Delta desiste de comprar cuatro aviones de Latam y la compensa con el pago de US$62 millones

26 de Mayo 2020 Aeropuerto Foto : Andres Perez

El acuerdo de adquisición de aeronaves formaba parte de la alianza estratégica que firmaron ambas líneas aéreas en septiembre del año pasado.




Delta Air Lines decidió no seguir adelante con su plan de compra de cuatro aeronaves de Latam. El 25 de mayo, un día antes que la principal aerolínea latinoamericana se sometiera a un proceso de reestructuración de su deuda bajo la protección del Capítulo 11 de la Ley de Quiebras de Estados Unidos, ambas compañías pusieron término al pacto mediante el cual la firma estadounidense se comprometía a adquirir cuatro Airbus A350 pertenecientes a la flota de Latam. A cambio, la línea aérea estadounidense acordó pagar US$62 millones.

El acuerdo de compra y venta de aviones formaba parte de la alianza estratégica que firmaron las aerolíneas en septiembre del año pasado, cuando se dio a conocer la noticia de que Delta compraría el 20% de la propiedad de Latam a través de una oferta pública por US$1.900 millones, con un precio de US$16 por acción, lo que se concretó en diciembre de 2019.

Este pacto incluía un acuerdo marco, mediante el que Delta se comprometía a pagar US$350 millones para efectos de compensar los costos en que Latam incurriría durante el periodo de transición hasta su implementación, pero también para adquirir estos cuatro aviones Airbus A350 de la flota de Latam. A esto se sumaba que Delta asumiría los compromisos de compra de otros diez A350 adicionales que había reserado Latam y que tenían fecha de entrega entre 2020 y 2025. Durante el tercer trimestre del año pasado, la compañía firmó el contrato de venta con Delta por las 14 aeronaves Airbus.

Esto forma parte del cambio de estrategia en la industria aérea, que está ajustando su tamaño para hacer frente a una demanda más acotada.

Sin cláusula

Aunque Delta canceló la compra de los aviones usados, acordó no ejercer la cláusula de rescisión del acuerdo marco y del joint venture agreement en el caso de que Latam se presentara al Capítulo 11, siempre y cuando la compañía busque y obtenga la autorización del Tribunal de Bancarrotas para asumir los acuerdos dentro de ciertos plazos.

La semana pasada el CEO de Delta, Ed Bastian, señaló que han desarrollado confianza y respeto por el liderato del equipo de Latam, que siguen “comprometidos firmemente” con la asociación y que creen “que exitosamente surgirán como una aerolínea más fuerte y como socio de Delta a largo plazo”.

Según informó Latam en sus estados financieros, al 31 de marzo de 2020, producto de los distintos contratos de compra de aeronaves suscritos con Airbus, le restan por recibir 42 aviones de la familia A320, con entregas entre el 2020 y 2024, y 2 aeronaves Airbus de la familia A350, con fechas de entrega para el 2026. El monto aproximado, de acuerdo a precios de lista del fabricante, es de US$ 5.700 millones. Adicionalmente, a la misma fecha le restan por recibir 6 aeronaves Boeing 787 Dreamliner, con entrega entre 2020 y 2023, por un valor cercano a US$ 1.800 millones.

Comenta