Comisión de la Cámara inicia análisis de acusación constitucional contra exministro Mañalich con críticas cruzadas

Más de dos horas y media sesionó la instancia que tuvo como primeros invitados a los abogados Fernando Atria, Enrique Barros y a la diputada Claudia Mix. Esta última debió responder por un eventual conflicto de interés, mientras que el presidente de la comisión, Iván Flores, fue cuestionado por emitir opiniones a los medios.




Este martes sesionó la comisión que se encuentra revisando la acusación constitucional contra el exministro de Salud, Jaime Mañalich.

La instancia presidida por el diputado Iván Flores (DC) y compuesta por Pablo Lorenzini (ind-exDC), Daniella Cicardini (PS), Leopoldo Pérez (RN) y Ramón Barros (UDI), se reunió por más de dos horas y media para escuchar a la legisladora Claudia Mix- quien realizó un resumen del libelo contra la ex autoridad- y a los abogados constitucionalistas Fernando Atria y Enrique Barros quienes fueron los primeros invitados a exponer.

Los cuestionamientos al presidente de la comisión

Apenas inició la comisión y antes de que los invitados comenzaran sus intervenciones, el diputado Ramón Barros (UDI) cuestionó las declaraciones que Flores emitió la semana pasada respecto a este tema. En concreto, el legislador manifestó su molestia porque el presidente de la instancia opinó públicamente de la acusación antes de escuchar a los primeros invitados.

Flores se defendió diciendo que “independientemente de la opinión que yo voy a tener a priori, voy a insistir en dar plenas garantías para que todo el mundo se pueda expresar, tanto los que piensen de una manera y los que piensen de otro”.

“Tenga la tranquilidad de que el proceder de esta comisión va a ser el que estrictamente el reglamento nos obliga”, agregó.

Mix niega conflicto de interés y asegura que acusación no fue ingresada a “última hora”

La diputada Claudia Mix expuso durante más de 40 minutos. Tras realizar un resumen cronológico de la gestión del gobierno durante la pandemia, resumió los puntos por los que se acusa al exministro de haber infringido gravemente la Constitución y las leyes y “haber dejado éstas sin ejecución al haber puesto en riesgo la vida y la salud de la población". Además se le juzga por el "ocultamiento de datos y faltas a la probidad”.

Tras esta intervención, Mix fue consultada por el diputado Leopoldo Pérez (RN) si es que enfrentaba un conflicto de interés porque uno de sus hermanos habría sido desvinculado del Ministerio de Salud. “Si quiere generar un conflicto que no corresponde (...) Mi hermano aún trabaja en el Ministerio de Salud, ha trabajado al alero del exministro Mañalich y del exministro Santelices, y de varios exministros. Eso sería meter pelos en la sopa que no vienen al caso. Nosotros corroboramos a través del reglamento si eso me inhabilitaba y eso no es así. Creo que intentar confundir a la gente con temas que no corresponden, no vienen al caso”, aclaró la legisladora.

En tanto, respecto a los cuestionamientos realizada por los legisladores de si la acusación habría sido presentada fuera de plazo, la diputada respondió que el libelo “no fue ingresado a última hora” y que se trabajó arduamente durante tres meses. “Fue aceptada en el ingreso porque estaba dentro del plazo”, enfatizó.

Mix también respondió a otra pregunta del diputado Barros (UDI) respecto a si contaban con casos concretos de personas cuyos derechos humanos habrían sido vulnerados durante la pandemia debido a la conducción de Mañalich. La legisladora sostuvo que en las próximas sesiones “se presentarían testimonios y relatos” y datos concretos que serían entregados por los alcaldes de distintas comunas del país.

Las diferencias de Atria con el expresidente Ricardo Lagos

El doctor en derecho constitucional partió su exposición insistiendo en que entregaría su opinión jurídica y no personal respecto a la acusación contra el exministro Mañalich. “Creo que genuinamente es un juicio político y supone que el órgano que acusa, que es la Cámara de Diputados, y el órgano que se pronuncia, el Senado, deben emitir un juicio sobre una determinada conducción política”, sostuvo.

En esta línea, enfatizó que su opinión sobre la acusación “no depende de quién es el que la presenta ni quién es el funcionario acusado, ni que coalición o partido político está en el gobierno” y agregó que cada vez que se ha invocado esta herramienta durante las últimas décadas, los gobiernos de turno alegan que hay “un mal uso” porque no se trataría de un juicio político, “sino de un juicio con causales específicas que debe ser adjudicado jurídicamente”, lo que no es compartido por Atria.

“En el caso de esta acusación, esta idea ha sido defendida por la prensa por el propio expresidente (Ricardo) Lagos quien ha dicho que una acusación constitucional implica dolo del acusado (...) Para cualquier observador esto es peculiar porque los mismos argumentos que algunos formulan cuando están en el gobierno, los formulan los otros cuando están en la oposición”, dijo el abogado.

Atria aseguró que “la acusación tiene por objeto un juicio político respecto al desempeño del funcionario” y que la pregunta que deben responder los diputados es “si puede hacerse un juicio negativo respecto del desempeño del exministro Mañalich en la conducción de la estrategia ante la pandemia”.

Respecto a la pregunta formulada por el diputado Barros a Mix de si existirían testimonios concretos de personas cuyos derechos humanos resultaron vulnerados por el manejo de la pandemia, el académico contestó: “La cuestión no es si ha habido casos individuales de personas cuya violación de derechos pueda ser individualmente acreditada. La pregunta es si la estrategia seguida, es una estrategia que estuvo a la altura de velar por la salud de las personas”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.