Macarena Valdés, la joven activista medioambiental de una comunidad mapuche cuya muerte provoca controversia

Autor: La Tercera

El pasado agosto de 2016 Valdés fue hallada sin vida en su hogar presuntamente por suicidio. Sin embargo una nueva autopsia descartó que se haya quitado la vida por ahorcamiento. Conoce su historia.

El 22 de agosto de 2016 Macarena Valdés, una activista medioambiental de 32 años fue hallada muerta en su hogar por un presunto suicidio en la comunidad mapuche Newen de Tranguil en la comuna de Panguipulli. Sin embargo su familia no creía la tesis del Servicio Médico Legal y de Carabineros de esa fecha. El cuerpo de Valdés fue exhumado para un nuevo análisis forense que se inició en octubre del mismo año, el cual arrojó que no se trataba de una muerte por “un ahorcamiento en vida”.

En una entrevista para Radio Universidad de Chile Luis Ravanal, médico forense encargado de la autopsia de Macarena descartó la tesis inicial del SML cuando fue hallada colgada en una de las vigas de su casa. En la explicación del especialista señala que “no habían signos que demostrasen que se tratase de un ahorcamiento en vida, es decir en el área más importante, que es el cuello, que es donde una persona cuando está con vida se lesiona producto del ahorcamiento”.

Una muerte que no se explica la familia y cercanos de Macarena. Su repentina muerte causó conmoción dentro de la comunidad mapuche en Newen de Tranguil donde la mujer lideraba una lucha en contra del proyecto de una hidroeléctrica de la empresa austriaca RP Global que instalaría en la zona.

En octubre de 2017 el cuerpo de Valdés entraba nuevamente a peritaje en el Servicio Médico Legal. La familia de Macarena había solicitado iniciar de forma independiente una nueva investigación sobre los reales motivos de su muerte y solicitó reabrir el caso en la Fiscalía de Valdivia. En esa oportunidad Luis Ravanal ya señalaba que la primera autopsia no lograba comprobar que se tratara de un suicidio.

Resultados entregados durante esta semana sobre la nueva autopsia al cuerpo de Macarena “se demuestra que no hay signos de vitalidad, es decir, no hay signos que demuestren que el cuerpo se haya suspendido a través del ahorcamiento estando en vida”, señaló Ravanal a Radio U. de Chile.

La familia de la fallecida activista se cuestiona ahora que se descartó el suicidio, quién o qué habría provocado su muerte. “Hoy tenemos la certeza de que la mataron, entonces ahora saltan las preguntas ¿Quién la mató?, ¿Por qué la mató?, ¿Por qué la trataron de ocultar?”, se pregunta Collío en una entrevista de Radio U. de Chile.

Seguir leyendo