La batalla por el emblemático pub Flannery’s en Las Condes

Martin Terrence Flannery. Foto: Andres Perez

Empresario chileno-irlandés acudió a tribunales para obligar a Territoria la exhibición de una serie de documentos. Su objetivo es preparar una demanda de indemnización de perjuicios, ya que -según él- la inmobiliaria incumplió un acuerdo de compraventa de 2013.




“Este negocio estuvo en mi sangre. Yo trabajaba con mi mamá y mi papá en el pub de Flannery en Irlanda, cuando era chiquitito. Yo nací arriba del bar, justo en el segundo piso, pero el parte médico tomó la dirección de la casa que es grande. Nosotros teníamos nuestra casa dividida en dos: el primer piso era un bar y en el segundo teníamos los dormitorios”.

Así recuerda Martin Terrence Flannery su infancia por las calles de County Mayo, en la localidad de Ballinrobe, ubicada al oeste del país y distante a tres horas de Dublín, Irlanda. Hoy, a sus 68 años, sentado en el bar Irish Geo Pub, el empresario cervecero cuenta que mantiene un conflicto con la inmobiliaria Territoria en el barrio El Golf.

Esto luego de que Flannery presentara en agosto dos medidas prejudiciales en contra de la empresa y sus sociedades matrices en tribunales chilenos. El objetivo es que la inmobiliaria revele una serie de documentos a fin de preparar una demanda de indemnización de perjuicios.

Todo comenzó cuando el 9 de julio de 2013, Inversiones Bulcaun S.A. -propiedad del empresario chileno-irlandés- firmó un contrato de compraventa con la inmobiliaria ante el notario Raúl Perry P. En el acuerdo, Martin Terrence Flannery acordó la venta del inmueble ubicado en Encomenderos N° 83, donde durante 20 años operó el bar Flannery’s.

El caso es que el acuerdo estableció un monto total para la operación de 45.900 UF ($ 1.379 millones), cuyo pago se descompone en dos partes. Territoria acordó pagar $ 300 millones y el monto restante (32.762,44 UF) se comprometía a construir un local comercial en el mismo inmueble del proyecto.

Bulcaun, por su parte, debía entregar el local de Encomenderos N° 83 entre 24 y 45 meses tras la firma del contrato, bajo la condición de que el avance de la placa comercial del proyecto Territoria fuera de un 60%. Luego, Territoria debía entregar el nuevo local 10 meses después de que Bulcaun le entregara su local de Encomenderos N° 83.

Ahora bien, dichos plazos fueron modificados por los retrasos en la construcción del proyecto de Territoria.

Así las cosas, en noviembre de 2016 las partes modificaron los plazos establecidos para las entregas de los locales comerciales. La primera entrega ahora debía hacerse entre 49 y 54 meses tras la firma del contrato, eliminándose la condición del avance constructivo, y la segunda, ahora debía hacerse 18 meses después de que Bulcaun entregara su local.

En cumplimiento a los nuevos plazos acordados, Bulcaun entregó a Territoria su local comercial en noviembre de 2017. Con todo, a la fecha, ocho años después de la firma del contrato, Territoria aún no entrega el local comercial que le prometió a Bulcaun.

En enero de 2016, Abu Dhabi Investment Authority (ADIA), un fondo de inversión perteneciente al gobierno de Emiratos Árabes Unidos, se asoció con Territoria para desarrollar el proyecto Mercado Urbano Tobalaba (MUT).

Dos años después, Víctor Silva, gerente de Desarrollo de Territoria y quien negoció directamente el contrato, solicitó reunirse con Martin Flannery para informarle sobre los avances en la ejecución del proyecto. En dicha reunión, el 6 de junio de 2018, Silva indicó que la inmobiliaria no entregaría los inmuebles que a Bulcaun le correspondían al interior del proyecto por el sector de calle Encomenderos. En su lugar, se le indicó que se le pagarían las cláusulas penales fijadas en el acuerdo.

Según Martin Flannery, el ejecutivo le explicó que los inversionistas de ADIA habían decidido mantener el 100% de la propiedad de los locales comerciales y no tener otros propietarios dentro del proyecto.

Consultada Territoria sobre este tema declinó efectuar comentarios.

El próximo 10 de noviembre, a las 9.20 horas, se llevará a cabo la audiencia de exhibición de documentos ante el 25º Juzgado Civil de Santiago.

Vida en Zambia y Honduras

Martin Flannery es un trotamundos por excelencia. Al ser ejecutivo de Fyffes -una gigante productora de bananas propiedad de la japonesa Sumimoto- recorrió el mundo.

Vivió en Arabia Saudita, Zambia y Honduras antes de llegar en 1995 a Chile.

La melancolía por su tierra lo instó a inaugurar uno de los primeros bares irlandeses de Santiago: Flannery’s Beerhouse, local que funcionó durante 20 años.

Hoy el empresario es socio mayoritario de Tübinger y Cervecería Principal en Pirque, pero aún se muestra dolido por el negocio fallido con Territoria.

“Este es un tema sensible, porque mi intención no era salir de esta esquina. Negocié un trato con Territoria y vendí el terreno para que puedan hacer su proyecto. El acuerdo consistía en que después iba a poder regresar. Iba a tener un espacio, pero no salió como esperaba”.

“Me siento dolido, porque se quedaron con el local y desde mi punto de vista no cumplieron con el espíritu del contrato”, concluyó el empresario representado por los abogados Ricardo Reveco y Ricardo Padilla, de Carey.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.