Ex pareja de Tea Time responde a sus declaraciones

Autor: M. de la Maza

Camilo Castaldi, conocido como Tea Time.

Tras la entrevista del músico en La Tercera por la suspensión condicional de la causa en su contra, la joven hizo sus descargos en Facebook.


“Tuve como ocho relaciones largas en mi vida y en ninguna de ellas hubo ningún episodio de violencia. Una persona violenta es siempre violenta y yo nunca había estado en una situación así. Solo esta ex me acusa de eso”, decía Camilo Castaldi en la entrevista publicada ayer por Reportajes de La Tercera. El músico, más conocido como Tea Time, reflexionaba sobre el proceso judicial que lo tuvo un año acusado de violencia física contra su ex pareja, Valentina Henríquez, etapa que concluyó tras llegar a un acuerdo que derivó en la suspensión condicional del proceso: el ex Los Tetas deberá mantenerse alejado de la joven por dos años, fijar un domicilio y hacer un taller de música en un colegio con niños en riesgo social. Cumpliendo con todo eso, será sobreseído.

Frente a sus declaraciones, Henríquez utilizó ayer su cuenta de Facebook para responder: “C.C. (Camilo Castaldi) sigue acusado de dos delitos: por la agresión hacia mí y por la receptación de instrumentos. La fiscalía decidió que ambas causas se agruparían”. La joven también fue enfática que el hecho que Castaldi sea sobreseído no es lo mismo que sea inocente para la justicia. “Son dos años de orden de alejamiento físico y digital (redes sociales). Esta medida se da generalmente por seis meses o un año. El hecho de conseguir dos años de alejamiento, en la justicia chilena, créanme, es un logro”, afirmó, agregando: “Mi abogado y yo aceptamos la suspensión porque supone un adelantamiento de lo que hubiéramos conseguido en un juicio. Acá en Chile no hay más protección que ésta. Otro posible escenario era que, de ir a juicio, el acusado tuviese que pagar $300.000 mensuales al fisco sin siquiera tener que cumplir orden de alejamiento, algo aún más desfavorable en nuestra opinión”.

Henríquez también criticó un aspecto en particular del juicio; que se hayan rechazado las acusaciones de violencia intrafamiliar, debido a que la pareja no estaba casada. “Hay un amplio y peligroso vacío en las leyes actuales en Chile, que no contempla las relaciones de pareja o ‘pololeo’ (…) no hay pena mayor para el acusado porque además no estábamos casados. Entonces fue violencia nomás, lesiones, resolución: no hay castigo por golpearme entonces”, dijo.

“Tan contundentes eran mis pruebas de que no convivíamos que la Fiscalía eliminó después de eso la calificación de lesiones en violencia intrafamiliar porque la convivencia no existía”, aseguró Castaldi en la entrevista.

Seguir leyendo