"Es muy diferente al mito": la alianza de los Beatles y Peter Jackson para reeditar la película Let it be

Beatles let it be 1

Con ocasión del medio siglo del álbum y la película que retrató el final de los fab four, el director neozelandés trabajará con 55 horas de video y 140 horas de cintas de audio no usadas en la producción original de Michael Lindsay-Hogg, para crear su propia versión. La novedad es que a su juicio, la revisión al completo del material ofrece una perspectiva diferente de las sesiones de enero de 1969. "Hay momentos de drama, pero nada de la discordia con la que este proyecto se ha asociado durante mucho tiempo".




42 minutos en una azotea durante una ventosa mañana en Saville Road, bastaron a los Beatles para registrar uno de los momentos memorables de la cultura pop. Con el pretexto de concluir la película que documentaba el proceso de un nuevo disco, la mañana del 30 de enero de 1969 los de Liverpool subieron a la parte alta del edificio de Apple Corps, para recordarse un poco a sí mismos y al resto del mundo, que aunque ya no eran los chicos agradables que tomaron al mundo por asalto, aún en esos días previos al quiebre eran una banda descomunal. El sueño se acababa.

https://culto.latercera.com/2017/01/30/the-beatles-los-cielos-londres/

"Decidimos tocar todo lo que habíamos estado ensayando y grabarlo -recuerda Paul McCartney en el libro The Beatles Anthology-. Si salía bien, nos quedaríamos con la grabación, si no, usaríamos alguna de las que habíamos hecho abajo, en el sótano. Fue estupendo porque era al aire libre, algo poco habitual para nosotros. Hacía mucho que no tocábamos al aire libre".

El recuerdo de ese momento vuelve de tanto en tanto. Parodiado por Los Simpsons, disponible en ese repositorio canónico de la producción multimedia que es YouTube, se trata de un ejemplo más de lo que Simon Reynolds llama la "retromanía", es decir esa adicción de la música pop a su propio pasado, que se ha vuelto parte del ecosistema del consumo cultural.

Por ello no sorprende el anunciado regreso del álbum Let it Be, construido a partir de las tensas y lastimeras sesiones de los Beatles en los estudios de Twickenham y Apple, a los escaparates físicos y digitales en una edición conmemorativa del medio siglo desde su lanzamiento, tal como ya ocurrió con el White Album y Abbey Road. Al igual que estas tendrá diferentes formatos, doble CD, vinilo, más libro y caja de lujo con Blu Ray en que se sacará provecho de las horas de material grabado. Una nueva búsqueda -quizás definitva- en el bául del desván.

Historia de un matrimonio

El proyecto original se sustentaba, curiosamente, en una suerte de regreso. En mirar a los días en que ensayaban canciones y las grababan sin más. Volver a tocar juntos, cara a cara, en vez de trabajar como cuatro músicos por separado como había ocurrido en las sesiones del White Album. El proceso sería registrado en una película para televisión, a cargo de Michael Lindsay-Hogg, quien había trabajado con el grupo en los clips promocionales de "Hey Jude" y "Revolution".

"La idea consistía en mostrar a The Beatles ensayando, improvisando, dando los últimos toques a su actuación y por último tocando en un concierto multitudinario. Mostraríamos todo el desarrollo del proceso", comenta McCartney en la Anthology.

Pero el filme construido con el material registrado entre el 2 y el 31 de enero, resultó tan crudo como la música. Mostró a un grupo en crisis; con peleas entre ellos, un McCartney autoritario que discutía con Harrison y a John Lennon aislado en su isla con Yoko Ono. "El rodaje fue un infierno -recuerda Lennon en la antología-. Cuando la película se estrenó mucha gente se quejó de que Yoko parecía disgustada. Pero ni el fan más incondicional de The Beatles habría soportado esas seis semanas de amargura. Fue la sesión más desagradable de la historia".

"No es que no nos lleváramos bien -continúa Lennon-. Lo he comparado millones de veces con un matrimonio. y espero que la gente que no está casada o no tiene ninguna relación lo entienda. Fue una larga relación. Empezó muchísimos años antes que el público americano o inglés nos conociera (..) y lo que ocurrió fue que, por aburrimiento y por un montón de cosas más -[Brian]Epstein había muerto y los negocios no iban bien- tanta presión acabó con nosotros".

https://culto.latercera.com/2020/01/06/tensa-historia-let-it-be-final-de-the-beatles/

"Lo que ocurrió, una vez allí -detalla McCartney- fue que mostramos cómo se produce la ruptura de un grupo. Aunque nosotros no nos percatamos de ello".

Tras su estreno, el 13 de mayo en Estados Unidos y siete días después en Reino Unido, el filme dio a los Beatles su primer y único Oscar por Mejor Banda Sonora.

"Nada de la discordia"

Pero acorde con la idea de revisar el pasado, este año se espera el estreno de una nueva versión de la película, esta vez a cargo del director Peter Jackson (El Señor de los Anillos, King Kong), quien tuvo a su disposición 55 horas de metraje no utilizado y 140 horas de audio.

"Esta película será la mejor experiencia con la que los fanáticos de los Beatles han soñado durante mucho tiempo -asegura el director en un comunicado-, es como la máquina del tiempo que nos transporta a 1969, y podemos sentarnos en el estudio viendo a estos cuatro amigos hacer buena música juntos".

https://culto.latercera.com/2019/02/06/let-it-be-jackson-beatles/

Pero una vez que el neozelandés se sentó a revisar las viejas cintas, algo cambió en su visión sobre la película. Lejos del tono dramático del filme de Lindsay-Hogg, el director cree que el material ofrece otras aristas sobre el proceso de trabajo del grupo.

"Me sentí aliviado al descubrir que la realidad es muy diferente al mito -dice Jackson - Claro, hay momentos de drama, pero nada de la discordia con la que este proyecto se ha asociado durante mucho tiempo. Ver a John, Paul, George y Ringo trabajar juntos, crear canciones ahora clásicas desde cero, no solo es fascinante, es divertido, estimulante y sorprendentemente íntimo ".

"Estoy emocionado y honrado de que me hayan confiado este notable material, lo que hace que la película sea una gran alegría", agrega.

La idea no es del todo nueva. Por años circuló la idea de presentar una revisión del filme, a propósito de la edición "naked" del álbum (2003), sin los arreglos ni la producción de Phil Spector, diferente del diseño sonoro original más crudo. "Yo habría hecho la película de otra forma -afirma Ringo en la Anthology. Y estoy convencido que John también, y Paul. A mi juicio, había material mucho más interesante del que incluyó Michael Lindsay-Hogg".

https://culto.latercera.com/2019/09/11/the-beatles-reescribir-historia/

Para la nueva versión -por ahora sin título ni fecha de lanzamiento- el realizador trabajará con sus socios de la productora Clare Olssen y el editor Jabez Olssen. La restauración del video se realizará en el estudio de postproducción Park Road Post de Wellington, Nueva Zelanda, utilizando técnicas desarrolladas para el documental They Shall Not Grow Old, de la Primera Guerra Mundial, nominado para un BAFTA al mejor documental.

Por otra parte, la película de Linday-Hogg también será restaurada. A la espera de confirmación, se espera que esté disponible con el lanzamiento de la edición aniversario del álbum.

https://www.youtube.com/watch?v=NCtzkaL2t_Y

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.