Escultura de Rebeca Matte regresó al frontis del Museo de Bellas Artes

museo arte

Ícaro y Dédalo, obra de Rebeca Matte que tendrá que ser restaurada luego del accidente ocasionado durante la organización de la Fórmula E.

Después de tres meses de restauraciones, Unidos en la gloria y en la muerte volvió a su lugar de exhibición, en el Parque Forestal. Permanecerá cubierta para que se ejecuten los últimos detalles y el próximo sábado se realizará su recepción oficial.




Es una de las obras más valiosas del arte chileno y un emblema del Museo Nacional de Bellas Artes. Después de casi tres meses fuera de su lugar de exhibición, la escultura Unidos en la gloria y en la muerte, de Rebeca Matte (1875-1929), regresó al frontis del museo, en el Parque Forestal. Este sábado la pieza de bronce fue reinstalada en su pedestal, luego de un proceso de restauración por los daños que sufrió en febrero de parte de maquinaria asociada a la carrera de la Fórmula E.

"Hoy volvió a su lugar frente al @MNBAChile la escultura Unidos en la gloria y en la muerte. Estará resguardada una semana para darle los últimos retoques y el próximo sábado la comunidad podrá disfrutar nuevamente de esta maravillosa obra de Rebeca Matte", publicó la ministra de las Culturas, Consuelo Valdés, en su cuenta de Twitter.

Donada en 1930 al museo por la familia de Rebeca Matte e instalada ese mismo año, la escultura y Monumento Público sufrió daños en una de sus alas y en un pie, que se separó de la pieza. Los costos de la restauración ascendieron a $ 43 millones y corrieron por cuenta de los organizadores de la Fórmula E. En julio pasado, la escultura de varias toneladas de peso fue trasladada al Taller Montes Becker en La Pintana, especializado en obras patrimoniales de bronce y responsable de la restauración de La Fuente Alemana del Parque Forestal, el Monumento a Manuel Rodríguez del Parque Bustamante y el Monumento al Presidente Montt en Palacio Tribunales, entre otros.

El trabajo de los especialistas abarcó no sólo el ala y la restitución del pie de la obra; también se reforzó su estructura interna, se realizó una limpieza integral, se aplicó pátina y se hicieron trabajos de sellado y barniz. También fue restaurado el pedestal de la escultura.

Hace una semana, la comisión técnica a cargo de supervisar el proceso dio el visto bueno a los trabajos. Esta es integrada por representantes del museo, el Consejo de Monumentos, el Consejo Nacional de Conservación y Restauración, la Municipalidad de Santiago y el Servicio Nacional del Patrimonio.

Unidos en la gloria y en la muerte quedó cubierta con el fin de que se apliquen los últimos detalles de mejora. Su apertura y entrega oficial se realizará el próximo sábado 20.

https://twitter.com/MNBAChile/status/1051132709400182784

Comenta