La “amistad” entre la Reina y Meghan Markle

La Reina Isabel II y la duquesa de Sussex en el balcón del Palacio de Buckingham, durante un acto de la Fuerza Aérea, el martes pasado. Foto. AP

Según los medios británicos, a la monarca y la esposa del príncipe Harry las une su amor por los perros. La Reina Isabel II buscaría guiar y enseñar a la nueva integrante de la realeza.


A diferencia de otros nuevos integrantes de la familia real británica, Meghan Markle no solo conquistó al príncipe Harry, sino también a la Reina Isabel II.

Desde la boda real, que se realizó el 19 de mayo pasado, Meghan y la Reina han aparecido juntas en cuatro eventos y el último ha sido el más importante y más largo hasta ahora. Ambas realizaron “un viaje de chicas” como señalaron los medios británicos por varias ciudades, que hicieron solas en el tren real. El viaje habría permitido durante la noche un nuevo espacio privado entre la monarca de 92 años y su nueva “nieta” de 36. Ambas participaron de varios compromisos: inauguraron un puente y un centro cultural, fueron al teatro y almorzaron en la alcaldía de Chester.

El tren de nueve vagones que comenzó a funcionar en 1977, puede ser ocupado solo por ciertos miembros de la realeza: la Reina, el Príncipe Felipe, el Príncipe Carlos y Camila. Hasta ahora ni siquiera el Príncipe Harry ni su hermano Guillermo o su esposa Kate han tenido el privilegio de viajar en él. Por lo que, para los medios británicos, este viaje fue una “rareza” que fue acompañado por multitudes que acudieron a saludar a los miembros de la realeza. Y además fue una evidencia de la relación especial entre la Reina y Meghan. Las fotografías del viaje revelaron momentos bastante cercanos en los que se las ve conversando y riendo.

“La relación de Meghan con la Reina está claramente en sus inicios, al igual que con Kate Middleton (la esposa del príncipe Guillermo), pero la sonrisa amplia de la monarca demuestra afecto y aprobación”, dijo una intérprete de señas a la revista OK.

Las imágenes contrastan con las de la reina y Diana de Gales, la primera esposa del príncipe Carlos o con Sarah Ferguson, la ex esposa del príncipe Andrés. “Siempre estaba muy nerviosa antes de reunirme con la jefa”, dijo Ferguson en una entrevista con una radio australiana en 2016.

Una de las razones de la cercanía entre la Reina y la Duquesa de Sussex sería que la monarca la estaría instruyendo debidamente sobre las reglas de protocolo y del comportamiento apropiado de la realeza en compromisos públicos. Según los medios británicos, la Reina sabe de los peligros de no guiar a los miembros nuevos de la monarquía y nadie mejor que ella que fue princesa adolescente.

“Ella (Meghan) quiere complacerlos y está haciendo todo lo que puede para educarse a sí misma y estar segura de no equivocarse”, dijo una fuente cercana al Palacio al portal Entertainment Daily.
Aunque la excelente relación de Meghan no sería solo con la Reina. El Príncipe Carlos, encargado de llevar a Meghan al altar durante la boda real debido a que su padre Thomas Markle no pudo asistir, mantiene un estrecho vínculo con su nuera.

Según los medios británicos, el príncipe de Gales habría apodado a Meghan como “tungsteno”, un metal sólido muy escaso y resistente. El príncipe Carlos la habría descrito como una mujer fuerte como el metal.

Amor por los perros

Una de las imágenes que más sorprendió y que vaticinó la cercana relación entre Meghan y la Reina fue un día antes del matrimonio real. La propia monarca llevó en su carruaje a Guy, el perro beagle de Meghan que adoptó en 2015 en Toronto, lugar de rodaje de su serie.

El amor por los animales sería una de las razones de la “amistad” entre Meghan y la Reina, reconocida como una fanática de los perros de raza corgi. Ha tenido más de 30 corgis durante su reinado, pero el último, Willow de 15 años, murió en abril pasado por un cáncer.

Incluso en una de las primeras entrevistas de los Duques de Sussex, el Príncipe Harry recordó la primera visita de Meghan al Palacio de Buckingham. “Durante 22 años (los perros me han ladrado), y Meghan entra, y absolutamente nada, solo meneando las colas”, señaló Harry.

El próximo 4 de agosto, Meghan cumplirá 37 años, en lo que se espera sea uno de los eventos más importantes para el Reino Unido. Durante el otoño, el Palacio de Buckingham anunció que los Duques de Sussex harán su primera gira oficial fuera de Reino Unido. Visitarán Australia, Fiji, Tonga y Nueva Zelandia.

Seguir leyendo