en el teatro y en los relatos breves. En el sitio especializado Eterna Cadencia, publicó este brevísimo relato sobre la amistad en medio de un trabajo. Puedes leerlo acá.

Liliana Colanzi - Un ojo

La escritora boliviana, oriunda de Santa Cruz de la Sierra, se ha especializado en el género del relato breve, pues lleva cuatro libros al respecto. Uno de ellos, titulado La ola, fue publicado en 2014 con la editorial chilena Montacerdos. De este volumen se desprende este relato llamado Un ojo, una distopía donde una muy tradicional y sobreprotegida chica universitaria de repente descubre una especie de poder (¿o maldición?) que le traerá experiencias nuevas. Puedes leerlo acá.

Pilar Quintana. Foto: Carlos Zárate.

Fernanda Melchor - Corazón de pollo

La periodista y escritora mexicana ha destacado principalmente por sus novelas Temporada de huracanes (Literatura Random House, 2017), con la cual fue nominada del Booker prize; Paradais (Literatura Random House, 2021) y el volumen de crónicas Aquí no es Miami (Literatura Random House, 2013). Pero también ha incursionado en el relato breve, como Corazón de pollo, que apareció en la revista de la UNAM. Puedes leerlo acá.

Samanta Schweblin - Un hombre sin suerte

Tan atractivo como perturbador, este cuento de la narradora argentina ha sido llevado al teatro. Se encuentra en el volumen de relatos Siete casas vacías (Paginas De Espuma, 2015). Son los recuerdos de una niña que tiene un extraño encuentro con un hombre desconocido. Puedes leerlo acá.

Alejandra Costamagna - La epidemia de Traiguén

La escritora nacional, finalista del Premio Herralde de novela en 2018, incluyó este relato en su libro de cuentos Imposible salir de la tierra, publicado originalmente por la editorial chileno-peruana Estruendomudo, en 2016. El libro se acaba de reeditar en Argentina, vía Añosluz editora, y se espera una pronta reedición en nuestro país. Puedes leerlo acá.

samanta-schweblin
Samanta Schweblin.

Nora Rabinowicz - Ir y venir

¿Cómo escribir un cuento sobre un encuentro sexual sin caer en el cliché, los lugares comunes o la vulgaridad? La escritora argentina Nora Rabinowicz (44), discípula de la destacada autora trasandina Liliana Heker, da en el clavo con este cuento preciso, con tacto y elegancia. Rabinowicz acaba de reeditar su novela Todas las cosas (2017) a través de la editorial trasandina La parte maldita. Su cuento puedes leerlo acá.

María Luis Bombal - El árbol

Conocida por sus novelas La última niebla (1935) y La amortajada (1938), la escritora viñamarina también desarrolló una interesante faceta en el relato corto. El árbol, de 1939, fue uno de ellos, donde -tal como en sus novelas- indaga en el atormentado mundo interior de una mujer. Un imperdible. Puedes leerlo acá.

María Luisa Bombal.

Rita Indiana - Los trajes 1975

Es uno de los nombres que ha dado que hablar en la literatura caribeña. La dominicana Rita Indiana se ha consolidado con libros de cuentos y novelas. En el relato breve, destaca Los trajes 1975, publicado por la revista mexicana Letras libres. Puedes leerlo acá.

María Elena Gertner - El invencible sueño del coronel

Al mencionar la Generación literaria del ‘50 en Chile, los primeros nombres que se vienen a la cabeza son de Enrique Lafourcade, José Donoso, Jorge Edwards o Claudio Giaconi. ¿Y mujeres? Las hubo. Pese a las limitantes de la época, la escritora y actriz María Elena Gertner se las arregló para producir un buen material a punta de novelas como Páramo salvaje (1963) o cuentos como El invencible sueño del Coronel, con el que ganó el primer lugar del concurso CRAV, en 1963. Su talento inconmesurable alcanzó hasta para guionista de recordadas teleseries, como De cara al mañana (1982), La dama del balcón (1986) o Bellas y audaces (1989). Su cuento puedes leerlo acá.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.