Francisco Moreno (UDI): “Creo que la nueva Constitución debe estipular un año adicional de mandato para el Presidente de la República”

Francisco Moreno, abogado, ex subsecretario de Hacienda y candidato constituyente por el distrito 8.

"Mantener el presidencialismo permite que sea el gobierno quien tenga y asuma la responsabilidad superior del país", sostiene el ex subsecretario de Hacienda y candidato constituyente por el distrito 8 (Maipú-Cerrillos). Por otro lado, hace hincapié en que se debe mantener el Estado subsidiario de la actual Constitución.




Dos y años medio se mantuvo en el cargo de subsecretario de Hacienda, el cual dejó en noviembre de 2020 para competir por un escaño en la Convención Constituyente. Esa es una de las facetas de Francisco Moreno, quien también es abogado, ex investigador de CLAPES UC, militante UDI y sobrino de Jaime Guzmán.

La zona a la que apuesta representar es el distrito 8 (Maipú-Estación Central) en la lista Vamos por Chile. Afirma que algunos de los elementos primordiales para llevar hasta la Convención son la modernización del Estado, el fortalecimiento de los gobiernos locales y el “fortalecimiento a la clase media”.

¿Por qué quiso ser constituyente en el distrito 8?

Escogí el distrito 8 principalmente porque se trata del distrito más grande de Chile, en el cual vive un millón 700 mil personas. Me permite volcar mi experiencia que acumulo en el sector público, tanto a nivel ministerial como municipal, ha estado vinculado en el diseño y en la ejecución de muchas políticas públicas que han impactado de buena manera a un porcentaje importante de los habitantes del distrito 8.

¿Es una paradoja ser sobrino de Jaime Guzmán, el ideólogo de la Constitución del ‘80 y ahora candidato a redactar la nueva Constitució?

Ser sobrino de Jaime Guzmán es parte de mi identidad e historia, yo valoro especialmente su legado. Es una figura política a la cual aún falta la suficiente distancia histórica como para hacer un análisis desapasionado de su aporte en la política chilena. Y respecto al hecho de que él haya sido uno de los redactores de la Constitución del ’80, no creo que haya una gran paradoja, sino que todo lo contrario. Cada generación tiene sus propios desafíos políticos y el nuestro pasa hoy día por redactar una nueva Constitución que nos permita volver a unir a Chile.

¿Estaría dispuesto a cambiar a un Estado solidario o hay que mantener el Estado subsidiario?

El Estado subsidiario ha permitido fortalecer a la sociedad civil, a través del reconocimiento de sus espacios de libertad en la consecución de sus propios fines, generando la obligación por parte del Estado de actuar cuando sea necesario a fin de proteger el bien común. Por su parte el Estado cumple su rol social, no solo de las garantías constitucionales en relación a los derechos, sino que a través de cientos de políticas y programas que priorizan de acuerdo a los recursos disponibles. Entonces el rol social del Estado no puede excluir al rol subsidiario y el rol subsidiario tampoco puede excluir al rol social. Se plantea por una visión ideológica como roles antagónicos, cosa que creo que es lo contrario. Son roles complementarios.

Ha dicho que espera “alcanzar acuerdos en materias tan importantes y sensibles como la modernización del Estado”. ¿Cuál es esa modernización del Estado que visualiza?

Luego de más de un año de pandemia, nos hemos dado cuenta que el Estado ha hecho agua en muchos frentes y hay otros en los cuales efectivamente ha sido un apoyo para las personas. Cualquier modernización del Estado que se plantee va a ser incompleta si no incorpora a los municipios. Tenemos que ser capaces de eficientar a los municipios, dotarlos de más herramientas, pero al mismo tiempo seguir consolidando el control que la Contraloría y el Consejo Municipal tienen sobre ellos.

¿Deberían implementarse transformaciones en el próximo sistema de gobierno o qué elementos mantendría?

Soy partidario de mantener el presidencialismo en Chile, básicamente porque está comprobado que un gobierno de cuatro años solo permite dos años de gobierno sin elecciones. Creo que la nueva Constitución debe estipular un año adicional de mandato para el Presidente de la República, de modo que pueda avanzar efectivamente en los planes y políticas de su programa de gobierno, el cual fue aprobado por la ciudadanía. Por eso, mantener el presidencialismo permite que sea el gobierno quien tenga y asuma la responsabilidad superior del país.

Otros temas que han estado presentes pero que probablemente sean materia de ley, son el aborto, la eutanasia y el matrimonio igualitario. ¿Cuál es su posición frente a estos ejes?

La familia constituye el núcleo central de la sociedad y la inclusión de la misma en la actual Constitución, sin hacer ninguna distinción respecto a su composición permite aplicar una norma de protección general que incluye a las familias monoparentales, a las adoptivas, de acogida, sin hijos, entre otras. Respecto al aborto, soy de los que cree en la protección de la vida desde su concepción hasta su muerte natural.

¿Incorporaría mecanismos de participación ciudadana en la Convención para destrabar acuerdos?

La ciudadanía debe participar activamente a través de distintos canales que le permitan hacer un seguimiento adecuado de los temas, que se traten por parte de la Convención. Sin embargo, respecto a la propuesta que han hecho algunos candidatos con la posibilidad de generar plebiscitos en caso de que no existan los acuerdos necesarios, la Constitución establece claramente cuál es el procedimiento para generar acuerdos. Los plebiscitos propuestos están absolutamente en una línea contraria a las normas y al espíritu del acuerdo el 15 de noviembre.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.